Medalla de oro para El Maizal sin dopaje en billetes y con record olímpico en dignidad y lucha

Chucha, sabes que desde el lunes 9 de agosto, siento un tremendo ruido y comenzó entre mis dos orejas y eso me está produciendo, como un estado de euforia. Estoy Chucha que brinco en una pata.

Debo decirte Chucha, que hay que creer en vaina y me se ocurre, que Chávez está en el municipio Simón Planas en Lara de bajo perfil y viendo la vaina como desde la barrera pero animando su proyecto de comuna o nada. Siento Chucha, que este Chávez y no otro, está preservando su proyecto y su legado. En el municipio Simón Plana, la tierra es fértil y la idea de "comuna o nada" renace como un palo de yuca con sus raíces.

La única medalla de oro de estas olimpiadas del 8 agosto, fue esta del equipo olímpico de la comuna El Maizal. Fue la única (por ahora), capaz de sobresalir por sobre el dopaje a billete limpio, publicidad con oferta engañosa y uso de condiciones supuestamente prohibidas que tenían estas olimpiadas, pero que los grupos internos usaron con entera libertad. Lección para la gente Anzoátegui y todo el país. El dopaje del billete y uso de condiciones no permitidas, permitieron ese acto vergonzoso contra Yohana Pérez. Todo en pleno efervescencia de un feminismo supuestamente muy revolucionario y con una orientación bolivariana, color de Argelia Laya y tal vez con un sabor a Rosa.

La medalla de Yulimar la explotaron, pero esta del equipo olímpico de la Comuna El Maizal la tienen como ahogada. Nadie celebra esta medalla y por eso se agradece, ese extraordinario artículo de Clodovaldo Hernández, que además de buen periodista, sabe leer el sentido de algunas procesiones, que van por dentro.https://www.laiguana.tv/articulos/952461-municipio-simon-planas-lara-primarias-psuv/

Chela, creo con esto, se confrontó Chávez con el espanto de la IV que anda vivito en la V. Te acuerdas Chela de la canción de Caraota, Ñema y Tajá con el título del Espanto. La Comuna El Maizal le dio su tatiquieto a ese espanto con la macabra sonrisa. Ese espanto Chela, se presentó, tal y como lo dice Clodovaldo. Intento comprar consciencia con comida, ventiladores y dólares. Sabes Chela, ese espanto, que llevaba las manos en el bolsillo con su macabra sonrisa, nada le valió todas estas prácticas propias de la IV República. Esto que se vivió en el Municipio Simón Planas, se llama dignidad Chela.

 

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 930 veces.



Amaranta Rojas


Visite el perfil de Amaranta Rojas para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: