Las Tortugas También Vuelan: una mirada de la guerra

Las Tortugas También Vuelan: una mirada de la Guerra

Con los vientos que soplan en el horizonte financiero internacional, de estafas y de quiebras de importantes corporaciones crediticias, el sector del entretenimiento también se ha visto afectado, tanto así que aunque no son tan comunes los reportes sobre los despidos de actores y actrices, muchos han sido cesados en los recortes de presupuesto u otros proyectos no se han concretado. Esto pronostica un escenario de austeridad en la producción cinematográfica alternativa a Hollywood, fundamentalmente financiada por algunas corporaciones públicas o proyectos independientes que a veces salvan un año de terribles largometrajes en el cine comercial.

En este caso, me referiré a un largometraje salido a la luz pública hace ya unos cinco años y que posteriormente recibió buena acogida en gran parte de los festivales de cine Occidental, del director Bahman Ghobadi. El guión también fue escrito por el director, siendo este su tercer largometraje con un tema de partida nada novedoso de una trama que en momentos llega a cruzar la línea de documental, La Guerra de Estados Unidos contra Irak, un tema altamente reflejado más de una década por los medios internacionales, es el tiempo para el desarrollo de la película de la cual podemos salvar muchos puntos. El origen de Ghobadi es kurdo – iraní y refleja justamente el sentido permanente de exilio de un pueblo repartido en cuatro países: Irak, Irán, Turquía y Siria. Muchos habrán leído alguna vez un ligero reporte en cadenas noticiosas sobre bombardeos en el Norte de Turquía o las recientes incursiones de aviones turcos en el territorio iraquí; aunque es una información generalmente manejada de manera más especifica en ámbitos académicos, debo aclarar que en Irak no se desarrolla una sola guerra, sino que se incluye una primera gestada antes del propio Irak moderno, gestada desde la lucha por la creación de un Estado para el Kurdistán y que fue duramente reprimida en los tiempos de Sadam Hussein a través de la política de asimilación y una tercera profundizada desde la ocupación como es el conflicto Sunita – Chiita.

Aunque la película se sitúa en Irak, en lo real la mayor parte de kurdos están ubicados en Turquía con una población que se estima superior a los 15 millones y unas minorías no superiores a los 4 millones en Irak e Irán, no superan los 2 millones en Siria; esa precisión es importante porque pudiera limitarse la presencia de los kurdos a Irak, que es justo uno de los pocos países que ha reconocido recientemente su idioma, cosa que no ocurre en Turquía que desconoce la existencia de una población étnicamente diferente y menos aún una identidad cultural diferente a la turca.

En una región donde las diferencias étnicas son tan explosivas y donde se combinan los intereses occidentales ante los importantes yacimientos de hidrocarburos, los kurdos han vagado prácticamente sin ninguna tierra propia, debiendo refugiarse de los combates gestados entre la resistencia y Turquía, dos unidades políticas más o menos claras se presentan a la cabeza de las antiguas milicias en Irak, por un lado el PDK (Partido Democrático del Kurdistán) y el escindido de éste el UPK (Unión Patriótica del Kurdistán), en la actualidad partes de la coalición de gobierno instalada por los Estados Unidos después de la invasión, ejemplo de ello es Talabani designado primer ministro luego de la invasión, quién es de origen kurdo.

Algunos reportes del gobierno de Ankara hablan de más 2000 combatientes que se encuentran instalados en el norte de Irak, a lo que se le sumaría los que se encuentran en la propia Turquía, todos pertenecientes al PKK (Partido de los Trabajadores del Kurdistán), nacido en el 1973 y que a diferencia de los kurdos iraquíes plantea la construcción del Estado del Kurdistán, recordemos que en la invasión a Irak, las antiguas milicias que se enfrentaban a Hussein se aliaron a los Estados Unidos, quien a su vez es también un fuerte aliado de Turquía; entre los acuerdos establecidos en la coalición iraquí está la de desarrollar una autonomía para el Kurdistán iraquí, dejando de lado sus antiguas exigencias de un Estado Nacional de mayoría kurda.

Las tortugas a las que se refiere el título del largometraje son las minas antipersonales, ambientada en un poblado deprimido los niños las recolectan para venderlos a la ONU o intercambio en el mercado negro. Hay temas que para innovar se deben desarrollar en un trabajo impecable, posiblemente hablar de la guerra tenga sus mil y una versión en el cine, lo cierto es que una película que sustenta la trama sobre un conflicto poco conocido en Occidente no impresiona a primera vista por el argumento político de la causa kurda, lo hace en el relato de una cotidianidad no tan ficcionada de la guerra. Niños mutilados, pueblos aislados que miran la guerra lejana y cercana, la premonición de que el futuro no será mejor, la paradoja de encontrar el sustento en un campo minado.

Sin dudas el mensaje es contra la guerra, es del tipo de películas donde la gente termina preguntándose por la justicia, sobre todo cuando refleja como la niñez se relativiza en el mundo contrastando los países desarrollados y los pueblos oprimidos. El argumento político no cae en la tentación de ser develado en su totalidad, eso da un espacio al espectador de formularse sus propias causas, no puede etiquetársele como una película “pro”, son más bien las expectativas de un pueblo que sin tierras vive a la margen de la división territorial impuesta por las potencias para el posterior aprovechamiento de sus recursos. Estas líneas no son para describir en su totalidad la trama de la película, sino para hacer precisión del contexto histórico, entendiendo que no es la misión del cine suplantar a la historia, por eso considero que es un largometraje que vale la pena proyectar en más de una ocasión.

(*)Prof.
Universidad Bolivariana de Venezuela
Sede Bolívar

jfortique@yahoo.es


Esta nota ha sido leída aproximadamente 7422 veces.



José Fortique(*)


Visite el perfil de José Fortique para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: