12 de octubre día de la resistencia indígena

Hoy no se celebra, ni se conmemora, ningún descubrimiento, mucho menos, un encuentro de dos mundos, o la llegada de la civilización a estas tierras bárbaras del AbyaYala.

Solo fue la concreción de las premisas de los pueblos bárbaros , invasores, conquistadores y colonizadores, por los medios que ellos han promovido para ese fin, como son, el exterminio, el desplazamiento y el apartheid, para tener naciones en territorios que solo debían ser ocupados por poblaciones homogéneas, étnica y lingüísticamente, en este caso la  llamada raza europea. Estas formas de invasión y dominación, eran ejecutadas  en el orden, que la hemos descrito,  porque comenzaron exterminando a la población nativa, ya que  la resistencia indígena fue muy  fuerte, durante los primeros 15 años de la invasión, a partir de la llegada de los europeos al Continente Abya Yala. Luego al verse diezmados, acosados y reducidos a la esclavitud nuestros hermanos originarios fueron obligados a desplazarse hacia otras ubicaciones más propicias para la sobrevivencia, y ello produjo el apartheid, o confinamiento en reservas donde eran  hostigados limitando sus posibilidades de vida considerablemente. Es por ello que, no debemos celebrar ni conmemorar esta fecha del desgraciado arribo de Colon, acompañado de  una tripulación considerada una escoria humana, en la vieja destructiva y bárbara Europa.

Asúmase, que apenas unos cuantos años antes del primer viaje de Colón, España se había sacudido  la ocupación árabe musulmana, que había logrado civilizar a estas gentes bárbaras, pero que al sentirse libre de esta dominación, retomó sus procedimientos bélicos  y depredadores, como forma de vida, robando, asesinando  y prevaricando a otros pueblos para crecer o solventar sus problemas económicos, situaciones  y circunstancias totalmente ajenas y extrañas a las poblaciones abya yalas. Resulta contradictorio, el hecho que éstos conquistadores, quienes venían de estar dominados, por un pueblo ilustrado y educado, que si, les dio civilización, que si, les transfirió conocimiento y cultura mediante la creación de Universidades y,  una convivencia pacífica e integrada, donde las tres religiones que  prevalecían y, que tenían grandes  diferencias entre ellos, musulmanes, judíos y cristianos, lograron vivir en armonía durante casi 8 siglos. Cometieran en nuestro Continente, el atroz holocausto, a un pueblo, que no lo merecía y, les  dio tanta muestra de hospitalidad y generosidad.

Decíamos que es una contradicción, porque cuando ellos llegaron a estas tierras, siendo objeto de un recibimiento pacífico y amigable de nuestros abuelos, cuestión fácilmente comprobable, porque ¿Cómo se explica que unas personas, luego de estar por meses navegando, sin conocer el territorio al cual llegaron, lograron en tan poco tiempo, conquistar y ocupar inmensos territorios y dominar esas poblaciones? Este objetivo fue logrado gracias a la buena fe y  colaboración de los naturales, quienes les abrieron las puertas de sus casas, les sirvieron de guía, les dieron cobijo y hospitalidad, en suma, le brindaron toda clase de facilidades para completar su depredador propósito.

Por otro lado, ello  muestra el grado de progreso y desarrollo de las Naciones del Abya Yala. Estos inescrupulosos invasores por el contrario,  perpetraron una horrendo genocidio y un abominable despojo, como lo cuantifica y describe  Eduardo Galeano en su libro “Las venas abiertas de América Latina” y, que si hoy lo cobráramos en los términos que ellos utilizaron en 1902, cuando nos invadieron y cañonearon nuestras costas, para cobrar la deuda externa, ellos tendrían que pasar muchos años para poder pagar esa deuda, a la cual se refiere Galeano y, que la cuantifica en millones de toneladas de oro y plata, que fueron transportados a Europa, por no decir robados, ya que Galeano lo asume como un préstamo del Abya Yala a Europa.

Por eso es que decimos, que hoy no celebramos, no honramos el falso descubrimiento, hoy solo recordamos el día de la resistencia indígena, para referenciarnos, en nuestro digno propósito de reivindicar nuestros pueblos originarios, y sumergirnos en ese mundo nuestro que data de mucho más allá del infausto 1.492. Algo así como volver a la matriz de nuestras Madres, donde nada nos afectaba, porque era el vientre de nuestras madres el mejor hábitat para nosotros.

¡HONOR, GLORIA Y RESPETO A NUESTROS PADRES MÁRTIRES ORIGINARIOS!

¡INDEPENDENCIA Y PATRIA SOBERANA Y SOCIALISTA!

¡CHÁVEZ VIVE!

¡LA PATRIA SIGUE!

¡VIVIREMOS Y VENCEREMOS!



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2906 veces.



William Castillo Pérez


Visite el perfil de William Castillo Pérez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



William Castillo Pérez

William Castillo Pérez

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a196590.htmlCd0NV CAC = Y co = US