La muerte de un estudiante en Londres

La policía inglesa mato a un joven estudiante de origen Brasileño el cual desobedeció la voz de alto. No se sabe exactamente que paso pero fueron de cinco a ocho tiros que recibió el infortunado joven en la entrada de una estación del metro Londinense. Su única culpa llevar un abrigo grueso en verano y no acatar la voz de alto.



El gobierno Ingles, pidió disculpas desde diferentes niveles de la administración. Anuncio la averiguación del hecho a fin de fijar responsabilidades además de dar las indemnizaciones pertinentes. Con este paso este lamentable hecho ha quedado saldado, para las autoridades Inglesas.



Hay que considerara el estado de alta tención que se vive en la capital Inglesa y las ordenes del alto gobierno dadas a la fuerza publica para disparar a los sospechosos de ataques suicidas, con la recomendación directa que los disparos sean a la cabeza para evitar las explosiones.



Y me da gracias, ya que he oído en un programa de radio, en la emisora 99,9 FM al Dr. Pedro Penziny razonar sobre este asunto y decir que – Bueno la policía Inglesa esta en su derecho de defender a la comunidad ¿? -



O sea entiéndase que un ministro en Inglaterra ordena disparar primero y preguntar después e indicando expresamente que los disparos sean a la cabeza. Y eso es considerado razonable aceptable y hasta dentro de la lógica, para el buen Pedro Penziny.



Aquí unos policías en una alcabala montada en la vía publica en horas de la noche le abren fuego a un vehiculo que no se detuvo, con el fallecimiento de unos jóvenes inocentes. Y que pasa, lo primero que piden es la cabeza del ministro el cual no tenía conocimiento de nada de lo que estaba pasando.



Ojo, en ningún momento estoy exculpando a los efectivos que arbitrariamente y sin medir los hechos directamente ejecutaron a gente inocente. Solo quiero hacer notas un importante hecho y es la fuga de las victimas, colocándolos como sospechosos y después la desproporcionada fuerza usada por los efectivos de la ley.



Me imagino que como Jesse Cachón no es Ingles debe cargar con la culpa de otros, no importa que a diferencia del caso en Londres donde si hubo y OJO hay una orden directa de ejecutar a cualquier sospechoso de llevar una bomba. El Ing. Chacon estaba al margen total de los acontecimientos esa fatídica noche.



Y uno se pregunta eso de culpar y enjuiciar a los ministros por las muertes de los estudiantes es nuevo muy nuevo. Pues en los años 60 en los 70 y en los 80, también en los 90. Aquí se disparaba contra los estudiantes por orden directa de jefes policiales y hasta de ministros. Pero si hasta de ministros de copey, si de ese partido que según su vocero Cesar Perez Vivas, pide a voz en cuello que se debe hacer un juicio contra el ministro Chacon y que este debe renunciar a su cargo.



Y uno se pregunta donde están los ex ministros copeyanos presos por todos aquellos muchachos muertos a tiros en las entradas de las universidades, por el solo hecho de protestar y en algunos casos tirar unas piedras. O será que Perez Vivas y Penziny estaba fuera el país en esa época como el cardenal aquel y por eso tiran tierrita y pasan.



En verdad que toda esta paja mediática que se ha montado, solo para ocultar los logros del gobierno que cada día son más palpables. Es un esfuerzo inútil de esos centros distribuidores de desinformación como son Globovisión y Unión Radio, cada día más solos.



Venezuela es otra y sobre todos los Venezolanos somos otros hoy gracias a la tecnología y a nuestra libertad de prensa podemos ver los diferentes acontecimientos y formar nuestros propios juicios. Y cada día una persona se suma a esta revolución ya que ve directamente como es la realidad. Como aquellos pocos títeres de la oligarquía como Penziny, Rondon, Colomina, Etc. Se reducen se quedan solos gritando sus mentiras al viento.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2406 veces.



Roberto Pérez


Visite el perfil de Roberto Pérez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Roberto Pérez

Roberto Pérez

Más artículos de este autor


Notas relacionadas