El affaire Dólar Today

La plusvalía sólo para medianos y pequeños capitalistas

La doble y descubierta paridad cambiaria colombiana, una fronteriza y otra en tierra adentro, revelan a las claras que ese Estado subvenciona a sus defensores del caso sitos en la frontera con la dotación de una suerte de "bolívar débil", mientras para al resto del país se lo encarece o respeta el bolívar fuerte venezolano.

Este es el caso y su colateral affaire: Como expresión liberadora del capital, supuestamente, con el ejercicio del libre cambio la paridad de la moneda nacional tiende a oscilar y estabilizase según las predominantes decisiones de la empresa privada en cuanto a sus necesidades de divisas y las correspondientes disponibilidades de estas.

Decimos supuestamente porque el libre cambio determina una paridad que también y perfectamente podría funcionar durante el Control de cambio estatal, a condición de que el gobierno de turno y sus entes supervisores se hallen de parte del empresariado que tiende a minimizar la oferta, a acaparar sin que el Estado ni los medios de comunicación, también privados, toquen ese tema, y sobre la base de que los consuetudinarios salarios de hambre no inviten a cola alguna ya que la mayoría de la población simplemente vive insolvente.

O sea, en régimen burgués, el control de la cambiante paridad cambiaria queda en manos privadas de un empresariado poco interesado en el bienestar de todos con las consecuencias ya conocidas, entre otras, hambre para un alto porcentaje de los proletarios activos y activas, y con mayor razón para los desocupados y desocupadas. Esa es la Historia ya registrada durante siglos.

Ese "libre cambio" rige en los países industrializados o imperializados y con mayor evidencia en las colonias burguesas de donde aquellos países suelen extraer materias primas y energéticos cuasirregalados por aquello de costos mínimos para la empresa privada; eso en principio, pero hay más.

Nos preguntamos: ¿por qué se abstienen esos países importadores en pagar precios justos para el petróleo y otros recursos naturales, si con cargarlos al coste de producción les bastaría y hasta obtendrían más ganancias, y por qué esta política comercial les viene tan al pelo, además de la explotación salarial la cual dejan abierta, a manera de señuelo económico, para el resto de los burgueses nacionales ya que esta plusvalía es la que menos les importa a aquellos capitalistas de alto rango, en este comercio internacional, en colonias y patios traseros que se hallen bajo sus afiladas garras?

Bueno, porque detrás de esos pagos de miseria para los recursos extraídos de sus países proveedores, se halla un Presupuesto Nacional que apenas cubre las necesidades burocráticas mínimas, con cargo a los crecientes y miserables pobres que se acumulan por causa de los bajos niveles de empleo de mano de obra, y, con mayor importancia capitalista, porque para satisfacer los apetitos de enriquecimiento de la alta burocracia de estas "colonias", estos se aseguran de redondearse sus jugosos ingresos mediante la contrata de Créditos Públicos que cubran indeteniblemente los huecos "rojos" de su Contabilidad , tal como solieran hacerlo de la manera más irresponsable. Ahí está el caso griego de ahorita, por citar sólo uno.

Tales Créditos Públicos nacionales le garantizan al mismo importador de esos recursos naturales la colocación financiera de su capital ocioso, en materia de fabricación y servicios públicos locales de los mimos países imperiales. Amplios y diseminados cuadros de pobreza también "adornan "el paisaje de todos los países imperiales, y obviamente, si no les importan sus propios pobres, en qué cabeza puede caber la equívoca idea de que puedan interesarles los pobres de extramuros.

De manera que el ilícito, para Venezuela, Dólar Today (sic) es sólo una variante refleja de esa subvención colombiana favorecedora de todos los colombianos menos de los humildes, como no es el caso venezolano que subsidia a sus pobres y subvenciona a la pequeña empresa.

De resultas: Colombia subsidia a los intermediarios de la frontera, y en paralelo castiga a los trabajadores de todo el país con un carísimo bolívar fuere. Infiérase que semejante estrategia financiera y monetaria responde a una alta y sofisticada asesoría de alto nivel profesional.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1035 veces.



Manuel C. Martínez


Visite el perfil de Manuel C. Martínez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: