Mirando hacia Miranda

Perspectivas de Miranda con Héctor Rodríguez Gobernador

En los últimos años el estado Bolivariano de Miranda ha sido un escenario de permanentes confrontaciones políticas, incitación al odio y enfrentamientos permanentes del gobernador actual con el nivel central. Conspiraciones, guarimbas, racismo y solicitud de intervención extranjera, se han realizado y solicitado en cuatro municipios (Baruta, Chacao, El Hatillo y Los Salías) de la región, con el objeto de derrocar al Presidente Constitucional Nicolás Maduro.

Tal conspiración, hasta hoy, solo ha traído resultados nefastos para la vida y el desarrollo socio económico de la región mirandina. Ciudadanos quemados, instituciones públicas y privadas saqueadas, residentes de urbanizaciones de los sectores medios secuestradas y retroceso en su desarrollo. Como responsable de tal confabulación, lo mediático hizo público y notorio que Capriles paso de gobernador a jefe guarinbero.

Los indicadores en las áreas: social, económica, administrativa, cultural, seguridad, educativa y deportiva, entre otras, en la gestión de Capriles, tomando en cuenta las competencia que le otorga la Constitución del estado Bolivariano de Miranda, se elevaron negativamente.

Cierto es, que el desarrollo del estado ha retrocedido en los ocho años de gobierno de Primero Justicia. Se detectan acentuadas desigualdades y un deterioro creciente en la calidad de vida urbana en las distintas subregiones.

Ello implica que el estado Miranda exige, en el momento actual, un nuevo rumbo, un nuevo liderazgo, y ante esa presión es necesario cambiar la trayectoria tradicional de gobernar e implantar una nueva estrategia de desarrollo económico y social que diseñe y establezca políticas, planes, proyectos y programas, dirigidos a mejorar la calidad de vida de sus residentes, estimular el desarrollo productivo, elevar a un nivel superior la cultura , a hacer de Miranda un estado seguro e impulsar un desarrollo territorial equilibrado.

En consecuencia, los Mirandinos aspiramos convivir en un estado donde la dirección política y administrativa construya una serie de directrices que faciliten el rumbo de la región, hacia:

1.- Un desarrollo económico y social sostenible.

2.- La implantación de una política salarial que reanime, estimule y moralice a los trabajadores administrativos, obreros, docentes, contratados jubilados, policías, bomberos y médicos.

3.- Una gerencia efectiva casada con el proyecto de gobierno.

4.- La conversión de una entidad federal parasitaria a una región productiva.

5.- Una restructuración administrativa y organizacional que haga más efectiva la gestión de gobierno regional y que se corresponda con el Plan el programa de gobierno de Héctor Rodríguez.

6.- La inclusión como competencia del gobierno regional de las Misiones Socialistas, desechadas y apartadas a un lado por el gobernador inhabilitado.

7.- Un reflotamiento de la Policía del estado Miranda con el objeto de bajar los indicadores delictivos y garantizar la seguridad ciudadana.

Valga precisar que las directrices esbozadas son expresión en parte, de manera implícita, en las cuatro dimensiones políticas (la seguridad, lo económico, lo social y lo territorial) esbozadas por Héctor Rodríguez, como candidato del PSU y el GPP a la Gobernación del estado Miranda.

En ese sentido, las perspectivas de desarrollo socio económico de Miranda están relacionadas con las siguientes fortalezas del candidato:

  1. Héctor Rodríguez, es el candidato del PSUV-GPP y del gobierno nacional. Ello implica que como Gobernador no perderá su tiempo: insultando y peleando con el Presidente de la República, mentándole la madre, abandonando la gobernación para conspirar y viajando a los EEUU para recibir órdenes del imperio Yanqui.

  2. Está casado con el proyecto de país que encontramos en la CRBV y en el Plan de la Patria.

  3. Es garantía de que los ingresos del Situado Constitucional (dozavo) y los créditos adicionales bajen rápidamente al tesoro regional.

  4. Se ha comprometido pagar las deudas y los aumentos salariales decretados por el gobierno nacional, homologándolos y cancelándolos oportunamente.

  5. Asegura que las Misiones socialistas regresaran a la gobernación para impulsar el desarrollo social.

  6. Su relación como hombre de confianza del presidente Maduro, asegura el financiamiento de proyectos prioritarios que requiere el desarrollo socioeconómico de la región.

  7. Es Mirandino de pura cepa y tiene la voluntad política para atender los problemas de la región.

En fin, es una necesidad política que los electores de Miranda digieran las ventajas comparativas que Héctor Rodríguez encarna como Gobernador para el desarrollo del estado Bolivariano de Miranda en relación con su contrincante.

carlosemezones@gmail.com

 

 

 

 

 

 

Mirando hacia Miranda

 

 

 

 

 

 

 

JUBILACIONES Y CONTRATACIONES NERVIOSAS

 

EN LA GOBERNACION DE MIRANDA

Por Carlos Mezones

En los últimos días se están produciendo algunos movimientos nerviosos en la gobernación del estado Bolivariano de Miranda. Tales hechos indican que el 15 de octubre llegara un nuevo inquilino la Casa Amarilla de Los Teques, que no será la continuidad del gobernador inhabilitado.

Cierto es, que varios Directores de nivel superior ya se jubilaron, se pagaron sus prestaciones y hasta han sido contrataros hasta su salida. Mientras tanto, muchos trabajadores administrativos de carrera, obreros y maestros, de la esa gobernación desde hace años están esperando que les cancelen sus prestaciones sociales y las deudas acumuladas con sus respectivas incidencias; otros con más de 25 años de servicios esperan su jubilación.

De acuerdo a las informaciones procesadas por trabajadores de esa institución, bien dateados por cierto, tales movimientos administrativos presuntamente compromete a los siguientes directores: Olimpia Mancera, Directora de Capital Humano y Mirna Mota, Directora encargada de Capital Humano; Evelyn Pallota directora de Ecología y Ambiente; Juan Maragall, Director de educación; Iván Rosse, Director académico y Felipe Becerra, Director de administración, entre otros.

Esos movimientos de última hora indican, en primer término, que los directores jubilados y no jubilables, que cobraron sus prestaciones sociales ya internalizaron que Capriles no regresara por estar inhabilitado. Y en segundo término, olfatearon que Ocariz no será la continuidad de Capriles en la gobernación.

Desde otra óptica, muchos trabajadores de la gobernación (administrativos, obreros, maestros, contratados, bomberos policías y médicos) desde su posición ya perciben que el nuevo gobernador por ser el candidato del oficialismo no perderá su tiempo peleando con el presidente Maduro y, por tanto, presenta mejores garantías y esperanzas de hacer realidad sus reivindicaciones y de beneficios inmediatos.

En síntesis, se observa que directores de grado 99 del gobierno regional, ya perciben el naufragio del candidato de la oposición en Miranda. Unos ya abandonaron el barco y otros están prestos para saltar al agua en los días previos de las elecciones del 15 de octubre.

 

 

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 474 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter





US Y ab = '0' /actualidad/a252682.htmlCd0NV CAC = , co = US