Pildoritas 84 (año 02)

DIPUTADOS A LA CALLE

En la sede de la gobernación del Táchira el gobierno saliente de Ronald Blanco, dejó unas instalaciones nuevas, modernas y bien dotadas y en el viejo edificio, sin ningún problema funcionaban las diferentes dependencias oficiales del Poder legislativo, al llegar “el mazamorro”, en lugar de dedicarse a intentar trabajar de manera coordinada para bien del Táchira con el Consejo Legislativo mayoritariamente integrado por revolucionarios, se ha dado a la tarea de hostigarlos y amenazarlos con desalojarlos de unas instalaciones que él no necesita, solo en una demostración del odio incontenible, no conforme con las amenazas, ha frenado el flujo del presupuesto que le corresponde a la legislatura para por esa vía intentar ahogarlos financieramente, mientras estas cosas suceden todavía existe gente que duda del fascismo más inocultable con que este gobernador de la derecha actúa, de la misma manera que sus colegas del Zulia, Miranda, Nueva Esparta y las Alcaldías que lograron ganar con la ayuda del canal de la muerte Globo terror.

Esta actitud del gobernador ha de servirle a los diputados para demostrar su liderazgo y movilizar a quines les dieron su voto para que estén donde estén a fin de que el fascismo sepa cómo es que se vate el cobre contra medidas autoritarias como la que amenaza aplicar.-



LOS PANFLETOS DE LA MUERTE

Con la aparición de los panfletos cuya autoría de atribuyen organizaciones autodenominadas “Águilas Negras”, entre otras, se confirma lo que muchos hemos afirmado, de la penetración de irregulares desde Colombia, país en el cual la canoa se les puso alta, y una vez desmovilizados, y al encontrarse que las promesas del gobierno no se materializaban en muchos de ellos, optaron por continuar haciendo lo que bien saben y para lo cual están bien entrenados y aquí, en Venezuela, sobre todo en la frontera han encontrado terreno fértil y cobijo de gobiernos regionales desalmados que sin miramiento por el sólo hecho de querer salir de Chávez, los utilizan con fines inconfesables pero previsibles, si recordamos los intentos en la funa Darktari, y los sucesos en la universidades con saldos sangrientos.

Situaciones como las que se desprenden de los panfletos, que incluso se atrevieron a publicar por un diario de circulación regional, se han materializado en Colombia con profusión y aquí ya comienzan a suceder con inusitada frecuencia; se hace urgente entonces que las autoridades a través de los departamentos de inteligencia, de inmediato se dediquen, por todos los medios a investigar y develar los planes siniestros que se desprenden de los anuncios de estas organizaciones delictivas, expertas en sicariatos, extorsión, secuestros y demás delitos que conllevan generalmente a que muchos inocentes pierdan su vida de la manera más absurda.-



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1719 veces.



Saúl Molina Z.


Visite el perfil de Saúl Molina para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: