Este autobús no dará vuelta en u

Los procesos revolucionarios de cambios sociales cualitativos, o sea, en el caso actual, el paso del obsoleto y bien depreciado sistema capitalista venezolano al novísimo sistema socialista a lo bolivariano cuyos prolegómenos vienen fraguándose desde hace muchas décadas, son ineluctablemente, inevitablemente, irrefragablemente, insuperablemente, incuestionablemente, (sic), procesos que no dan vuelta atrás, cuando por supuesto el período de gestación de dichos cambios revolucionarios se haya cumplido, como es nuestro caso, cuestión de la que estamos suficientemente convencidos.

De manera que, por muchos palos que les metan a sus ruedas, por muchos cauchos que les pinchen, por mucha gasolina que le saquen, por muchas fallas inducidas en sus frenos, en su motor, en su batería; por muchos acaparamientos, por muchas subas indebidas de precios, por muchos bachaqueros que se reproduzcan como las plagas egiptobíblicas; por muchos reclamos absurdos oposicionistas, por muchas críticas malintencionadas, por muchos baches de invierno que aparezcan en su camino, por muchos temblores que la Naturaleza en su azar los produzca coyunturalmente; por muchos enemigos que este proceso obviamente tiene y tenga, por muchas tropiezos, en fin, que este proceso confronte, este autobús no dará vuelta en u.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 954 veces.



Manuel C. Martínez


Visite el perfil de Manuel C. Martínez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: