Mueren los migrantes y ahora los opositores que los embullaron a irse quieren ser candidatos

1.- Postrecitos de Huevos Chimbos:

* La vicepresidenta ejecutiva, Delcy Rodríguez, tras afirmar que Guaidó tiene acuerdos para entregar el territorio venezolano al narcotráfico, añadió que se puede tener la certeza de que esas bandas que operan, en Caracas en combinación con paramilitares colombianos, serán desmanteladas, y lo creo, no lo pongan en duda, porque la diferencia de la actuación de esos bandoleros en Venezuela, con respecto a Colombia, donde se mantienen, es que en el vecino país cuentan con el apoyo irrestricto del Gobierno santandereano, y en la Patria de Bolívar son combatidos a plomo limpio por nuestra gloriosa Fuerza Armada Nacional Bolivariana.

* Esa es la forma de dialogar de la derecha criminal nacional e internacional. En el marco de los encuentros para una posible negociación entre los terroristas de la oposición venezolana y el Gobierno bolivariano, hubo movimientos sospechosos de altos funcionarios gringos en la región. El jefe del Comando Sur, Craig Faller y William Burns, jefe de la CIA, visitaron Colombia. Luego, Burns se trasladó a Brasil. Eso lo informó, incluso, el presidente Nicolás Maduro en su momento. Mientras tanto, comenzaba la violencia en la Cota 905. Todas las acciones cuidadosamente sincronizadas dentro del mismo golpe de estado permanente contra el Gobierno revolucionario.

* Tampoco creo que sea casual que esos ataques en la Cota 905 coincidan con la llegada al país de la Misión Exploratoria de la Unión Europea que evaluará una posible observación de las megaelecciones del 21 de noviembre. En todo caso, a los miembros del equipo técnico del viejo continente, hay que recordarles que esas son las acciones de los terroristas de la derecha con el imperio norteamericano y sus países serviles contra la Patria de Bolívar. Que existen pruebas suficientes, solo que hay representantes de gobiernos de otras naciones, así como agencias de organismos multilaterales, que como implican a los gringos, rehúsan tomarlas en cuenta; tal es el caso de la Alta Comisionada para los Derechos Humanos de la ONU, Michelle Bachelet, que poco ve los crímenes de la derecha extremista en Venezuela.

* ¿Vieron cómo asesinaron al presidente de Haití, Jovenel Moïse? Un grupo armado entre los que se encontraban 26 mercenarios colombianos y dos estadounidenses de origen haitianos, llegaron a la residencia del mandatario en Puerto Príncipe y lo atacaron a balazos. No existe la menor duda de que los gringos están detrás de ese magnicidio. No olvidemos que de esa forma intentaron asesinar al presidente Nicolás Maduro en la Operación Gedeón, cuando una banda paramilitar intentó penetrar a Venezuela por el estado La Guaira, sólo que allí se encontraron con la Fuerza Armada Nacional Bolivariana y les frustró la operación. Por cierto, nuestra vicepresidenta Delcy Rodríguez expresó que uno de los contratistas que pagó a los asesinos del presidente de Haití es Antonino Indriago, un colaborador de Guaidó.

* Las ratas se están saliendo de la madriguera antes de que Guaidó termine de maquinar su artificio, para llamar a participar en las megaelecciones sin que su gente lo vea como aquel traidor que después que les pedía que se abstuvieran, ahora anda arrodillado buscando que lo dejen entrar a la contienda electoral. De tal forma que, aparte de los llamados públicos de algunos de los terroristas de las organizaciones hamponiles Voluntad Popular, Primero Justicia y Un Nuevo Tiempo, para ir a los comicios del 21 de noviembre, bandoleros como el exconvicto Manuel Rosales desde hace tiempo camina las parroquias de Zulia en campaña; el exfugitivo Luis Florido también salió al ruedo en el estado Lara.

* En Brasil pareciera que hubiese una guachafa con el presidente Jair Bolsonaro. Todos lo acusan y nadie le hace nada. Actualmente la Fiscalía solicitó al Tribunal Supremo que le abriera una investigación, para esclarecer si cometió un delito de prevaricato en la compra de vacunas contra el SARS-CoV-2. Ahora, ¿por qué no le hacen nada? Lo que ocurre es que el imperio gringo le tiene clavadas las garras a Brasil, de allí que es alarmante el número de muertos por el manejo irresponsable que ha hecho ese incapaz del coronavirus, pero no hay quien lo toque, por cuanto les garantiza a los gringos sus intereses particulares.

* La banda fundada por Carlos Enrique Gómez Rodríguez alias "El Conejo", es considerada una organización paramilitar, según documento de la Zona Operativa de Defensa Integral (Zodi) N° 44 correspondiente al estado Aragua, reseña la prensa. Posee fusiles AK 103, granadas fragmentarias, vehículos blindados y sub ametralladoras, una noticia de envergadura por el tipo de armamento, pero realmente lo de paramilitar no extraña. Recordemos que el mayor paramilitar de Venezuela es Guaidó. Ese golpista ladrón es una conexión de "Los Rastrojos", grupo que opera en la frontera colombiana. Guaidó es pana burda de esos criminales, ¿o ya se olvidaron de las selfis donde sale abrazados con ellos?

2- El doble racero de Biden… El problema del presidente Joe Biden es que quiere rescatar a EEUU de la imagen de genocida que tiene ante el mundo, pero sin dejar las prácticas criminales. De allí que desconcierta, por un lado, toma algunas medidas de carácter humanitario y, por otro, sigue con sus acciones imperiales asesinas. Confunde, pero en la Patria de Bolívar ya lo conocemos de sobra. En mi caso, no tengo dudas de que, con respecto a Venezuela, continúa sus pretensiones invasoras. He llegado, incluso, a la conclusión de que Biden puede ser peor que su antecesor, el psicópata Donald Trump, un asesino que no ocultaba su apariencia delincuencial y eso permitía conocerlo con solo mirarlo y escucharlo una sola vez. Con Biden no ocurre así, es un hombre frío, calculador, "picapasito", que tira la piedra y esconde la mano, por lo que no descarto que sea hasta más genocida que Trump y los últimos presidentes que han pasado por la Casa Blanca, solo que como ya dije: actúa "encapillado". Además, ya en su poco tiempo en el poder lo ha demostrado con sus destructivos bombardeos en Irak, Siria... Quizás en ese interés de quitarle a los EEUU su imagen homicida se vea obligado a tomar algunas decisiones sobre nuestro país que nos alivien un poco, pero no creo que en el fondo representen cambios muy sustanciales, por eso, cuando el presidente de la paz, Nicolás Maduro, se pregunta: "¿El presidente Joe Biden está en conocimiento de los planes de Craig Faller y del director de la CIA para asesinarme y asesinar líderes políticos y militares de Venezuela?, ¿sí o no?", mi respuesta es sí, Biden desearía acabarnos a todos, porque también hay un detalle que debemos analizar con respecto a toda esta situación, y es que pese a la crisis que ellos nos han provocado a través de la oposición terrorista venezolana, el presidente Maduro nunca ha dejado de dar pasos en función de seguir consolidando el proyecto bolivariano. Luce indetenible y eso no lo perdonan los gringos. A veces da pasos largos, otras veces cortos, todo depende del bloqueo y el desarrollo de la guerra que nos tienen montada, pero, en suma, la realidad es que el máximo líder de la revolución no deja pasar un día sin avanzar en este proceso que se inició con "El Gigante" Hugo Chávez.

3.- Mueren los migrantes y ahora los opositores que los embullaron a irse quieren ser candidatos… Uno no puede dejar de estremecerse cuando lee la prensa y ve la manera cómo fallecen los venezolanos en el exterior. Por ahí dieron cuenta del deceso de una joven madre de cinco niños en Perú, identificada como Yamilet Aular, quien supuestamente expiró de hambre por darle la comida a los hijos, entre otros tantos casos. Pero no nos podemos quedar en la mera reseña de los sucesos. No podemos permitir que se olvide a los causantes de esas emigraciones inducidas por los terroristas de la oposición criolla. Debemos tener cuidado con las malas jugadas del tiempo que generalmente avanza en contra de la memoria de los más desprevenidos. Todos hablan de la tragedia que significa la muerte de compatriotas en otro país, pero ya pocas veces tienen presentes a los responsables que siempre se deben mencionar con nombres y apellidos. Debemos recordar que aun la gente sigue migrando debido a la campaña que hacían los terroristas venezolanos, en función de que los compatriotas abandonaran el país y después que se marchaban los dejaban solos. De allí que todavía deambulan nuestros hermanos harapientos y hambrientos en otras tierras sin ninguna protección, sin nadie que les tienda una mano amiga. Lo peor es que esos opositores que, con el apoyo de la canalla mediática, aupaban a los connacionales para que se fueran de nuestra patria, también los conminaban a que se abstuvieran en las elecciones, porque según ellos, en Venezuela no había garantías de un proceso comicial transparente con Maduro, pero ahora quieren ser candidatos y desean que su gente se olvide de todo, para que no los tilden de traidores. Por eso tenemos que seguir nombrando y responsabilizando de toda la crisis a Henrique Capriles Radonski, Leopoldo López, Antonio Ledezma, Manuel Rosales, Eveling de Rosales, Henry Ramos Allup, Julio Borges, Juan Pablo Guanipa, Tomás Guanipa, Miguel Pizarro, David Smolansky, Lester Toledo, María Corina Machado, Luisa Ortega Díaz, Delsa Solórzano, Gaby Arellano, Gilber Caro, Juan Requesens... Estos bandidos y bandidas estimulaban a la gente a emigrar y después, en conchupancia con los medios al servicio del golpe de estado, los grababan y los fotografiaban en condiciones infrahumanas en las travesías de ríos y montañas; buscaban hacerle daño a la revolución y el daño se lo hicieron a esa gente que engañada por ellos se marchó de Venezuela con las fatales consecuencias que eso acarrea.

 

 

 


 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 5687 veces.



Gian Carlo Di Martino

Politólogo, profesor, abogado. Ex-Alcalde de Maracaibo. Cónsul de Venezuela en Milán - Italia.

 giancarlodimartino2017@gmail.com      @gcdimartino

Visite el perfil de Gian Carlo Di Martino para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: