Vida cristiana

La Teología rompe el miedo social

Necesariamente el hombre tiene que ir al campo reflexivo para que comprenda las teorías que giran a su alrededor y lo llevan al fracaso por el fanatismo ideológico que le ha propuesto a su vida y lo puede llevar a una corrupción integral en su hacer cotidiano y alejarse de la voluntad de Dios. Desea convivir con sus costumbres y tradiciones, aceptando los criterios de la Iglesia, según los intereses de los sacerdotes y no lo que refleja la doctrina cristiana en sí. Es necesario abrir cursos aplicativos sobre Teología para que la gente entienda la construcción colectiva y comunitaria de los antiguos fieles que entendieron de una manera rigurosa el concepto de fe, esperanza, espiritualidad y cambio social.

En este siglo XXI no hay utopías, todo se ha venido comprobando científicamente y solo la sabiduría de los pueblos originarios nos ha llevado afortunadamente a formular una síntesis entre sus culturas y la fe cristiana fuera del área de los Obispos. Debemos recordar que es un tiempo de desafío, unidad y esperanza aclimatada a una ideología al servicio de una ética y un proyecto político ya sea socialdemócrata, socialista o democratacristiano o falangista.

La economía liberal latinoamericana se da en un fenómeno de globalización llevando una señal de miseria a la gran familia de nuestro continente, donde el monopolio se convierte en una actividad humana para aumentar en la sociedad un punto dramático llamado esquilaciön social.

Aquí, precisamente empieza a activarse el mundo religioso para crear situaciones nuevas que confunden a los catequistas y corpotores bíblicos que llegan a las iglesias o sectas a diseminar una semilla evangelistica totalmente corrompida y alineada al séquito religioso.

Este es un Continente de notable ausencia cristiana, pero con una fe fetichista muy amplia que ha logrado identificarse con la política para tener dominio sobre las masas y lograr manipularlas hacia la destabilización social y dividir la unidad familiar.

El Rector de la Universidad de Santa Rosa, Martín Zapata señala que la Teología es un camino de liberación, interpretación y praxis histórica que se inicia por el descubrimiento y desenmascaramiento de los sistemas de opresión y de dominación. Ella nos lleva a trabajar sobre la realidad humana y comprometernos con ese tiempo de cambio.

Ese tiempo es el de Klepper. La historia es un ciclo direccionado por sectores que tienen su propia explicación y donde el hombre debe asumir sus propias decisiones. Por lo tanto, todos los venezolanos estamos comprometidos con la historia para avanzar hacia la esperanza y seguir el camino de la autentica espiritualidad y amor. Así que pertenecemos a un contexto geográfico – histórico donde las ideas deben motorizarse hacia fines estratégicos de lucha sociopolítica.

(*)Filósofo

emvesua@cantv.net


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1331 veces.



Emiro Vera Suárez(*)


Visite el perfil de Emiro Vera Suárez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Emiro Vera Suárez

Emiro Vera Suárez

Más artículos de este autor



US mp N Y ab = '0' /actualidad/a61468.htmlCd0NV CAC = Y co = US