Siembra de desesperanza y desesperación

Golpe Suave: Ni Atila o Nerón pudieran haber hecho un daño mayor

“Su espíritu adornó los cielos;
Su mano creó la serpiente tortuosa.
He aquí, estas cosas son sólo
los bordes de sus caminos”

La Santa Biblia: Job 26-13

¿Cómo explicar la desmotivación? ¿Cómo justificar el carrusel de torpezas cometidas desde el seno del chavismo? ¿Cómo atrapar la desesperanza que tiende a expandirse a lo largo y ancho del dorso popular? Ni siquiera en el programa “Nuestro Insólito Universo” cabe el que un grupo de sujetos se aboquen a destruir aquello que les permite estar donde están, que conspiren en contra de la finalidad de instituciones donde han sido designados, que despilfarren una suntuosa suma de dinero sin poder mostrar un producto medianamente aceptable. Es un particular “Insólito Universo” donde cualquier extravagancia es posible como:

-Un Plan Bolívar 2000 apuntado en la memoria de un bloque de hielo hace rato diluido;

-Un FUS del cual muy pocos quieren acordarse y menos responsabilizarse;

-Mercales en el piso luego del mercenarismo, nepotismo, ineficacia y corrupción;

-Módulos de Barrio Adentro surcando el abandono y la desidia;

-Núcleos de Desarrollo Endógenos que no llegaron a desarrollarse;

-Inmensos recursos invertidos en las Escuela Bolivarianas, sin embargo hoy Globovisión puede contar con toda una agenda de casos reales que mostrar, donde la desidia reina;

-Sembrados hidropónicos envejecidos y olvidados junto a las ya avejentadas muestras navideñas.

Será que un día nos veremos a la cara, comandante en jefe incluido, y nos diremos las necesarias verdades como pueblo, estadistas o revolucionarios.

Lo anterior es sólo una muestra de lo que no debe ser, a menos que la intención sea dar al traste con la experiencia bolivariana mediante la siembra de desconcierto y desesperanza como paso previo para enfrentar al propio Chávez con las necesidades de las mayorías nacionales, acabando así con el sueño bolivariano a punta de negociación de conciencias, práctica del clientelismo, oportunismo e indignidad.

Si quiere no lo vea, no lo piense, ni lo imagine pero una cruel conspiración a lo interno del chavismo se desarrolla, son seres de poca conciencia sobre lo que dramáticamente es y lo que optimistamente debe ser, irreflexión colectiva de un grupo dispuesto a no escuchar o respetar el clamor popular, es la insolencia que acompañaba al conquistador español reciclándose en la praxis del imperio en férrea alianza con la oposición fascista y la derecha descocada a lo interno del chavismo. Es la imposición de normas políticas, consejas miserables como: “cuánto hay pa’eso”, “póngame donde haiga”, “Chávez manda en Miraflores, yo mando aquí”, “yo no trabajo solo”, “mi familia y amigos también comen”. Es esa patraña de soberbia y no un manual cualquiera de gerencia, lo que está presente, con muy contadas excepciones, en el escritorio del compatriota Ministro, Alcalde, Gobernador, Diputado, Concejal.

Ahora Atila se en compincha con Nerón para perseguir libertarios sueños, acosan toda ilusión del pueblo Nuestroamericano, es Hitler de la mano de Torquemada y también Al Capone y Lucky Luciano dictando charlas de ética y buenas costumbres a destacados prohombres y promujeres del proceso bolivariano. La máxima intriga contra todo intento de liberación de los pueblos se impone, es peor que aquella práctica desarrollada por el Departamento de Estado de sembrar y distribuir drogas en las barriadas populares, por allá en los finales de los 60 para neutralizar la protesta de nuestro pueblo así como la destrucción de la rebeldía negra en el gran país del norte.

***

No se siembra gratuitamente desilusión y desaliento, droga o falsos valores, existe una finalidad a partir de la perversa aceptación de que los pueblos no son, ni remotamente dueños de sus destinos, es un estado de aceptar y actuar según el cual los marginados siempre han de continuar esquilmados y los privilegiados, privilegiados, privilegiados, siempre privilegiados. Desde los predios de la oposición fascista se aplauden las torpezas surgidas en el seno del chavismo como resultados esperados según la práctica, funciones, estructuras, concepciones, finalidad de las instituciones y mentalidad de sus principales actores. Dicen estos pro-yanquis que las ineptitudes tienen como razón de ser: “Cortarle el vuelo al chavismo radicalizado”, “Constituir el añorado chavismo sin Chávez, chavismo sin pueblo, chavismo conciliador”, “socialismo moderado”. Entonces llueve la incertidumbre revestida de interrogantes ¿Será que las fallas, ineficacia, corrupción y errores del Plan Bolívar 2000 son cosas programadas? ¿Dónde se encuentran los responsables y subalternos de ese Plan? ¿Cómo hacemos, luego de Re-visar Barrio Adentro, FUS o Mercal y ver lo que muchos intuimos, que la viejita Paula, el chamo Ramón y la maestra Josefina continúan apoyando el proceso, están dispuestos a salir un nuevo 13 de abril y ejercer el voto por el compatriota Chávez pero se les ha cumplido? ¿Les ha llegado su cuota de la renta petrolera? A veces nos sorprende el maquiavelismo, la mala fe o desconfianza, parece que nunca ellos, la cuarta república se fue, por eso la consigna de no volverán pierde sentido, como volver si no se han ido.

Desde un mar sin consignas ni programas alguien goza del derecho de reflexionar: ¡Habrá alguna manera de sembrar esperanza y sepultar la desesperación reinante! ¡Quién dirá ahora que hay futuro! ¡Quién intentará la interlocución con aquel que se esta acercando a no creer en nadie! ¡Será que de repente alguien empieza a cultivar expectativa y todos nos sumamos! Nada sabemos más allá de que cada escena de la situación acá visualizada persigue saber, entender y preguntar sobre esa R de RE-VISAR, su limitación y alcance a la espera de nuevos motivos para la vida y no para la muerte, para el entusiasmo y no para la desilusión. Un alguien poco a poco y mucho a mucho esta matando la razón de ser de muchos bajo la sombra o alcahuetería de los privilegios de muy pocos.

***

La derecha endógena conspira siempre, sea en el baño o en el ascensor que repentinamente se daña, ella es, a su momento, el genial planificador que olvidó los planos, aquel Ministro que sabe donde están los radicales de izquierda pero ignoran si existe la derecha. Ese quiste no conoce límites, por cualquier motivo hace culpable a un luchador de toda la vida y exonera al primo o a la amante acusados de despilfarro. Es la máxima tergiversación donde los buenos son malos y los malos buenos. El espíritu de  esa derecha endógena se condensa en no saber ni interesarse por la política aunque el 3 de diciembre mostró su mejor sonrisa, no le interesa la política pero repite el discurso de Uribe, adornado con lo explicado por Busch desde cualquier oficina del gobierno Bolivariano. Esa protuberancia a lo interno del proceso también es la conjunción de malformaciones políticas-ideológicas disfrutando ante la desgracia o dolor de los desposeídos, de los que se ilusionaron con la promesa de Chávez y luego los emisarios del imperio y la derecha endógena sabotearon, es la imposibilidad de sembrar una sonrisa en cualquier Juan, recipiente de todas las hambres y desilusiones que pueden caber en un cuerpo.

La derecha endógena es la misma que labra desdicha en aquellos que no serán parte de la fuerza laboral en el Tribunal Supremo de Justicia, PDVSA, SENIAT o cualquier otro codiciado empleo en las empresas del Estado. Es el infortunio de quienes no llegaron a tiempo en el arreglo y distribución con los infiltrados, son los chavistas pateados por el adeco o copeyano que apenas hace seis años se incorporó al “proceso” votando contra el presidente incluido el 2-D y hoy es un prócer que legisla sobre vidas cuyo pecado es ser chavistas. Son vi-reyes tras de las oficinas de personal o recursos humanos desechando y consolidando cuadros de Primero Justicia, AD, COPEI o Nuevo Tiempo.  Son eficientes perseguidores del chavismo apoyados lamentablemente por los ingentes recurso del gobierno de Chávez.

Y como una preciada perla, parece que algunos saben mucho o no saben como andan los batallones, como reina la deserción, desbandada y aún así actúan desde una parranda nunca vista de atropellos y decretos para nada cónsonos con un instrumento (el PSUV) que en su construcción ya muestra fisuras y debilidades difícilmente salvables.

Continuará la mirada a otra parte hasta que la mira del fusil y la voz del comandante del fusilamiento nos recuerden que vamos a ser ajusticiados luego de haber fracasado la quinta república. Que nadie repare en el mundo de los detalles, de la especificidad que aclara, que sea el atolondrado acontecer quien dictamine. Sin embargo siempre una verdad resurge: Ellos para nada fueron humildes, se embriagaron con las mieles del poder, se olvidaron de la liberación, entonces a pesar de ellos y por sus atorrancias continuaremos la tortuosa marcha de un nosotros (que gusto tanto a Diego Silva Silva) que solo estaba en pausa, en lista de espera, pero sobretodo, que ya se está cansando de rumiar, dormir y soñar desde la frustración y la rabia. Un nosotros que difícilmente seremos actores pasivos del Golpe Suave, de la acción encubierta basada en la siembra de desesperanza. Un nosotros que es el demiurgo que nos ilumina.

¡Por el honor de Sergio Rodríguez, No pasarán!

¡No pasará la derecha endógena, la oposición fascista y el imperio!

¡SOLO EL PUEBLO SALVA AL PUEBLO!



Esta nota ha sido leída aproximadamente 10863 veces.



Luis Villafaña


Visite el perfil de Luis Villafaña para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: