El "Otro Diálogo" de Néstor

El otro diálogo de Néstor Francia se refiere al mismo de siempre. En resumen, luego de que se acuerden puntos mínimos entre los dialogantes, es decir, el gobierno y este nuevo grupo opositor, se someten los puntos a un referéndum:

"Durante un tiempo prudencial ha de ser un espacio eminentemente representativo y ocupado por los factores políticos involucrados, sin ceder a alguna tentación ultrademocråtica, que se convierta en rémora y no en impulso"…

1.- ¿Qué llama Néstor ultrademocracia? Ese "asambleísmo tumultuario" del cual habla ¡en mi vida lo he presenciado en Venezuela!, no sé si él, pero yo no. Hablará del Mayo Francés o algo similar, de la revolución francesa, de la revolución Rusa, pero aquí yo no lo conozco ni he leído sobre él, ni siquiera en las plenarias del MAS o del PRV. O sea que su "ultrademocracia" solo existe en su imaginación, y de forma negativa.

El hecho de que las decisiones tengan que ser ejercidas por pocos no quiere decir que estos pocos no deban representar siempre los interese de las mayorías, y no de los pequeños grupos de interés de siempre. Esa "ultrademocracia" con la cual se burla Néstor de la voluntad popular, ejercida en las prácticas políticas, en la participación y protagonismo políticos, esa precisamente la que queremos: una ultrademocracia participativa y protagónica.

Los que nos oponemos a un diálogo entre "factores" de poder, entre pícaros oportunistas (sería muy ingenuo para pensar que actúan de buena fe, son pícaros, la reincidencia, la historia, los hechos lo confirman), queremos ensayar una nueva forma de participación popular en las decisiones que nos comprometen a todos, para eso están los carapachos vacíos descritos y definidos como comunas, consejos comunales, etc. que habría que rellenarlos de democracia, y para eso tenemos los medios de información, los cuales podemos convertir en medios de verdadera comunicación; la televisión y la radio, específicamente.

Empecemos por los asuntos prioritarios. Para muchos venezolanos no puede ser más importante que la alimentación y la salud pública la liberación de presos políticos o la privatización de PDVSA; o que hacer unas elecciones en Enero o cambiar el CNE esté por encima del buen funcionamiento de los servicios públicos, o controlar la inflación y la economía; otros creemos urgente eliminar definitivamente a ANC y sustituirla por representaciones verdaderamente de base, de organizaciones representativas y no congresistas burocratizados y gobierneros, y menos que se reactive la AN... El caso es que si no se ensaya otra forma de consulta y perticipación popular a través de foros públicos con la participación de todos los sectores de la población: petrolero, campesino, obrero, maestros, médicos, etc. (el "congreso de la patria" de maduro fue una perfecta comedia de "reconciliación de clases", caza bobos) no podremos saber si es posible acercarnos a las verdaderas demandas populares o nacionales, hacer una verdadera lista de prioridades, elegir nuevas autoridades. Néstor nos está invitando a que reconozcamos el liderazgo de gente que no tiene liderazgo, solo poder: poder político y poder económico y apoyo de los capitalismos. Nosotros queremos ejercer el poder popular, por encima de ellos y controlar el país a nuestro favor; eso hace la diferencia, elegir representantes comprometidos con la sociedad y las mayorías, verdaderamente revocables; nosotros queremos otra forma de ejercer la democracia, no diálogos de gestores capitalistas.

El liderazgo se ejerce, no se lleva pegado como una chapa en una boina y en una gorra de beisbol. A lo más lejos que llega un falso líder de estos es a gritar y vociferar amenazas en cadena nacional, o privada, cuando se trata de la oposición. Debemos participar, opinar e influir por encima del gobierno y de Guaidó. A nadie de aquí abajo se le preguntó si quería que se hicieran ejercicios militares en la frontera, queremos se nos consulte sobre estos temas y que nuestra opinión sea vinculante para la toma de decisiones. Pero es que en una guerra con balas, misiles, mutilados y muchos traidores, los que nos vamos a joder somos nosotros, no Néstor, ni siquiera Pedro Carreño, que habla como si fuera George Patton.

Hay que sacar de Tves al Vallenilla y cambiar televisión basura por Asamblea Popular. Para eso sirven los espacios de televisión, para ejercer la democracia participativa, en vivo y directo, no para que nos la traduzcan los Roberto, o nos la tuerza en su "Show de la distorsión" Diosdado Cabello, o nos la imponga el complaciente con todo lo que huele a poder, el señor Mario Silva, incapaces de chorrear una sola gota de humildad o respeto a la crítica o a la disensión. Estos canales de comunicación son parte de las armas democráticas que tiene el Estado para ejercer una verdadera democracia, mediante foros públicos televisados, de forma continua y monitoreada, grabada, de pluralismo y crítica sin censura, que sirvan de base para conmover al país, para el contraste y sacar en limpio los asuntos a resolver en la gran discusión chavista, ¡CHAVISTA!, la oposición nada tiene que buscar ahí: nuestra prioridad es cambiar el gobierno, el Estado, la democracia, pero dentro de la herencia chavista, socialista Para nosotros la oposición de derecha no cuenta porque se repliega, se coloca de lado de los enemigos de los trabajadores, esa es su naturaleza; se cuentan entre los REPRESENTANTES DEL ENEMIGO, sin hacer alusiones personales.

…"Pero por otra parte – dice Francia –, una vez que se llegue a los acuerdos mínimos que conformen ya un cuerpo coherente que preestablezca, convendría someter ese instrumento al arbitrio popular por medio de un referéndum"

2.- Más de lo mismo, votar lo que nosotros no aprobamos ni propusimos ni siquiera conocemos. Por más que se esfuerce su espíritu socialdemócrata no puede parir revolución, así como un tomate no puede echar una raíz de zanahoria. Es una manera velada de negar la realidad chavista, la irrupción de Chávez en nuestra historia. Ahora resulta que de forma moderada hay que restablecer la convivencia pacífica de los factores políticos; es una manera de adequizar al chavismo convirtiéndolo que un "factor político", uno más dentro de la "contienda democrática burguesa". Néstor confunde la urgencia de la crisis y el ángulo de visión para verla ¡lo que está en emergencia es la posibilidad de una verdadera revolución no el gobierno de maduro, que es tan solo un accidente dentro de la revolución, y que hay que superarlo!

Nosotros seguimos convocando al chavismo a la protesta, a no dejarnos engatusar con guerras y rastrojos, con amenazas y firmas que no llegan a ninguna parte, la nación se cae a pedacitos a favor del capitalismo que no cree en fronteras porque mira al mundo como un inmenso Centro Comercial y una gran fábrica con esclavos atontados jugando, en loterías de animalitos, su sueño de libertad. Se quedan cortos todos aquellos prudentes que aúpan el diálogo de los pícaros, perdieron el aliento y ahora se sientan a descansar encima de él como si fuera un salvavidas. Ahora más que nunca hay que reclamar los espacios públicos con el debate público y la protesta, participar en foros y discusiones de esquinas, asambleas, manifestaciones públicas o mediante la prensa, la radio, blogs, sitios Web, etc. Hay que ponerse por encima al diálogo de los pícaros.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 934 veces.



Marcos Luna


Visite el perfil de Marcos Luna para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Marcos Luna

Marcos Luna

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a282610.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO