Crítica ácida

Análisis oficial de las crisis ante la histeria opositora

Producto de la molicie correspondiente al asueto de Carnaval vienen a las ideas de redacción aspectos que, en honor a mi verdad, dan mucho material para los análisis del comportamiento por adversarios a la revolución socialista bolivariana. El título lo baso en la experiencia personal de oír a un señor de edad provecta, estaba entre quienes adquirimos frutas, e hizo un comentario levantando la voz "a esta vaina tenemos que darle un parao". El vendedor nos miró y afirmó displicentemente "si señor", como para no meterse en problemas.

Me llamó la atención el ciudadano sexagenario vociferando que, "quién era Simón Bolívar, un carajo rico de cuna, un comunista pero con billete, un desgraciado dictador asesino de mucha gente". Nadie lo objetó, lo miraron cual loco sembrando en el asfalto de una acera pese a tener al lado la tierra para la siembra, al desquiciado "viejito" nadie le hizo caso y se marchó gritando groserías. Gracias a ese orate adversario de nuestro Libertador, ideé esta opinión ácida, los extremistas tan reveladores sin duda sufren su ignorancia histórica alarmante.

El mundo entero reconoce entre los luchadores patriotas independentistas de nuestro sur Continente, al único Libertador a quien se le dio tal título en vida y en plena acción por la soberanía antiimperialista. El respeto al derecho ajeno es la paz, concepto repetido por oradores políticos antiquísimos, lo vivimos en la Venezuela contemporizadora y resiliente siglo XXI, era de conflictos donde el imperialismo estadounidense para millones y millones de seres constituye el peor asesino en la faz del mundo, matando seres humanos con sofisticadas armas destruyendo en forma arrasante tierras día tras día en salvaje capitalismo.

Quienes viven en la inopia, no les interesa el dramatismo en Gaza, suponen que, "esa vaina es muy lejos y a nosotros nos interesa la Venezuela del poder anterior a 1999, porque hemos perdido oportunidades". A esos "pensadores" no se les puede razonar, a la postre serán consultados realmente en democracia socialista como lo hacemos, ahora se obedecen las urnas electorales sin actas mata votos típicas de adecos y copeyanos, lo iniciado en Venezuela el 2 de febrero hace un cuarto de siglo, pervive.

Este orgulloso y soberano bolivarianismo no desmaya, nos sentimos dignos hijos de nuestros libertadores, lo muestra y demuestra la política oficial con Chávez y Maduro sin las trampas de la tal "democracia representativa", la de 40 años de amenazas, torturas, encarcelamientos, censura de prensa y pare usted de contar lo implementado con la bendición de EEUU y gobernantes fascistas o dictadorzuelos, respetamos desde 1999 a cada nación, con diplomacia y auténtica soberanía.

Trabajo y más trabajo revolucionario, paciencia y más paciencia con los disociados, comprensión e inteligencia frente a los sinsabores de los adversarios encerrados en conceptos antiguos y otros modernos insuflados contra la real independencia de criterio republicano, no "arar en el mar" como pronosticó Bolívar antes de la desaparición de la Gran Colombia, descompuesta por proyectos personales de Generales como Flores el carabobeño en el Ecuador y Páez el portugueseño separando a Venezuela de la Gran Colombia, ambos traidores del antiimperialismo eterno propuesto por el Padre de la Patria.

La histeria opositora siglo XXI tiene a sus adherentes desilusionados de sus dirigentes y alcanza niveles preocupantes, aunque otras veces he dicho que, esas crisis opositoras culpabilizando de absolutamente todo al gobierno de izquierda, los mantiene en peligro y son mal ejemplo ante sus familias, a ellas y ellos recomendación pertinente, la histeria puede conducir a negación psicológica de la existencia a quienes se dejan arrastrar capaces de pactar con figuras delincuenciales. Piénsenlo y... no hay de qué... cordialmente venezolanos siempre.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 848 veces.



Luis Sánchez Ibarra


Visite el perfil de Luis Sánchez Ibarra para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: