Algunas interpretaciones del resultado electoral del 3-D

Son y serán muchas las interpretaciones que se le han dado y se le darán a los resultados electorales del 2006. Eso es importante por que refleja la intención de quien los hace, en algunos casos se tratará de justificar el triunfo, o de convertir la derrota en un triunfo, o para apoyarse en sus pedimentos en nombre de un colectivo…

Lo que si es evidente es el hecho que el pueblo salió a votar en un porcentaje no alcanzado en muchos años. Que se enfrentaron dos corrientes con mucha fuerza. Una corriente representada por el proyecto de cambios sociales y políticos que lidera el comandante Chávez, y la otra una corriente cuya razón esencial es la salida de Chávez y el retorna a las condiciones socio políticas de finales del siglo pasado. Un pueblo al que se le ha llevado un mensaje de animadversión contra el presidente y su proyecto de cambios, basado en la descalificación de sus logros, sus metas, su gestión, su equipo de trabajo en contraposición a un conjunto de seguidores que han recibido atención y beneficio de los cambios que se han venido gestando en el país.

Si comparamos los resultados de las elecciones de diciembre del año pasado y este año, podremos observar que el respaldo popular no es para organización política alguna que respalde al presidente, a pesar que el voto mayoritario por el proyecto de cambio es materializado con la tarjeta del MVR que identifica al presidente, pero la diferencia entre ambos momentos es abismal, lo que debe ser suficiente para que quienes se creen poseedores de ese caudal de votos mediten acerca de la realidad de las elecciones… aquí no podemos evaluar a la oposición, debido a que cometieron un gravísimo error político, abandonaron el espacio de la Asamblea Nacional pensando erradamente que descalificarían al resultado y no fue así.

Comparando los resultados del referéndum revocatorio con los de este 3-D que si tuvieron motivaciones similares, podemos ver que ambas corrientes del panorama político nacional superaron los resultados del 2004. Pero el registro electoral se incrementó en más de un millón de electores, y la oposición no creció en esa proporción, mientras que el gobierno capitalizó muy buena parte de esos votos. Aunque el chavismo incrementó su porcentaje, la oposición no lo hizo sino que retrocedió su porcentaje.

Aquí entra en juicio el que algunos seudo dirigentes que se han atribuido su triunfo o su elección a su ascendencia en el pueblo, deben revisarse y tomar en cuenta que esos votos son prestados y le pertenecen a Chávez. Que deben cumplir con el pueblo para poder mantenerse en el cargo y en cualquier caso para poder repetir en próximas elecciones que están a unos dos años de tiempo.

Evidentemente, el pueblo le está diciendo al presidente, y a los políticos, “nosotros estamos aquí, creemos en el proceso de cambios, estamos con los cambios, pero es necesario que se revise quienes acompañan al gobierno en los cargos y las labores del gobierno”. Casi podemos pensar que es necesario que se consulte al pueblo quienes están trabajando de acuerdo a sus aspiraciones y quienes no.

La diferencia entre las elecciones del presidente y las elecciones donde este no está en juego es abismal…

siglea@cantv.net lealsig@yahoo.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2664 veces.



Sigfredo Leal Levy


Visite el perfil de Sigfredo Leal Levy para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: