¿Señores Diputados…El desastre agrícola pretenden resolverlo con nuevas Leyes?

El Ejecutivo Nacional consignó ante a la Asamblea Nacional la solicitud para la aprobación de tres Leyes para el sector agrícola, La Nueva Misión Agro Venezuela, la modificación de la Ley del Banco Agrícola y la de Salud Agrícola Integral, la Comisión de Economía, Finanzas y Desarrollo de la Nación del Parlamento Nacional será la encargada de discutir la propuesta del gobierno nacional y darle la urgencia legislativa para su consideración en las plenarias de la Asamblea Nacional, un nuevo ordenamiento jurídico ,el cual es considerado de prioridad para la gestión del gobierno nacional en su gestión de atención al campo venezolana

El gobierno nacional pretende solucionar la profunda crisis económica, el colapso del rentismo del petroleros, la hiperinflación, la dolarización de la economía, la pérdida de poder adquisitivo del salarios, la baja demanda por parte de la población de bienes y servicios ,que constituyen la más abismal crisis economía en la historia de la república, ante una economía totalmente paralizada la solución que tiene el gobierno son cortinas de humo, pretenden con el desastre agrícola solventarlo mediante propuestas de nuevas leyes, obviando el cuerpo de ordenamientos jurídicos existentes para el desarrollo agrario, contenidos en la Constitución Nacional en sus artículos 299 ,305 y 306 donde se consagra la agricultura como la economía del sector primario y el soporte para el desarrollo sustentable de la soberanía agroalimentaria. La Republica cuenta con leyes vigentes como son la Ley de Tierras y Desarrollo Agrario, Ley de Atención al Sector Agrario que permite que el 30 % de la cartera crediticia de la banca pública y privada este orientada al sector agrícola, y la ley del Plan de la Patria 2019 2025 que es la propuesta de planificación del gobierno nacional.

La visión burocrática de las autoridades actuales del ministerio de agricultura y tierras, ante la incompetencia demostrada en los cinco años de gestión pública, pretenden burlarse con un trapo rojo, solicitando nuevas leyes para ocultar la incapacidad plenamente demostrada y evidente en los actuales niveles de productividad de la agricultura nacional , con los bajos volúmenes de cosecha nacional, los disminuidos rebaños de las diferentes ganaderías , y las propias condiciones deplorables del todos los organismos que constituyen el ministerio.

Las condiciones actuales de la institucionalidad del Ministerio de los Agricultura y Tierras, de las competencias, atribuciones ,servicios , asesorías , planes, ejecución de obras y atención al soberano, presentan una realidad inocultable, en todos los organismos e instituciones vinculadas al agro, la situación que presentan se puede resumir en una sola palabra, el ministerio orgullo de los agricultores hoy es una "" calamidad "".No se puede exigir gestión pública de quienes son los responsables del mayor desastre de la agricultura nacional, porque no pueden éticamente responderle al País ,por la sencilla razón que no están académicamente formados para entender la problemática agraria, no puede haber reflexión en quien ocupa el mayor cargo de responsabilidad en la agricultura nacional si no cuenta con las herramientas de la formación educativas de las ciencias del agro, que solo pueden ser obtenidas desde las aulas universitarias emblemas de casas de la sabiduría por ser la cuna de la Ciencia, Tecnología, Planificación e Investigación de la Agricultura venezolana, ahora pretenden como estrategia de engaño que son las nuevas leyes las que encaminaran las soluciones a los conuqueros, campesinos, pescadores, granjeros, ganaderos y agroindustriales.

La situación agraria del país es preocupante, ante la situación imperante de la debacle de la industria petrolera y del colapso de la renta de la nación de los ingresos en divisas de la exportación de hidrocarburos, al no contar con volúmenes suficientes y estables, y no existir la operatividad importadora de los agro negocio en grandes volúmenes de alimentos de la denominada agricultura de puertos, ante este hecho evidente los únicos garantes del suministro alimentario de la población son los agricultores venezolanos, los campesinos, conuqueros, ganaderos, granjeros, pescadores son los verdaderos héroes al sostener sus unidades de producción frente a veinte años de competencia desleal ,ventajista de las empresas importadoras de alimentos, de las políticas de Estado en las gestión de gobierno , con la falsa seguridad alimentaria, los agricultores han resistido en pie con la mayor fortaleza sin contar con medidas de protección nacional para un sector sensible y de importancia estratégica.

El agro soporte está en condiciones deplorables, la vialidad local. rural y agrícola en pésimas condiciones, la falta de manteamiento de los embalses, presas y sistemas de riego, fallas durante largos periodos del suministro eléctrico, las condiciones de seguridad ciudadana sufren el acoso permanente de la extorción de bandas del hampa, las actividades propias para cumplir la función de agricultor están seriamente comprometidas, una economía dolarizada con hiperinflación, escases de los insumos, fertilizantes, semillas, respuestas, sin combustibles para las labores de trasporte, preparación de suelos, riego y el no contar con financiamiento de ninguna de las instituciones públicas y privadas . Venezuela es el único País del Mundo sin Crédito para los Agricultores.

El parlamento nacional debería abocarse en su competencia Constitucional y priorizar en analizar la memoria y cuenta del Ministerio de Agricultura y Tierras, conocer la situación del campo, de los hombres , mujeres y familias que cumplen la misión enaltecedora de sembrar la tierra ,mantener rebaños, recolectar huevos, capturar los peces en el Mar Caribe ,es útil que acudan a los centros de investigación, las estaciones experimentales, evaluar en el territorio los acontecimientos reales, esto correspondería al parlamentarismo de campos agrícolas, acudiendo a conversar con quienes ocupan las actividades agrícolas en las regiones de los llanos orientales, centrales y occidentales, la región del sur del lago de Maracaibo, la región de los Andes, el valle de Quibor,La meseta de Guanipa ,los pescadores orientales y paraguaneros. granjeros avícolas, porcinos, ganaderos de los diferentes rebaños bovinos, bufalinos, ovinos, caprinos, el sector de la pequeña, mediana y gran agroindustria, solicitarle a Sudeban y las instituciones financieras públicas y privadas los balances para verificar si cumplieron con la Ley de otorgar financiamiento a los agricultores.

Una vez realizado el parlamentarismo de campo agrícola, con toda la información recopilada directamente suministrada por los agricultores proceder a interpelar a los Ministros que tienen que ver con la gestión del Poder Ejecutivo en el sector primario de la agricultura ,que son el Ministerio de Agricultura y Tierras, el Ministerio de finanzas, dando cumplimiento a la Constitución Nacional de la República Bolivariana de Venezuela del Poder Legislativo Nacional en el Capítulo I articulo 187 ordinal 3. Ejercer funciones de control sobre el Gobierno y la Administración Pública Nacional, en los términos consagrados en esta Constitución y en la Ley. Los elementos comprobatorios obtenidos en el ejercicio de esta función, tendrá valor probatorio, en las condiciones que la Ley establezca. Y con ello le permitirían establecer las prioridades de la inversión pública en la agricultura en la ley de Presupuesto Anual que presenta el ¨Presidente de la Republica y que discute y aprueba la Asamblea Nacional de acuerdo al artículo 187 ordinal 6

La situación de crisis económica y la realidad existente, del empobrecimiento de la población, donde nueve millones de familias están pasando hambre según los reportes oficiales de la FAO, para encaminar las soluciones que demanda la población como es el suministro estable, suficiente, y accesible de alimentos sanos, a todas las familias, quienes garantizan los alimentos por su compromiso honorable son los agricultores, son los venezolanos que están en los territorios rurales quienes cumplen el deber soberano de proveer alimentos, que no se acueste un niño llorando sin un vaso de leche, un aciano sin cena, no se justifica que los venezolanos pasen hambre y igualmente injustificable Diputados.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 729 veces.



Alirio Rangel Díaz

Ingeniero Agrícola. Agricultor

 aliriorangel1959@gmail.com

Visite el perfil de Alirio Rangel Díaz para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: