Ya Luis Britto habló

A medida que la crisis se ahonda y el gobierno busca soluciones en el baúl de los capitalistas, las posiciones ideológicas y políticas se van perfilando con nitidez, no queda holgura para la indefinición.

El gobierno, sagaz como un sindicalero de medio pelo, inventó toda la tramoya de la constituyente con el fin velado de aprobar la legalidad que le permitiera entregar a la Patria a cambio de más combustible para el populismo, para el clientelismo. Tal es el descaro de las propuestas, que allá adentro de la constituyente se toparon con la dignidad, ahora el ruido se siente en todo el país. Algunos tienen decoro y no quieren asociarse a lo que será una sumisión histórica.

Ya el descontento no se puede despachar con aquella excusa de que son "traidores a la Patria" o "tontos útiles", ahora personalidades libres de toda sospecha están hablando, tomando posiciones. El artículo de Luis Britto de este domingo 5 de noviembre (http://luisbrittogarcia.blogspot.com/2017/11/el-mundo-sin-la-urss.html) pasará a la historia como muestra de que los intelectuales no se entregaron a la infamia. Así concluye su artículo Britto:

Un nuevo Boris Yeltsin se propone acabar con la Revolución Bolivariana desde adentro, haciendo aprobar por la Constituyente una Ley de Promoción y Protección de las Inversiones Extranjeras que aniquilará a la industria nacional, hará inmunes a las transnacionales a las leyes y tribunales de Venezuela y reimplantará la Carta de intensión del Fondo Monetario Internacional contra la cual ser rebelaron nuestro pueblo y Hugo Chávez. Todos a detenerlo.

Es claro, Luis Britto denuncia la preparación de la entrega del país a las transnacionales. El escrito indica una lucha ideológica que ya no se puede contener, desborda las amenazas de Generales que califican cualquier crítica de agresión al Estado, de la escalada de represión contra la disidencia, ya no funcionan las acusaciones de agentes extranjeros.

Los voceros del gobierno se desesperan por justificar la entrega. Uno, jesús farías, el menchevique, declara que nacionalizaciones no son Socialismo. En eso tiene razón, pero de forma tramposa oculta la otra parte de la afirmación: Las nacionalizaciones por sí solas no son Socialismo, pero sin nacionalizaciones no hay Socialismo, sin socializar la economía no hay conciencia del deber social. Tras su afirmación se esconde la entrega de la Revolución a los capitalistas. Tiene razón Luis Britto cuando recuerda a Yeltsin. Otro escribe definiendo el Socialismo a su manera y quien no esté de acuerdo con el disparate de decir que los chinos son Socialistas, es calificado de enemigo, de saltatalanquera.

Vivimos tiempos de discusión ideológica y el gobierno, sin argumentos, necesariamente apela a la represión. El inefable carreño se le fue la lengua y amenazó, cual militante de la ss, o de la dina de pinochet, a la disidencia interna. El apoyo de maduro alerta que la posición fascista de carreño es una política de Estado. El tsj no será suficiente para silenciar a la disidencia revolucionaria, se cumplen las palabras de Martí:

En el mundo ha de haber cierta cantidad de luz, como ha de haber cierta cantidad de decoro. Cuando hay muchos hombres sin decoro, hay siempre otros que tienen en sí el decoro de muchos hombres.

Vienen días de definiciones, ya Luis Britto habló, es imposible callar.

elaradoyelmar.blogspot.com



Esta nota ha sido leída aproximadamente 3887 veces.



Toby Valderrama Antonio Aponte

elaradoyelmar.blogspot.com

 elaradoyelmar@gmail.com      @elaradoyelmar

Visite el perfil de Toby Valderrama Antonio Aponte para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Toby Valderrama Antonio Aponte

Toby Valderrama Antonio Aponte

Más artículos de este autor


Notas relacionadas

Revise artículos similares en la sección:
Actualidad


Revise artículos similares en la sección:
Anticorrupción y Contraloría Social



US mp N Y ab = '0' /actualidad/a254903.htmlCd0NV CAC = Y co = US