Índices de Corrupción viciados por la oposición

La percepción antichavista de la realidad socio-política de Venezuela ha influenciado de manera determinante las mediciones de los índices de corrupción que realizan agencias internacionales como Transparencia Internacional (TI), que en su último informe sobre "Percepción de la Corrupción" (2006) presenta a Venezuela como uno de los países "más corruptos de América Latina".

El llamado "Índice de Percepción de la Corrupción" de TI es construido a partir de una seria de encuestas que reflejan exclusivamente la opinión de empresarios y analistas sobre la "corrupción" en las instituciones del Estado, lo que de acuerdo a TI, "permite asegurar independencia de criterio", aunque este absurdo argumento de que la clase empresarial sabe mas de corrupción que la opinión publica ayuda a explicar el hecho de que la propia organización, a decir del periodista estadounidense Greg Palast (2005), está vinculada a la empresa constructora Balfour Beatty, conocida como la Halliburton británica por la práctica de sobornos masivos.

En el caso particular de Venezuela, la opinión sobre la "corrupción" estuvo monopolizada por "expertos" antichavistas con amplias y conocidas conexiones en el ámbito internacional gracias a los esfuerzos de la directora de TI en Venezuela, Mercedes De Freitas, conocida activista antichavista que además de desempeñarse como directora de "Fundación Momento de la Gente" y "Mirador Democrático", agrupaciones políticas que reciben financiamiento del NED y vehementes defensoras del golpe de Estado del 11 de abril de 2002 ante Washington, ha arremetido públicamente contra el gobierno venezolano.

No debe sorprender entonces que dicha organización le haya otorgado a Venezuela un alto índice de corrupción, obviando que este es un problema cultural heredado de la práctica clientelar puntofijista que agobió al pueblo venezolano durante mas de 40 años y de la cual aun quedan vestigios en la administración publica, aunque nunca tan aberrante como en los gobiernos de Pérez, Herrera, Lusinchi y Caldera, quien a pesar de haber sido percibido como honesto, permitió el desfalco de mas de 8 millardos de dólares durante la crisis bancaria de 1994.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 3135 veces.



Antonio Guillermo García Danglades


Visite el perfil de Antonio García Danglades para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: