Esos intelectuales pajúos

Señalaba el pajúo de Antonio Gramsci, por cierto “intelectualoide” citado y requeterecomendado por el comandante, que "Todos los hombres son intelectuales, pero no todos los hombres cumplen en la sociedad la función de intelectuales", y aquí es donde cabe perfectamente la “cavilación perfecta” del vicepresidente del partido y canciller de la república, al referirse al “papelón” que se han atrevido a hacer esos cerebritos que se hacen llamar intelectuales de izquierda, cuando sudoroso de tanto trabajo espetó: “Por eso algunos opinaban por ahí y compartimos esa opinión, que algunos se dedican a hablar paja, a elucubrar y especular y una gran mayoría de nuestro pueblo a trabajar, trabajar y trabajar todos los días y a construir”.

Tiene Razón Nicolás; trabajar, trabajar y trabajar, a quien y que importa si el socialismo es del siglo XX o del XXI, cada quien que vaya agarrando su Hoz, su Martillo y sus alpargatas, porque aquí no hay tiempo que perder leyendo las razones por las cuales se cayó el muro de Berlín y mucho menos que hacían los tanques de los “camaradas” soviéticos fastidiándoles a los vecinos de Praga su primavera. Aquí lo que viene es joropo trabajao y voluntarismo ciego participativo.

Desde el manifiesto comunista hasta estos amages de construir una sociedad socialista, que importancia tendrá andarse leyendo a Marx, Lenin, Trostky, Lukács, Mao y a todo al que se le haya ocurrido desde la “soledad” de un escritorio, descifrar esas interrogantes que dejaron los pajizos antes mencionados. Eso sería hablar paja, paja y más paja; cuando aquí lo que necesitamos es militar en el Psuv, hablar del chavismo, chavismo y más chavismo; y así después de tanto trabajar, sólo entonces hablaríamos de socialismo.

Este proceso está rodeado de talanqueras por todas partes. Si a usted se le ocurre hacer una observación, disentir de una propuesta o echarle una criticaita al gobierno, de inmediato se le invita a que se dirija a la talanquera más cercana; y precisamente esa fue la reacción del camarada Chávez, ante los planteamientos hechos durante el Seminario: "Intelectuales, Democracia y Socialismo: Callejones sin salida y Caminos de Apertura", organizado por el Centro Internacional Miranda. Como en un callejón sin salida quedaron estos “habladores de paja” cuando el arañero de Barinas le respondió: “Salgan de unos salones por allá y vénganse aquí a La Fría (Táchira), a los llanos, por los barrios de Caracas”... “Aquí más de uno de esos intelectuales dicen que son chavistas y lo que en el fondo son es antichavistas".

Hasta tendría razón el “lenguaraz” de Bakunin, cuando afirmó que de acuerdo a los “intelectualillos” que escribieron la Biblia, el primer libre pensador que se conoció por estos mundos fue al Diablo, por haberse revelado de las leyes de Dios, que según la iglesia estaban fundamentadas en el principio de que sólo la autoridad puede determinar qué es lo bueno y lo malo, lo justo y lo injusto, lo verdadero y lo falso y, finalmente, lo que conviene o no a los fieles.

Así las cosas, vamos a trabajar y a trabajar, dejémonos de encuentros, teorías, reflexiones, debates y toda esa “paja loca”, finalmente eso es lo que conviene, ¿Verdad Nicolasito?

douglas.zabala@hotmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1867 veces.



Douglas Zabala


Visite el perfil de Douglas Zabala para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Douglas Zabala

Douglas Zabala

Más artículos de este autor