¡Traidores nunca! y ¡traidores nuca!

¡Traidores nunca! y ¡traidores nuca! De aquí pa’lla y de allá pa’ca, ¡traidores nuca!, esto es, la nuca, la muerte, a los que opónensele al imperio, asina, diríanlo los que están en la acera de enfrente, lacayos, burgueses, oligarcas, en tanto los que por la calle de en medio, ¡traidores nunca! El imperio corporativo criminal yanqui go home, cantóselas, a los presidentes con petróleo, Hussein, Gadafi, a Chávez, al final, inoculáronle el cáncer fulminante en la pretina; han querido aplicársela, a la nuca, a Bashar y a Maduro. El presidente Maduro, ha sorteado eventualidades como el atentado criminal magnicida, del 4 de agosto de 2018, de Santa Perpetua, día de la Guardia Nacional Bolivariana. El imperio corporativo desalmado, el que urde males sofisticados como Pedro Maese Urdemales, el de El Retablo de las Maravillas en el Quijote, que fue capaz de robarle, de quitarle el burro a Sancho, quien lo liberó, junto a Don Quijote, de las cadenas, con que iba camino tomado a galera, y comino comido a galeote, pero bueno, así es el imperio criminal y ladrón yanqui go home, que robóle CITGO a los venezolanos, la empresa petrolera del pueblo de Bolívar y Chávez, en EEUU, asina el gobierno inglés y la administración portuguesa, que robáronle el oro y el dinero de los venezolanos , búrlanse de leyes y transgreden al Derecho Internacional, y pásanse por el forro, el ordenamiento jurídico mundial y las resoluciones de las ONU, y que han creído, los imperios, burlar al imperio forense internacional, que es quien lo vencerá, como que el dolo se neutraliza con el dolo, como que la fuerza se opone a la fuerza, como que el negocio se amaina con el negocio, o sea, que el imperio yanqui criminal go home, tiene sus días contados, otro imperio, estálo arrodillando en los negocios mundiales 5G, y dándole en el plexo solar punto G, del sexo whitmaniano continente de continente, que no qudaráse en Huawei pequinés. Los chinos, a los que los malditos yanquis criminales go home, han de decirle: ¡Traidores nuca! Ahora, cuántas cabezas sin nuca correrán por todas partes en donde los gringos tengan cargos para torcer la nuca, para torcer el pescuezo, que no el brazo, como torciérales Rosa María, el pescuezo a las gallinas negras volantonas del patio de su rancho, en la Alegría de San Carlos , que no de alegría de ella, sino a la sabrosa cochura sancochera de hambre jambrosa ambrosía, que ahora estas gallináceas voladoras de raza en Venezuela y en extinción en Francia, para los franceses, de recuperarse, dadas de la extinción, y de a acabar con los insectos y los parásitos en las plantas de manzanos. Ver esto último de las gallinas negras volantonas en la página: https://www.aporrea.org/desalambrar/n342740.html

Con digresión y sin digresión, cuántas cabezas sin nuca correrán por todas partes en donde los gringos tengan cargos para degollar, despescuezar, para descabezar, para ahorcar, para cercar, para envenenar, para atentar, para cercenar, tal el descabezamiento de títeres en el Retablo de Las Maravillas de Maese Pedro. Al contrario, la cólera justiciera de Don Quijote, vínosele al magín lleno de cojones, por las mentiras y añagazas del dueño del circo y del mono adivino y de los títeres conmovedores embusteros. Ahí, Don Quijote a lanza vengadora de roja esperanza vindicadora limpia, que no de espada cartulina española, terminó con el imperio de la mentira titiritera voladora, fuego dentro y hielo fuera, resbalando por las mundanas vidrieras, casos límite contradictorios desajustados aparentes, en que desde el punto crucial decisivo impulsivo cesarvallejoiano amadonervoiano borroso quijotesco, ha de trascender la justicia y la paz cervantina, y al que la injusticia y la guerra tienden cual la extinción parásita de los manzanos franceses, ante las gallinas morunas gabachas, al punto que Maese Pedro, urde males yanqui criminal go home, no volvióse a ver en los monumentales capítulos siguientes del realismo ingenuo y del realismo mágico. Alguien, en algún día de la literatura borrosa profunda, entre las configuraciones límbicas contrariadas irónicas de la ofensiva y de la defensiva, escribiría, cómo el silente gemido imperial norteamericano, lloriqueo adentro consciente antropocéntrico y el lloriqueo afuera inconsciente cosmogónico, oiríase por los siglos más alla de la clásica literatura cervantina quijotesca, tal modernidad ilustrada originaria de la forma significativa conmovedora.

Con digresión y sin digresión, cuántas cabezas sin nuca correrían por todas partes en donde los gringos tengan cargos para degollar, despescuezar, para descabezar, para ahorcar, para cercar, para asfixiar, para envenenar, para atentar, tal el descabezamiento de títeres en el Retablo de Las Maravillas de Maese Pedro, del ¡traidor nuca! en contra punto bolivariano chavista ¡traidores nunca!, en contraposición y contraste, los casos límite contradictorios, la ofensiva imperialista criminal yanqui go home y la defensiva activa revolucionaria de la revolución bolivariana, dando la pelea, modelo ejemplar avizorarado de resistencia a la traición nuca descabezadora en ritmo distinto a lo de la manipulación criminal de Maese Pedro Titiritero, tal imperio criminal de la añagaza y la mentira. El pueblo venezolano que resiste de pie y con coraje, consciente de la traición nunca al legado bolivariano chavista revolucionario, ante el cerco y el bloqueo económico comercial financiero mediático descomunal del Derecho Inusual Extraordinario Barakobamaiano en contrapeso al Derecho Usual Ordinario Maduroiano, con tercio incluso aristotélico profundo del que surgirá la justicia pacífica octaviana para siempre, apertura a una nueva era histórica de los pueblos latinos y del mundo.

Con digresión y sin digresión, cuántas cabezas sin nuca correrían por todas partes en donde los gringos tengan cargos para degollar, despescuezar, para descabezar, para ahorcar, para cercar, para bloquear, para asfixiar, para amargar la golosina, para envenenar, para atentar, tal el descabezamiento de títeres en el Retablo de Las Maravillas de Maese Pedro Titiritero, de ¡traidores nuca!, en contra punto bolivariano chavista ¡traidores nunca! La historia madre de la verdad profunda cortazariana, depósito de las acciones teleológicas finalistas, émula del tiempo espacial relativista einsteiniano, testimonio edípico borgesiano pretérito, aviso y ejemplo edípico borgesiano presente, advertencia edípica borgesiana póstuma, amontonamiento vocífero antiborgesiano, amplia ampliativa idea cervantina, ¿quién ha sabido desde allá, hasta acá, que una gallina negra en extinción e iniciación pudiera acabar con los parásitos de una planta, o sea que contra Trump y el Imperio criminal, gallinas negras, y sin ninguna práctica hechicera encantadora, la realidad ¡traiciones nuca!, hay que creer creyendo en vainas, pero ¡traidores nunca!

Si, con digresión y sin digresión, cuántas cabezas sin nuca correrían por todas partes en donde los gringos tengan cargos para degollar, despescuezar, para descabezar, para ahorcar, para cercar, para bloquear, para asfixiar, para asaltar, para robar, para amargar la golosina, para envenenar, para atentar, tal el descabezamiento de títeres en el Retablo de Las Maravillas de Maese Pedro, de la literatura contradictoria borrosa cervantina, entre el realismo ingenuo y realismo mágico, asina, ¡traidores nunca! y ¡traidores nuca!, entonces sea dicho que, en contra punto y contra peso, bolivariano chavista revolucionario, por una, la expresión histórica franchute chaleco amarillo de exterminio de parásitos manzanos franceses, que es una gran verdad, y, por la otra, la del tercio incluso aristotélico profundo, que es otra gran verdad, ergo vergo sea dicho que han de trascender GALLINAS NEGRAS. Ergo vergo sea dicho ¡TRAIDORES NUNCA! Ergo vergo sea dicho, con llamadas llamaradas concomitantes, en la calle Alegría de San Carlos, en la casa de Rosa María ¡Qué catalinas tan bellas y deliciosas! ¡CUCAS! ¡Contra la nuca y pescuezo de sus gallinas negras de aquél patio infantil inconmensurable inmenso de los recuerdos, sí, de los recuerdos, en que ahora me acuerdo!



Esta nota ha sido leída aproximadamente 575 veces.



Miguel Homero Balza Lima


Visite el perfil de Miguel Homero Balza Lima para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Miguel Homero Balza Lima

Miguel Homero Balza Lima

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a279374.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO