La universidad bolivariana de los trabajadores "Jesús Rivero": un injerto socialista de la clase obrera

El Ministro del Poder Popular para la Educación Universitaria (MPPEU), para el periodo 25 febrero de 2010 al 13 de enero de 2011, camarada Edgardo Ramírez, nos dijo - en el 2010, a una vocería de la UBTJR, en una reunión en la sede principal del Ministerio ubicado en la ciudad de Caracas-"tenemos que avanzar con esta universidad que es totalmente diferente a las demás, es la universidad de los trabajadores; el Comandante Chávez está muy pendiente y confía en ella porque considera que esta universidad es un verdadero injerto socialista", luego de este mensaje del camarada Ministro, en unos días posteriores autorizó a la UBTJR, la administración y gestión de doce (12) Programas Nacionales de Formación (PNF); recuerdo que me dejó un mensaje por teléfono que decía: "Camarada allí tienen los programas aprobados, ahora debatan- como clase trabajadora - en todo el país, el Manifiesto Comunista".

Para ese entonces ya el Comandante Chávez había anunciado públicamente, en el Aló Presidente Teórico N° 6, de agosto 2009, el concepto de Injerto Socialista: "Tenemos una vieja estructura por todos lados -el capitalismo- pero también tenemos el socialismo en potencia por todos lados. Es necesario injertar lo nuevo en lo viejo, así de ese modo se pueden generar condiciones para transformar procesos, estructuras y sistemas. En el ámbito general de la sociedad como un todo, inclusive desde el punto de vista humano cada uno debe ser objeto de injerto en el cuerpo social. Entonces vamos allá como un injerto, creando lo nuevo, desde el punto de vista humano, de los valores; pero también hay que hacer al mismo tiempo el injerto material: en unidades productivas, Hay que buscar los terrenos las fábricas"

La UBTJR, se hizo realidad con la concepción de Jesús Rivero y a partir de la organización de la Clase Obrera petrolera que derrotó - junto a las comunidades organizadas y a las Fuerzas Armadas Bolivarianas, bajo el liderazgo del Comandante Chávez- el sabotaje petrolero 2002-2003. Surgió como un injerto de la Clase Obrera, en una industria marcada por la cultura corporativa de las industrias transnacionales petroleras, basada en la competencia y la calidad del mercado, con la política neoliberal entreguista de la IV República y como epicentro del sistema rentista consumista- parasitario. Como todo injerto de buena calidad, causó de inmediato la reacción violenta en las estructuras y en algunos actores con roles supervisorios y gerenciales comprometidos con las viejas costumbres de la estructura jerárquica y colonial que preservaban y aun defendían, a pesar que como Clase Trabajadora habíamos ganado la batalla de poner la industria petrolera a favor del pueblo venezolano.

Cuando presentamos la propuesta al MPPEU, en otrora, para buscar la formalización como Universidad Nacional Experimental de la República Bolivariana de Venezuela, también se observó de inmediato la reacción al injerto, de una cultura ministerial que solo estaba acostumbrada a preservar las universidades elitistas de este país y al proceso de privatización de la educación en Venezuela.

Gracias al nivel de organización de la Clase Obrera y a nuestro Comandante Chávez, la UBTJR se decretó oficialmente el 4 de noviembre de 2008, para que la Clase Obrera, mediante la educación y el trabajo, asumiera:

  1. La Autoformación Colectiva, Integral, Continua y Permanente (ACICP)

  2. La Gestión Directa y Democrática del Proceso Social de Trabajo

  3. La Soberanía Científica, Técnica y Tecnológica

  4. La Defensa Integral de la Nación

  5. El modelo económico productivo, endógeno, sostenible y sustentable

  6. La transformación universitaria

Desde sus inicios y hasta los momentos, la UBTJR, se enfrenta en mayor o menor grado, a:

  1. La División Social del Trabajo

  2. La cultura corporativa transnacional

  3. Los modelos de relaciones autoritarias, coloniales y neocoloniales

  4. El viejo modelo educativo

  5. La fragmentación del trabajo, la investigación y el estudio

  6. La fragmentación Manos-Cerebro, Pensamiento- Acción, Hacer-Conocer

  7. La vieja cultura sindical, aliada a las estructuras patronales burgueses en contra del poder y protagonismo de la Clase Obrera

  8. La mala costumbre de formar parcelas o grupos que castran el sentir, el pensar y el hacer colectivo, asumiendo falsos protagonismos en nombre de la Revolución Bolivariana

  9. La lógica devastadora del viejo estado que aún pervive en la práctica de algunas y algunos que se asumen funcionarias o funcionarios del Estado y no asumen el papel de militante revolucionario que deben facilitar y orientar el Poder Popular para la construcción de la sociedad Socialista.

El reto que nos dejó Chávez y que ahora nos solicita Maduro, es que este injerto resuelva las contradicciones internas y externas y culmine exitosamente el papel que le fue encomendado por Jesús Rivero, Chávez y el Pueblo venezolano.

La UBTJR debe seguir siendo la táctica de la Clase Obrera para alcanzar la Sociedad Socialista mediante la educación y el trabajo.

Viva la UBTJR/Feliz Aniversario No.8.

Viva la Clase Obrera.

Viva Chávez.

Patria Socialista. Viviremos y Venceremos



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2329 veces.



Arquímedes Mundaraín

Ingeniero Electricista. Docente en la Universidad de los Trabajadores en Monagas. Militante Revolucionario . Cristiano, Bolivariano y Chavista.

 mundaraina@gmail.com

Visite el perfil de Arquímedes Mundaraín para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: