Los colombianos se hacen los suecos

Hay varias explicaciones para la expresión "hacerse el sueco", muchas, pero entre todas, la que prefiero es la versión que la hace emparentar con la frase "faire la sourde oreille" (hacer oídos sordos), que es propia de la lengua francesa. Su origen histórico se remontaría al emperador Napoleón, quien vanamente intentaba negociar con un diplomático sueco, el cual fingía no entender a Su Majestad, motivado a un supuesto impedimento auditivo para así no tener que acceder a las peticiones que se le formulaban. En resumen se hacía el pendejo o el “musiú”, como se decía antes en Venezuela.

Resulta ser que para justificar la horrenda historia de la entrega de la soberanía nacional colombiana al Imperio, la camarilla gobernante en Colombia arremete contra Venezuela y su gobierno, acusándonos una vez más de ser los surtidores de armas a las guerrillas de las FARC, olvidándose de una agresión mucho mayor, que es la instalación de varias bases aéreas y navales bajo el comando directo de la IV Flota con sede en el sur de la Florida, cuyo objetivo es muy elemental: controlar a los países productores de petróleo como lo son Ecuador y Venezuela, situados estratégicamente en el Pacífico y en el Atlántico.

De acuerdo a las “informaciones” suministradas por el gobierno de Colombia, en un campamento de las FARC fueron incautados varios lanzacohetes presuntamente de la propiedad de la Fuerza Armada Bolivariana, los cuales terminaron en manos de ese grupo irregular, resaltándose la supuesta gravedad del material encontrado en la región de La Macarena, pues se trataba de la primera vez que se hallaba artillería de ese calibre, con alto poder destructivo, en manos de la guerrilla. Esta historia, con visos de verosimilitud, fue urdida con el más absoluto sigilo por el alto mando militar colombiano para ser utilizada en un momento oportuno. La ocasión se produjo cuando tenían que tender una cortina de humo para tratar de ocultar los escándalos que se han producido en Colombia, entre los cuales figuran no sólo la autorización para instalar bases militares gringas en ese país, sino también el envío de tropas colombianas para combatir en Afganistán. Resulta curioso que soldados colombianos, provenientes del primer productor mundial de cocaína, vayan a luchar con otros soldados nativos del primer productor mundial de heroína, en una guerra que le es tan ajena a todos.

La empresa sueca jugaba para dos equipos

No resulta extraño que armas como los cohetes suecos, que fueron adquiridos por Venezuela hace más de 20 años estén en manos de la guerrilla colombiana, como tampoco resulta extraño que esa misma guerrilla tenga como arma Standard de combate, a los fusiles M-16, de fabricación norteamericana, como lo ha hecho ver el presidente Chávez. En cuanto a los cohetes se refiere, fabricados por la empresa Saab Bofors Dynamics de Suecia. Como lo ha señalado Gustavo Márquez, embajador de Venezuela en Colombia, ha habido denuncias, muy concretamente en la guerra entre Irak-Irán, esa empresa fabricante de armas se hizo la sueca y le vendió armas a ambos contendientes, lo cual fue condenado. Lo mismo sucedió en las interminables guerras africanas, donde los suecos se lucieron vendiendo armas a todos y ahora salen declarando muy cándidamente a la revista colombiana “Semana” que "es extremadamente desafortunado que eso haya ocurrido, pero es algo que se sale de nuestro control. Nuestro cliente era el Ejército de Venezuela. Saab siempre actúa cumpliendo la legislación sueca y las regulaciones internacionales para la venta de material de defensa". Yo quisiera saber cuál de las leyes suecas permite la venta de armamento de ese país a ambas partes en un conflicto bélico y que me digan también porqué un cohete antitanque es calificado como “material de defensa”.

Una buena noticia: Tenemos un lanzacohetes venezolano

Desde hace tres años la Fuerza Armada Bolivariana dispone de un arma formidable, un lanzacohetes diseñado por el coronel (Ej) Ender Galvis, el ingeniero Nilander Barrientos y el mayor (Ej) Alexander Sequera, que tiene por nombre Ve-Nilangal, totalmente hechos en Venezuela, y con una calidad, según los entendidos, muy superior a los que hasta ahora han utilizado nuestra Fuerza Armada Nacional, según fue publicado en Aporrea.

El Ve-Nilangal obtuvo el primer lugar en el primer Concurso de Ingenio, organizado por el componente Ejército de la FANB, y que se llevó a cabo en el Complejo Cultural "Simón Bolívar", ubicado en Fuerte Tiuna. "Lo más importante es que es construido en su totalidad, excepto algunos tornillos y planchitas metálicas, en Venezuela", dijo el coronel (ahora general) Galvis, y resaltó que el material principal para fabricar el artefacto es el Polietileno de Alta Densidad, que es producido por la Corporación Petroquímica Venezolana.

El Ve-Nilangal, lanzamisiles multipropósito de fabricación venezolana posee dispositivos antiaéreos, antitanques, antifortín y antipersonal. EL proyecto fue presentado al Concurso de Ingenio, realizado por el ejército de Venezuela el 20 de junio de 2006, ganando el primer lugar, después de un año de trabajar en el proyecto teórico y 5 meses en ejecutar la parte práctica.

Sus creadores aseguran que este lanzacohetes tiene tecnología de punta, y supera a los equipos de ese tipo que utiliza en la actualidad el ejército venezolano. Todos sus componentes son hechos en Venezuela. Es hecho a base de polietileno de alta densidad. La empresa C.A. Venezolana de Industrias Militares (CAVIM) se encargará de su fabricación.

El sistema de sostenimiento que posee el tubo guía, el cual permite que la granada se mantenga sin moverse hacia delante o hacia atrás. La espoleta de la granada es diferente al tradicionalmente utilizado, ya que se trata de una espoleta de percusión con casquillo y no de algún tipo de combustión, como se acostumbra.

La parte interior del cohete tiene un tubo que es realmente un motor de combustión a base de Nitrato de Amonio, componente utilizado en cohetería espacial. La base del proyectil presenta una serie de orificios concéntricos, tal como ahora se ve en los cohetes espaciales, que no llevan aletas.

Pregunta obligada

¿Qué estará tramando el gobierno de Colombia para contrarrestar este adelanto tecnológico que posee nuestra Fuerza Armada?

omar1montilla@gmail.com

lapaginademontilla.blogspot.com

gramscimania.blogspot.com/


Esta nota ha sido leída aproximadamente 3611 veces.



Omar Montilla


Visite el perfil de Omar Montilla para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: