La hazaña venezolana

La marea "roja, rojita" venezolana se desbordó en estas elecciones presidenciales para alcanzar su más contundente victoria entre las 11 consultas y reiterados planes subversivos en que ha vencido a la oposición contrarrevolucionaria. La relección de Hugo Chávez rebasa con creces las fronteras de su patria y de América Latina. Enumero las razones principales.

1) Por la magnitud del triunfo, que no es sobre la oposición propiamente dicha. Es contra toda la maquinaria propagandística y desestabilizadora del orden mundial neoliberal-militarista propugnado por Washington y sus secuaces, representado en Venezuela por la cúpula de aquélla.

2) Por el excepcional papel que está jugando la Venezuela chavista en el panorama internacional con el impulso brindado por su ejemplo y solidaridad con los pujantes movimientos populares latinoamericanos, la integración regional y al abogar por un mundo humanista, fraterno y multipolar. La demoledora ratificación electoral del proyecto bolivariano fortalece a esos movimientos, la tendencia hacia el incremento de gobiernos nacionalistas y progresistas al sur del río Bravo, a la Cuba socialista y a todas las fuerzas antimperialistas y alternativas a escala global, incluso en Estados Unidos. A la vez debilita a las decadentes elites y gobiernos neoliberales y al sistema de dominación del imperialismo en la región.

3) No se trataba de optar por las promesas de un novel candidato, sino de un virtual plebiscito sobre ocho años de ejecutoria doméstica e internacional del gobierno de Chávez, radicalmente opuesta al desbarajuste social, el egoísmo y la desintegración de nuestra América, fomentados por las políticas neoliberales. La gran mayoría de los electores ­más de 7 millones de venezolanos, equivalente a casi 63 por ciento del registro­ sufragó por la continuación de la inclusión social y política de los antes marginados y de los exitosos programas económicos y de redistribución de la riqueza desarrollados por Caracas. Por las "misiones" bolivarianas, que extienden gratuitamente el ciclo educacional, los servicios de salud y, cuando es necesario, la seguridad social a todos los que nunca tuvieron acceso a ellos y ofrecen calificación, empleo y precios accesibles a los productos de la canasta básica. Por la propiedad social, cooperativa o pública, y por el apoyo a las pequeñas y medianas empresas. Por las obras de infraestructura y los planes de vivienda en marcha. Por la Alternativa Bolivariana para América Latina y el Caribe (Alba), fundada en la solidaridad y la complementación entre los pueblos de la región, y contra el Area de Libre Comercio de las Américas (ALCA), impulsado por Washington y basado en la recolonización de aquéllos. Por la soberanía, la política exterior latinoamericanista, internacionalista e independiente y el derecho a escoger su camino al futuro sin injerencias imperialistas. Y no menos importante, por la profundización de las transformaciones sociales, lo que Chávez ha definido como el "socialismo del siglo XXI" para diferenciarlo de las frustradas experiencias socialistas del siglo anterior y anclarlo en primera instancia en las tradiciones culturales y revolucionarias venezolanas y latinoamericanas. En esto hay camino adelantado, ya que, desde mi punto de vista, gran parte del proyecto de participación política de las mayorías, solidaridad internacional, redistribución de la renta petrolera y del producto nacional puesto en práctica en Venezuela lleva en sí el profundo humanismo que exigen las concepciones socialistas auténticas.

4) Porque esta contienda electoral ha demostrado la creciente conciencia política y cívica alcanzada por el pueblo venezolano, capaz de rechazar críticamente ­y ésta es una gran conquista del proceso bolivariano­ el bombardeo incesante de mentiras y calumnias y la guerra sicológica contra el gobierno de los medios de (des)información corporativos nacionales e internacionales.

5) Porque la profundización y consolidación de la revolución bolivariana son esencialísimas para los proyectos liberadores y antimperialistas en todo el planeta, pero en particular en América Latina y el Caribe, donde hoy refulgen flamígeras las ideas y los sueños de Simón Bolívar.

Fidel Castro ha calificado la victoria electoral de Chávez como hazaña política del presidente y el pueblo venezolanos que han conmovido al mundo. Difícilmente otro hecho ha emocionado más al maestro de revolucionarios en el año de sus 80 agostos.

aguerra_123@yahoo.com.mx


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2102 veces.



Angel Guerra Cabrera. La Jornada. Mx.

Periodista, profesor en Casa Lamm, latinoamericanista, romántico y rebelde con causa. Por una América Latina unida sin yugo yanqui. Vive en México, D.F.

 aguerra21@prodigy.net.mx      @aguerraguerra

Visite el perfil de Ángel Guerra Cabrera para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Ángel Guerra Cabrera

Ángel Guerra Cabrera

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a28027.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO