La izquierda antichvista según Domingo Alberto Rangel

Uno de los fenómenos históricos más notables del siglo XX venezolano, ha sido el errático comportamiento de la izquierdo criolla frente a los grandes jalones del acontecer político de esta centuria, cuestión que pudiera estarse reeditando en los años que corren de la revolución bolivariana. La historiografía nacional todavía debe evaluar la actitud de este actor histórico frente a las coyunturas de alta tensión política como fueron: el gobierno de Medina Angrita y su Reforma Petrolera de 1943; su posición frente al denominado Trienio Adeco(1945-1948); su imperceptible presencia en las elecciones de 1952; su renuncia a la captura del poder en 1958; Su desestimación de la democracia liberal y el aventurerismo guerrillero de los años sesenta; la triple derrota histórica de la guerrilla y el proceso de pacificación; su actitud frente al puntofijismo neoliberal de finales de siglo y, por último, su posición frente el movimiento político liderado por el comandante Chávez.

Con el propósito de interpelar sumariamente el desenvolvimiento histórico de nuestra izquierda, vamos a comenzar por aproximarnos a la actitud de este actor político ante la revolución bolivariana, iniciándonos con la llamada izquierda antichavista. A tal efecto, examinaremos la posición de Domingo Alberto Rangel DAR) frente al fenómeno referido. Este personaje fue un prominente líder adeco que luego se separó de A.D y fundó el Movimiento de Izquierda Revolucionario (MIR). Dentro de la izquierda criolla DAR ha sido uno de los enemigos más acérrimos del chavismo. Su desencuentro con el bolivianismo chavista lo podemos sintetizar en las siguientes apreciaciones:

1.-Chávez y Carlos Andrés Pérez son más de lo mismo.

Para DAR Chávez estaba muy lejos de ser un líder democrático y revolucionario, en el fondo fue un adeco más ya que:

"El parentesco o la similitud del gobierno de Carlos Andrés Pérez con el de Hugo Chávez lo acaba de establecer The Economist, la gran revista inglesa, que dice exactamente sin Carlos Andrés Pérez no habría existido Hugo Chávez, que Carlos Andrés Pérez fue una especie de preámbulo para Hugo Chávez, y es verdad, Chávez lo que ha hecho es ampliar y profundizar el populismo de Pérez, y desgraciadamente eso es lo que da el petróleo. El petróleo no produce sino Pérez y Chávez. Con relación a Pérez Jiménez es distinto porque era un Gobierno autoritario pero en cuanto al populismo era igual. Era un Gobierno hecho por sectores de la clase media venezolana en beneficio y para el provecho de la gran burguesía criolla"1.

2.- El socialismo de Chávez es una farsa

Dar siempre cuestionó la autenticidad y probidad del socialismo prometido por el Comandante, pues según él:

"Decir que el Gobierno es socialista es una farsa. Si aquí hubiera un sistema socialista, las comisiones que cobra Diosdado Cabello, José Vicente Rangel y Aristóbulo Isturiz tendría que estar colectivizada, socializada. Yo supongo que ellos hacen negocios y aprovechan la situación de influencia que tienen en el Gobierno para enriquecerse ellos, no para enriquecer a los demás"2.

3.-Chávez un funesto caudillo.

En palabras de DAR, el caudillismo fue una funesta enfermedad que nos legó el mismísimo Libertador y por eso:

"… seguimos teniendo ese tipo de personajes funestos. El primero fue Simón Bolívar, y si Chávez lo ha imitado en algo es en eso, en ser un caudillo, así no lo quiera admitir. Chávez no existiera si no hubiese acabado con los partidos existentes, desde la derecha hasta la izquierda, pero cuando surge, producto del golpe militar, cautivó al país porque Venezuela parece predispuesta a aceptar un caudillo siempre; hasta ustedes los maracuchos, los más cívicos de Venezuela, tuvieron a Venancio Pulgar y a Rafael Urdaneta"3. Luego en otra ocasión agregó:"…yo tuve una entrevista con él en la casa de un amigo y cuando salí, lo hice decepcionado, y le comenté que Chávez era el típico caudillo ramplón y falso, parecido a cualquiera de los que existieron en la Guerra Federal por su temperamento y actitud avasallantes"4

5.-Chávez carece de valentía personal

Paradójicamente DAR conceptualizó a Chávez como un caudillo ramplón, pero al mismo tiempo, le negó todo rasgo de valentía personal cuando afirmó:

"No me parece un hombre valiente, fíjese que el 4 de febrero corrió a refugiarse en el Museo Militar, tanto que Nelson Luis Martínez, director de Últimas Noticias me llamó y me dijo que el museo se había hecho para que los militares se refugiaran. No digo que sea un completo cobarde, pero es más valiente de palabras que de hechos. Chávez es un genio de la guerra de micrófono, y como lo hacía Joseph Goebbels, es bueno en hacer propaganda y sacarle punta a todo"5.

6.-Chávez posee rasgos fascistoides

En esta apreciación DAR fue lapidario cuando declaró:

"… el presidente Chávez está por encima de los estatutos del Partido socialista Unido de Venezuela y eso es típico de todos los partidos fascistas, sea el italiano, el español o el alemán, porque el comunismo nunca fue así. Stalin no estaba por encima de los estatutos y se catalogaba como discípulo de Lenin y obediente a los reglas del partido. Chávez se cree un caudillo que, como sus colegas europeos, cree que es un regalo de Dios para el pueblo, no lo dice porque sería el mayor ridículo que pudiese cometer. Por otro lado, está el militarismo que presenta este Gobierno en todos los estamentos y que incluso, a la vida civil le adaptó nombres propios de la jerga militar para definir sus espacios de acción6.

7.-Chávez y sus compinches son peones del imperialismo

Para DAR la retórica antimperialismo del Comandante Chávez es pura farsa pues, las políticas económicas impuestas por el Comandante son un manjar para los intereses del imperio. Esto es así por cuanto:

"A la gente se le olvida que este Gobierno se inicia con el Tratado contra la doble tributación, que ha sido uno de los regalos más suculentos que se le ha dado al imperio norteamericano y sus trasnacionales. Lo que hacen las grandes empresas en la América Latina es trasladar sus recursos económicos a Caracas y los presentan como ganados en el país, y evitarse así el impuesto en los Estados Unidos. El otro regalo que le hace Chávez es mantenerle tranquilo al pueblo venezolano, como cualquier encantador de serpientes. Si Chávez no hubiese llegado al poder en 1999 aquí se hubiesen presentado mayores revueltas, y por eso cada vez que el ambiente nacional se encrespa, Chávez sale pidiendo calma, sensatez y cordura. Los Estados Unidos tienen mayores problemas en el Medio Oriente, y hombres como Chávez, Evo, Correa, entre otros caudillos que se han ido levantando, le permiten contar que van a tener tranquilidad en el patio de atrás de su casa. Otra de las cosas es que, sé que Chávez no ha expropiado ninguna empresa norteamericana porque con la Electricidad de Caracas pagó tan alto las acciones que hasta en Wall Street se sorprendieron y, por otro lado, quienes lograron los mejores contratos de exploración y explotación en la Faja del Orinoco fue la Chevron Texaco, y uno de sus accionistas es la familia Bush"7.

Tal como lo podemos apreciar en todos estos juicios que DAR emitió sobre el Supremo Comandante, la persistencia errática de nuestro personaje fue incorregible. Así como no entendió la Venezuela del postgomecismo y la del puntofijismo, menos captó el potencial revolucionario y antimperialista que traía en su uniforme el presidente Chávez. Para DAR la actitud contrarrevolucionaria y antichavista de la oligarquía criolla y del imperio no existieron jamás. Por último, resulta cuando menos preocupante que el Hijo de Chávez en marzo del 2015 autorizara la publicación de toda la obra de este extraviado personaje. El presidente Maduro justificó este reconocimiento de la siguiente manera:

"Domingo Alberto Rangel al final de su vida hizo críticas muy duras y estuvo en contra de buena parte de la Revolución Bolivariana, porque él no estaba de acuerdo en que fuéramos a elecciones, el creía que la revolución se hacía armada y el Comandante Chávez siempre lo respetó"8.

La reivindicación de DAR por parte de Maduro arroja serias dudas sobre el piso teórico en el que se sustenta la praxis política de nuestro actual presidente. Hoy más que nunca, la interpelación teórica e histórica de la izquierda venezolana, es una necesidad esencial para la sobrevivencia del proyecto libertario que nos legó el militar de Sabaneta.

NOTAS

1.-http://informe21.com/hugo-chavez/domingo-alberto-rangel-chavez-farsante-maria-corina-machado-quien-puede-vencerlo

2.-IDEM

3.- http://www.versionfinal.com.ve/wp/2008/06/06/me-reun-con-chvez-y-sal-decepcionado/

4.-IDEM

5.-IDEM

6.-IDEM

7.-IDEM

8.- http://laiguana.tv/articulos/6112-maduro-aprobacion-obra-domingo-alberto-rangel-chavez



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2655 veces.



Humberto Trompiz Vallés

Historiador y profesor universitario jubilado, especializado en historia petrolera de Venezuela.

 htrompizvalles@gmail.com      @trompizpetroleo

Visite el perfil de Humberto Trompiz Vallés para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: