Sigo sin entender a Luisa, por mucho que ella declara

Luisa por mucho esfuerzo que haces para explicarte, sigo sin entenderte. Es verdad que en tu función de Fiscal General no debes colocarte, automáticamente, al lado del Ejecutivo y que es válido que emitas tu opinión acerca de que la convocatoria a Constituyente no resuelve el conflicto político que se vive, eso lo que demuestra es que no tienen razón los que vociferan que vivimos en plena dictadura y que el régimen de Maduro se entronizó.

Tú hablas con lo que puede parecer mucha propiedad acerca de las 3390 investigaciones adelantadas por la Fiscalía (FGR), desde el 6 de abril hasta hoy (un promedio de 58 investigaciones por cada día), insistes en que la Fiscalía ha cumplido cabalmente su rol. Aseguras que no hay impunidad y rematas diciendo que a tu lado hay un pueblo que siempre ha recibido respuesta y ha sido debidamente atendido, que se le ha respetado y se le ha tratado con tolerancia, no con odio. ¿quién ha sido intolerante con el pueblo entonces?, ¿quién trata con odio al pueblo Luisa?

Claro Luisa, porque la cuestión, desde mi punto de vista, no es lo que tú has dicho con claridad, sino más bien cosas que quedan sin decir de manera expresa pero que se prestan a distintas interpretaciones de la gente.

Cuando afirmas , por ejemplo, que "es contrario a derecho la modificación de municiones para aumentar la letalidad. El Estado tiene manuales de actuación policial en las manifestaciones, al punto que un Guardia Nacional cuando cumple funciones de seguridad ciudadana no puede cumplir funciones militares, sino como policía". Puede interpretarse, lo primero, como que sí se están violentando los derechos humanos en Venezuela porque los cuerpos de seguridad están modificando municiones para aumentar la letalidad, lo ha dicho la misma Fiscal, no la MUD, la mismísima Ortega Díaz. En cuanto a lo segundo, claro que hay manuales de actuación policial en las manifestaciones, pero además estos se aplican Luisa y tú lo sabes, así que dejarlo entredicho, es sembrar la duda y volver a coincidir con los que vociferan que en Venezuela no se respetan los derechos humanos de quienes protestan pacíficamente.

Has dicho que le pides al Presidente Maduro que siga insistiendo en el diálogo, en el diálogo sincero, que busque otros voceros internacionales. En cuanto a esto quiero decirte que si de algo no se puede acusar a Maduro es de no haber agotar las vías posibles de diálogo con la oposición. Es más te diría que esta convocatoria a Constituyente no es sino otra manera de encausarlos a una vía civilizada de dirimir los conflictos políticos, más allá de si se hace referéndum ahora o después, si se elige por sectores o por zonas territoriales. Tú sabes Luisa, como todo el mundo lo sabe, que de cualquier manera que se haga la oposición no dejará de insistir que Maduro es un dictador que debe dejar Miraflores ya.

Y con esto caemos en el meollo del asunto Luisa. Más que un asunto legal, jurídico, de jurisprudencia, de derecho, de normas y de procedimientos, en los que tú eres tan sagaz Luisa, vivimos un profundo "conflicto político", que además no es nuevo. Tú misma y la sede de la Fiscalía General que presides fueron víctimas de quienes pretenden imponer sus criterios a la brava (febrero 2014). Acaso olvidas el trato que en esos días te daban muchos de los dirigentes opositores de La Salida, muchos de esos mismos que después que declaraste la "ruptura del hilo constitucional", marzo 2017, se rinden a tus pies, claro Luisa eso es mientras le sirves a ellos para tumbar a Maduro, porque una vez que logren su objetivo olvídate de esperar cualquier consideración y respeto de esta gente que hoy te aplaude, pero que no se olvidará nunca que algún día "fuiste revolucionaria". Ese "pueblo" que hoy está a tu lado, al que tú respetas y tratas con tolerancia no dudará en "cobrarte" esta vieja deuda.

Disiento de aquellos que desde la revolución reniegan de ti por tus declaraciones, sencillamente Luisa ser revolucionario y estar fielmente con la causa que los más poderosos siempre adversan y estar dispuestos a pagar el alto precio, es una decisión que cada uno debe tomar. Quizás hubiese sido más digno renunciar al cargo, abrirse paso para que otro u otra lo asumiera, pero preferiste hacer lo que estás haciendo y más allá de lo que considero tu elecciones erróneas, te las respeto Luisa.

Quizás te convencieron que sí, que Maduro caerá y que la revolución llegó a su fin. Te convencieron de que puedes seguir prestando un servicio importante al país, que tu experiencia no se puede desperdiciar para la reconstrucción de la sociedad. Te mintieron Luisa, ni Maduro ni la revolución llegaron su final, ni los que adversan al chavismo están interesados en reconstruir al país a tu lado, ellos apenas luchan por el botín y tú al igual que todos los que estuvieron con el chavismo son "chavistas malditos" que merecen lo peor. Que pena contigo Luisa, pero esta creo es la pura verdad.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1082 veces.



Juan González


Visite el perfil de Juan González para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Juan González

Juan González

Más artículos de este autor



US mp N Y ab = '0' /actualidad/a247138.htmlCd0NV CAC = Y co = US