Rolo and tolete (II)

  • Los manifestantes solicitan que sus universidades dejen de apoyar a Israel y sus acciones militares en la Franja de Gaza.

  • Además de la Universidad de Columbia, Harvard, la Universidad del Sur de California, la Universidad de Texas en Austin, la Universidad de Yale, la Universidad de California en Los Ángeles y el Instituto Politécnico y Universidad Estatal de Virginia, entre otras, se llenaron de jóvenes descontentos con las acciones de su Gobierno en apoyo a Tel Aviv.

La dictadura demócrata-republicana en los Estados Unidos, trata de callar a como dé lugar las masivas protestas de los estudiantes universitarios que se oponen al genocidio que tanto el gobierno de Israel como los Estados Unidos y sus aliados cometen contra el pueblo palestino.

Las manifestaciones se iniciaron el 17 de abril en la Universidad de Columbia para protestar por la ofensiva de Israel en Gaza, en la que más de 34.500 palestinos han muerto y 77.700 han resultado heridos desde un ataque del 7 de octubre por parte del grupo de resistencia palestino Hamás.

Ya habíamos señalado en reflexiones anteriores que esta conducta genocida, por su bestialidad y desenfreno, estaba concitando el odio mundial contra los países que aparecen principales promotores de estos ataques desproporcionados que han provocado una reacción mundial en contra. Cientos de países, universidades estudiantes, periodistas, intelectuales y organizaciones humanitarias han condenado estos hechos que han conmocionado a la opinión púbica internacional por la brutalidad con que se han puesto en práctica.

Allí se está llevando a cabo un política de tierra arrasada, la ofensiva contra el pueblo palestino no deja nada en pie: universidades, hospitales y centros de salud han sido blanco de las bombas y misiles israelitas; mujeres embarazadas, niños y ancianos no han escapado de la ofensiva e incluso, lo último que demuestra el grado de bestialidad de la ofensiva, son los muertos que se han encontrado en fosas comunes, con cadáveres entubados, lo que supone que han sido enterrados vivos.

No podía el estudiantado universitario estadounidense, mantenerse de brazos cruzados frente a tal crueldad y como lo hicieron con anterioridad, sus antecesores con la guerra de Vietnam, han salido pacíficamente desde las universidades a mostrar su desacuerdo y rechazo por tales procederes anti humanitarios.

El movimiento, lo informa la prensa internacional, porque la censura en los Estados Unidos, ha pretendido silenciarlos, se inicio en la Universidad de Columbia, pero ya se ha extendido a más de 60 universidades, siendo probable que otros sectores se sumen a la protesta.

La respuesta de la dictadura demócrata-republicana no se ha hecho esperar, y para callarla y evitar que se extienda a otros sectores del país, han arremetido contra las universidades y contra los universitarios.

La Universidad de Columbia, ha sido ocupada. Las fuerzas policiales irrumpieron en el campus, con escudos y armados hasta los dientes y allí detuvieron a decenas de estudiantes, pero no han podido silenciar el movimiento que se ha extendido a más de 60 universidades, siendo detenidos en dos semanas más de mil estudiantes.

Ya, incluso en vez de permitir que las manifestaciones fluyan, en un país que se vende como democrático, por el contrario amenazan con más represión y estar organizado brigadas de choque para enfrentarlos a los manifestantes pro palestinos, como una manera de impedirlas.

Si esto sucediera en algún país de los que ellos amenazan constantemente, ya el gobierno de los Estados Unidos, hubiese criticado severamente la represión y amenazara con intervenir, como es su costumbre, pero como las protestas pro palestina son en su país, las reprimen y rechazan que cualquier país se refiera a ellas o las apoye. Así, funciona su democracia sui generis.

Las mismas autoridades académicas de la Universidad de Columbia, se pliegan a la represión contra sus propios estudiantes y amenazan con sanciones y expulsiones.

Así es la doble moral de las autoridades a nivel de todo los Estados Unidos, se dicen defensores de las libertades individuales, pero en este caso, como en otros, las personas que asumen el derecho a la protesta, que entra dentro del marco de los derechos individuales, entonces la reprimen y las callan. Doble Moral: Dícese de aquel sujeto, que va a la Iglesia, pero peca más que el mismo Diablo. Algún parecido con la realidad en los Estados Unidos, es pura coincidencia.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 925 veces.



Jesús Sotillo Bolívar

Docente en la UCV

 jesussotillo45@gmail.com

Visite el perfil de Jesús Sotillo Bolívar para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Jesús Sotillo Bolívar

Jesús Sotillo Bolívar

Más artículos de este autor