Con la decisión del TSJ, Venezuela se libró de una mortal emboscada golpista

A pesar de todo su cochino dinero comprometido con la masacre del 11, 12 y 13 de Abril, a pesar de todo su poder mediático perverso manipulador de la información al servicio de sus nefastos objetivos, a pesar de contar con la asesoría de “estrategas” políticos internacionales expertos en derrocar gobiernos legítimamente constituidos y reemplazarlos por títeres serviles y subordinados a intereses foráneos sembradores de miseria en el mundo, una vez mas los enemigos de la democracia y de la patria fallan en su estrategia y pierden su mejor oportunidad de lograr sus oscuros cometidos. Definitivamente…!Dios está con la Revolución Bolivariana!

¿Qué hubiera pasado si la decisión del TSJ hubiese sido aprobatoria del antejuicio de mérito a los cuatro generales golpistas?

Con seguridad que hubiese significado una aparente victoria motivo de celebración para todos los que apoyamos este proceso revolucionario, o sea el pueblo en su mayoría.

Obviamente las declaraciones de los representantes del gobierno incluyendo al presidente de la República habrían sido de elogio, con múltiples opiniones destacando la “honorabilidad” de la mayoría de los magistrados y realzando el altísimo nivel de credibilidad que meritoriamente gozarían ante el país en cualquiera de sus decisiones en la administración de justicia. Total lo único que debían hacer era pronunciarse a favor de comenzar un juicio en donde se determine la inocencia o culpabilidad de los generales acusados por la fiscalía. Cualquier componenda y manipulación podrían haberlo hecho en la marcha de dicho proceso judicial, o sea, habría habido suficiente tiempo para negociar cualquier decisión. Lo que hicieron en un principio perfectamente podrían haberlo hecho posteriormente. Pero lo grave del caso era que al gozar de la aceptación popular, la aprobación y respaldo del gobierno y el alto nivel de credibilidad por parte de todos los sectores del país, al igual que ante los organismos internacionales y representaciones diplomáticas del mundo entero, EL VERDADERO ZARPASO podrían haberlo dado declarando con mérito cualquiera de la infinidad de demandas de juicio al presidente de la República promovidas por sectores de la oposición. Teniendo Venezuela que CALÁRSELA por provenir tal decisión del “honorable”, “intachable” e “incorruptible” TSJ. Recordemos lo que pasó con CAP, se hubiesen salido con la suya, sacando del poder a nuestro presidente ya que la ley contempla que indiferentemente de la sentencia final de culpabilidad o inocencia, éste debería abandonar la primera magistratura. Nos iban a dar TREMENDO GOLPE “institucional” en el momento menos esperado y estando todos con la guardia abajo. Lo ocurrido no es lo mejor, pero como reza el dicho popular “…no hay mal que por bien no venga”, las cosas podrían haber sido mucho peor.

A Dios gracias los hechos no resultaron así, por lo tanto nuestro destino es diferente. Les salió el tiro por la culata porque la agenda que ahora plantea el pueblo y sus organizaciones ante la evidente corrupción en la mayoría de los integrantes del máximo organismo administrador de justicia del país es la siguiente:

Convocar y organizar actos y movilizaciones de masas para exigir:

1- La renuncia de los magistrados corruptos.

2- Cárcel para los golpistas.

3- Cárcel para los policías asesinos.

4- Libertad para los ciudadanos injustamente culpados y encarcelados.

5- El llamado a referendos revocatorios para gobernadores, alcaldes y diputados que ganaron gracias al voto duro de la revolución bolivariana, que traicionaron y con la cual quieren acabar.

Afortunadamente la revolución avanza, la lucha continúa y los frutos de la buena voluntad, el sacrificio y la perseverancia de todos va dibujando la patria que soñó Bolívar. Digna de las nuevas generaciones, patria del nuevo ciudadano con altos valores morales y espirituales.

Quiero dar testimonio que este razonamiento me fue transmitido en un sueño que tuve el sábado 17 de Agosto a las 4 a.m. Al despertar pude recordar y comprender la terrible situación de la que nos habíamos librado gracias una vez más a la intervención de la Providencia, principal protagonista de cada paso que damos en la consolidación de nuestra Soberana República Bolivariana de Venezuela. Sorprendido al saber todo esto y sin poner en duda que exactamente eso habría ocurrido, no pude hacer otra cosa que escribir estas letras para transmitírselo a quien le corresponde saberlo, al pueblo venezolano.

miguelcarbajal@curwave.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2350 veces.



Miguel Angel Carbajal T. (miguelcarbajal@curwave.com)


Visite el perfil de Miguel Ángel Carbajal para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas