La corrupción es el mayor escollo a todo proceso de cambio revolucionario

La lucha contra la corrupción es de todos los minutos del día. No debe haber tregua en ese esfuerzo por combatirla. Es, sin duda, una misión difícil y de la misma nadie debe marginarse. Todos debemos incorporarnos con una conducta ética y moral inquebrantable para batirla como arma poderosa donde quiera que se haga necesario para destruir ese morbo que entorpece y destruye sin contemplaciones de índole alguna, esperanzas de cambio, de transformaciones hacia estadios de mayores satisfacciones y felicidades para los pueblos. De allí que el llamado que hace el Presidente Nicolás Maduro por la aprobación de una Ley Habilitante para arbitrar mecanismos que permitan en lo inmediato que enfrentemos y derrotemos de manera implacable a ese flagelo, es un deber de todo venezolano honesto y responsable concederle el mayor respaldo para que la Asamblea la apruebe, inclusive con la más amplia mayoría. Quienes allí se abstengan o voten en contra de la norma, no son otra cosa que beneficiarios directos de la corrupción o cómplices necesarios de quienes incurren en ella…

El presidente Chávez fue un adalid en la vocería de muy alto tono para enfrentar la corrupción y castigarla con todo rigor. En esa dirección hay que marchar les dijo una y mil veces de forma incansable a todos sus equipos de gobiernos, sin vacilaciones y sin importar dónde y quienes sean los que la manejan y la estimulan. Jamás perdió ocasión para exigir, además, la mayor atención y el mayor rigor a todos los ciudadanos de este país para que se mantengan vigilantes y muy atentos para impedir que aquellos que han decidido cabalgar en esas condenables desviaciones, extorsionando y cobrando coimas utilizando sus poderes burocráticos, hagan de las suyas.

Fueron, efectivamente, reiterados sus llamamientos al país en general para que se articule en una voluntad de lucha y vigilancia incansable para garantizar que en todos los estamentos del Estado que tienen que ver con el manejo y la custodia de bienes y fondos públicos, con la concesión de contratos y permisos, con el otorgamiento de documentos de identidad o los que fueren, así como que en el ejercicio de sus respectivas competencias, quienes estén al frente de los mismos actúen con la más absoluta transparencia.

Ese discurso anticorrupción reiterado fue bien importante y necesario, pero siempre dijimos que no era suficiente en tanto no se acompañara de actuaciones rigurosas de fiscalización y control y es por ello que este llamado que le hace Maduro al país, es una necesidad que no espera ya más…

La lucha anticorrupción es una prioridad si queremos preservar la revolución, única opción que nos permitirá llevar a nuestra patria, lo reiteramos con la mayor convicción, hacia su mayor progreso y bienestar.




Esta nota ha sido leída aproximadamente 1198 veces.



Iván Oliver Rugeles


Visite el perfil de Iván Oliver Rugeles para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Iván Oliver Rugeles

Iván Oliver Rugeles

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /contraloria/a172427.htmlCd0NV CAC = Y co = US