La Clase Boba

Después de revisar diferentes textos, artículos, así como el discurso de la oposición venezolana y de sus voceros visibles, me siento en el deber de expresar estas reflexiones para con ello alimentar la discusión política con miras a las próximas elecciones del 7 de octubre. 

Para ello me pregunto: ¿porqué una parte de la clase media venezolana no apoya a Chávez? ¿porqué a pesar de la eliminación del anatocismo, los créditos indexados, rebajar los intereses para financiamiento de  viviendas, controlar precios desaforados por la especulación, poner a su disposición alimentos baratos, una red de medicina preventiva y curativa, financiamiento de vehículos, planes turísticos nacionales e internacionales accesibles, y pare Ud. de contar miles de otras tantas medidas, siguen reticentes y no hemos podido penetrar la “costra ideológica” que los recubre e incluso votan contra sus propios intereses? 

Según Lakoff, especialista en Lingûística cognitiva, sucede que los asuntos políticos se basan en valores básicos asentados en la mentalidad, “un sistema conceptual unificado que organiza y da coherencia a sus posiciones políticas y las vincula con valores y sentimientos morales, con una capacidad de movilizar emociones como un arma de enorme valor en el contexto de la mediatización de la política”. 

En los actuales momentos, el discurso de la denominada MUD y de los asesores del candidato Capriles está utilizando un lenguaje que encaja con la visión del mundo de este sector de la población venezolana media. 

Para muestra un botón: la visión que estos tienen de los programas sociales y su lenguaje despreciativo que busca evocar la idea de que es “inmoral” darle a la gente  pobre  cosas que no se han ganado: en otras palabras es malo darle a los pobres lo que no se han trabajado porque no se lo merecen  “no les des el pescado enséñalos a pescar”, los escucho decir una y otra vez, tratando de justificar su propio egoísmo y sus complejos. 

Estos asesores están montados en la estrategia de “ocultar las ideas mediante la utilización de jingles y de un lenguaje no confrontativo que muestre al contrario como un peleón sin remedio y un loco”. 

Entendamos algo, la gente no vota por sus intereses, vota basándose en la identidad, votan con base en sus creencias y valores, votan por aquellos con los cuales se identifican, por ello la estrategia del adversario en este momento es hablarle a  clase media y a los pobres que siguen por millones a Chávez desde estos marcos mentales y desde esos valores. 

Dice Lakoff  “el objetivo es activar tu modelo  entre la gente de “centro” –en el caso venezolano los ni-ni (ni una vaina ni la otra sino todo lo contrario) debido a que la gente de centro (ni-ni) tiene dos modelos, que utilizan con frecuencia en diferentes partes de su vida. Y la estrategia es conseguir que ellos utilicen su modelo en política activando tu visión del mundo y tu propia moral en sus decisiones políticas”. Esa es parte de la estrategia de los asesores de la oposición venezolana, basándose en manuales de Marketing Político de distintos autores, incluso muchos de ellos escritos por ellos mismos.  

Utilizarán un lenguaje que sirva para “ablandar” a la gente evocando con ello valores que están incrustados en el cerebro  de éstos utilizando un lenguaje orwelliano diciendo lo contrario de lo que realmente piensan. 

El uso de vocablos como futuro, progreso, libertad, propiedad privada, éxito, eficacia, seguridad, capital humano, eficiencia, riqueza, productividad, son necesarias en esta estrategia pues ellas responden y encajan en los marcos mentales de los que habla Lakoff, que describirán lo que anhelan estos grupos utilizando para ello la “disciplina del mensaje” que evidentemente han estudiado. 

Lo que cabe preguntarnos es si estos sectores de la clase media venezolana y algunos sectores populares también comprarán esta “oferta engañosa” de la oposición venezolana quien no dice lo que verdaderamente piensa y sólo dirá lo que los oídos embelezados quieren escuchar y votarán por quien los expolió, estigmatizó y excluyó durante más de cuarenta años en los que duró el régimen “democrático” bajo el cual estos opositores mandaron en Venezuela. 

Entendamos que estamos ante un adversario que ha sido y es capaz de utilizar CUALQUIER MEDIO con tal de llegar al poder, si es necesario mentir MENTIRÁN, con tal de alcanzar el poder y así cumplir con su plan: Privatizar el país y convertirnos en una anexión  de los Estados Unidos. Si queremos una muestra busquemos la entrevista que le hicieran en días recientes al jefe de campaña de Capriles el señor Armando Briquett quien expresaba entre líneas “para nosotros es vital las relaciones con los Estados Unidos y haremos todo lo necesario para volver a lo que teníamos antes de que Chávez llegara al poder”. 

Esperemos que podamos y sepamos ver entre estas líneas las intenciones verdaderas de estos grupos “tecnócratas” y de los yupis que representan a estos sectores y que esta porción de nuestro pueblo no se deje engatusar y se convierta en la Clase Boba y que este error signifique la pérdida del proyecto de vida que está plasmado en la Constitución y que ha costado tanta sangre, sudor y lágrimas a nuestro pueblo.  

alecucolo@cantv.net



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2035 veces.



María Alejandra Díaz


Visite el perfil de María Alejandra Díaz para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



María Alejandra Díaz

María Alejandra Díaz

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a139237.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO