Basta de tanta bazofia procesal y judicial! Liberen a la pediatra


En Venezuela hemos visto el cómo los presos políticos son humillados, torturados y hasta asesinados (caso Fernando Alban, aceptado por el fiscal Tarek William Saab) por parte de un régimen neototalitario cuyas prácticas representan una simbiosis del neofascismo, neonazismo, neoestalinismo y también del neotalibanismo, o sea, eso es el madurismo.

En tal sentido, lo último que puedo ver en violaciones de derechos humanos está en la consecución de querer ver a un “Estado” erigirse en juez y parte sobre cualquier hecho que para ellos representa un “delito” antes que cualquier investigación, pero además, dejando claro, que basta una denuncia por Twitter o cualquier red “social” en determinada acción que el madurismo considere necesaria para sus afines políticos, mientras existen miles y miles de denuncias en donde las autoridades, comenzando por la fiscalía ignoran porque sería como una forma de suicidio político.

Así tenemos, que recientemente ocurrió un hecho en donde supuestamente una pediatra adscrita a un centro de salud del estado Lara (1) se habría negado a atender a una beba menor de un año, quien estaba presentando diversos síntomas, entre ellos, fiebre con alta temperatura. Ahora bien, si ese hecho es “verdad o mentira” corresponde a la fiscalía iniciar una investigación del cómo sucedieron las cosas en ese hospital, pero lo que parece irracional es que por una simple denuncia, en donde además no existen suficientes elementos de una acción de negligencia médica comprobada, al punto que tampoco existe alguna situación denunciada posteriormente, en la cual la niña haya caído en un estado de máxima gravedad y peligro de su vida, como tal vez haya derivado en una convulsión con consecuencias impredecibles, se arremeta contra la profesional de la medicina y se encarcele, haciendo de tal hecho una infeliz detención, en la cual, incluso lo que se hace con otros detenidos y auténticos delincuentes en ocultar sus rostros (2), pues nada más y nada menos, que el propio “ministro” del interior y “justicia” desde su cuenta personal en la misma Twitter somete a la joven pediatra al escarnio público mostrando su rostro, y se hace de ella, algo así como una “criminal de alta peligrosidad”, y empleando de manera eufemística la leyenda en su mensaje: “Detenida mujer por omisión del deber de socorro en Lara”. (3) ¡Claro! Pero, es el “ministro”, y él puede mostrar las fotos de cualquier(a) acusado(a) en fase de investigación, aunque sea una violación de la Constitución y las leyes, y un evidente exceso de autoridad.

Lo insólito es qué si la pediatra resulta una “criminal” de comprobarse que ella se habría negado a atender a la beba, entonces ¿quiénes son culpables que mueran niños en los hospitales por falta de insumos médicos, medicamentos y trasplantes de órganos como el caso del centro asistencial JM de Los Ríos en la Venezuela petrolera? (4) ¿Quiénes serían culpables que mueran niños por desnutrición infantil, o en las comunidades indígenas por fiebre amarilla, al no ser vacunados oportunamente? O más aún, recordemos que el Instituto Venezolano de los Seguros Sociales (IVSS) reconoció que hubo precisamente una pediatra responsable de haber colocado a unos recién nacidos en cajas de cartón, y en este caso, quizás de mayor gravedad debido a su condición colectiva, el órgano “rector de salud” procedió a una investigación y sanción administrativa (5); razón por la cual, ya existen antecedentes sobre fallas de atención pre y post-hospitalaria, que en todo caso, resultan un contraste, que solo demuestra que no existen procedimientos acordes con los reglamentos internos, sino que la fiscalía actúa al garete conforme lo que ellos denominan la “justicia socialista”. Para unos médicos hay procedimientos administrativos; otros se encarcelan de inmediato.

De hecho, y reitero nuevamente con esto el cómo la fiscalía maneja cada situación, le recuerdo al fiscal Tarek William Saab, que salvaguardando la distancias entre una beba y nuestra persona, he denunciado hasta la saciedad que en mis casi 6 meses de cautiverio como preso político, además de las torturas recibidas, sufriendo de epilepsia, o sea, convulsiones permanentes, (existen suficientes informes médicos), jamás en ese encierro me dieron una sola pastilla anticonvulsiva, y se negaron a que mis familiares hicieran llegar mis medicamentos, lo cual me originó varias crisis neurológicas de máxima gravedad en aquellas cárceles inundadas de ratas, alimañas y plagas, y en una ocasión siendo llevado al único consultorio para la atención de presos; le aclaro que una “doctora” del centro penitenciario de El Rodeo llegó a decirme: “o te curas o te mueres”. Verbigracia, eso para ustedes como es una “médico revolucionaria”, no aplica como negación de asistencia médica, y menos para llevarla a un reclusorio de mujeres.

Hoy, nuestros médicos trabajan en las peores condiciones humanas, arriesgando sus vidas en hospitales destruidos y sin insumos, y ni siquiera tienen garantías frente al covid-19, y con miserables salarios, para que también vengan otros a descargar todo su veneno catalogándolos sin excepción con el remoquete de “mercenarios de la salud”; lo que obviamente para Tarek William Saab como ese mensaje proviene de cuentas de encapuchados maduristas, no aplica la mal llamada “ley contra el odio” (6), que debería llamarse “ley para el encarcelamiento de críticos y opositores al madurismo por voluntad de cualquier funcionario”.

¡Basta de tanta bazofia procesal y judicial! Liberen a la pediatra.

***

(1) https://www.aporrea.org/ddhh/n369054.html



(2) https://twitter.com/MilanoElieser/status/1456596155068977159



(3) https://twitter.com/DouglasRicoVzla/status/1456370625904267265



(4) https://elpitazo.net/gran-caracas/madres-de-ninos-del-jm-de-los-rios-exigen-mejores-condiciones/



(5) https://www.elimpulso.com/2016/09/25/ivss-admite-neonatos-fueron-colocados-cajas-carton/



(6) https://twitter.com/vivassantanaj_/status/1456985499005034496


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1141 veces.



Javier Antonio Vivas Santana

Más de 6 millones de lecturas en Aporrea. Autor de la Teoría de la Regeneración del Pensar. Dr. en Educación (UPEL). Maestría en Educación, mención Enseñanza del Castellano (UDO). Lcdo. en Educación en las menciones de Ciencias Sociales y Lengua (UNA). Profesor de pre y postgrado tiene diversas publicaciones y ponencias internacionales acreditadas y arbitradas por editoriales, universidades e instituciones de España, Rusia, Estados Unidos, Alemania, Francia, y naciones de América Latina.

 jvivassantana@gmail.com      @_jvivassantana

Visite el perfil de Javier Antonio Vivas Santana para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: