El conocimiento revolucionario

…Que el arbol no nos deje ver el bosque…

Desarrollar integralmente los aspectos cognitivos para superar la fragmentacion del saber pasa necesariamente por hacer que predomine una concepcion que considere los aspectos esenciales de los fenonemos u objetos que se quieren conocer, ya sean estos de tipo fisico-natural, abstractos o de la conducta humana. El conocimiento sensorial, positivo, empirico y tangible no toma en cuenta que los datos proporcionados por las sensaciones (Epignosis) aunque constituyen un reflejo de determinadas o establecidas realidades del mundo exterior no pasan de ser superficiales, reflejos incompletos de las cosas que no traducen su esencia, en consecuencia no se tiene una visión sistémica que abarque un proceso objetivo en su totalidad sino solo fragmentos de la realidad, el empirismo alcanza o llega hasta la etapa del conocimiento sensorial, de las impresiones, aquí el sujeto cognoscente aun no puede formar conceptos, ni deducciones lógicas y verdaderas en terminos estrictamente cientificos.

El conocimiento racional dialéctico materialista depende del conocimiento sensorial, este último necesita desarrollarse hasta convertirse en lógico-racional. El conocimiento lógico-racional difiere del conocimiento sensorial en que este concierne a los aspectos aislados, a las apariencias y las conexiones externas de las cosas. Mientras que el racional dando un gran salto adelante alcanza el conjunto, a la esencia y a las conexiones internas de las cosas, pone al descubierto las contradicciones internas del mundo circundante en su conjunto, en todos sus aspectos. La abstracción de la materia, de una ley de la naturaleza, la abstracción del valor y todas las abstracciones científicas (no absurdas) reflejan la naturaleza en forma profunda veraz y completa. Cada una de las etapas del proceso cognitivo tiene sus caracterisca: En la etapa inferior este se manifiesta como conocimiento sensorial y en la etapa superior como conocimiento lógico-racional pero ambas son etapas de un mismo proceso cognitivo. Las cosas en el curso de la práctica suscitan en el sujeto sensaciones e impresiones una y otra vez (epignosis), entonces se produce en el cerebro un cambio repentino, un salto en el proceso de conocimiento y surgen los conceptos cientificos. Estos ya no constituyen reflejos de las apariencias de las cosas, de sus aspectos aislados y de sus conexiones externas, sino que captan las cosas en su esencia, en su conjunto y en sus conexiones internas.

El conocimiento del mundo para ser revolucionario no termina en lo lógico racional, en comprender las leyes del mundo objetivo para interpretarlo, sino en aplicar esas leyes para transformarlo activamente. La función activa del conocimiento no solamente se manifiesta en el salto activo del conocimiento sensorial (epignosis) al racional, también implica algo muy importante debe manifestarse otro salto, esta vez del conocimiento racional a la práctica revolucionaria. El conocimiento que alcanza a comprender las leyes del mundo hay que dirigirlo de nuevo a la práctica transformadora del mundo, aplicarlo a la producción, a la lucha de clases y a la lucha revolucionaria.

Bibliografia Recomendada

Cinco Tesis Filosoficas de Mao Tse-Tung.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 652 veces.



Simón E. Martínez S.


Visite el perfil de Simón E. Martínez S. para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a260250.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO