El golpe a López Obrador por enemigos y "amigos"

1. Remedando a Marx al iniciar su Manifiesto Comunista se podría decir: Todas la fuerzas de la vieja clase social dominante (el gobierno panista, los empresarios, el alto clero, los medios de información, los expresidentes, los inversionistas yanquis) se unieron en santa cruzada para acosar el peligro del chavismo y del populismo representado por Andrés Manuel López Obrador (AMLO o El Peje). Algunos fueron astutos al declarar que no les importaba quien ganara la elección y que incluso estaban preparados para que triunfara la izquierda, pero todos de manera abierta o semioculta dilapidaron muchos millones de pesos para hacer campañas contra AMLO. Se pasaron videos en fábricas, se hizo amplia labor en las iglesias, se entregaron muchos millones de pesos al PAN, se tergiversaron e indujeron muchas informaciones, etcétera.

2. Pero también AMLO actuó como un iluso. Su principal planteamiento fue 1. Que iba a cambiar el modelo económico porque sólo había beneficiado a unos cuantos ricos; 2. Que iba a revisar el TLC porque estaba perjudicando a los campesinos; 3. Que las llamadas reformas estructurales o privatizaciones se iban a evitar; 4. Que iba a obligar a los empresarios tramposos a pagar impuestos; 5. Que le iba a quitar la pensión a los expresidentes; 6. Que iba practicar una política exterior independiente. 7. Que iba a ubicar a la iglesia en su justo lugar. Creyó AMLO que esa “minoría” de corruptos, explotadores y ricos quedaría paralizada sin poder hacer nada para defenderse. El gobierno de Fox y el candidato panista Calderón supieron aprovechar el discurso para demostrar que era realmente un peligroso populista. ¿Fue AMLO un soñador?

3. Veamos por qué –según los votos contabilizados hasta este momento -puede ser derrotado López Obrador: 1. El presidente Fox intervino de manera abierta apoyando al candidato oficial (Felipe Calderón) 2. Hace seis años, cuando Vicente Fox desde la oposición derechista derrotó al PRI, el presidente Zedillo no solo no apoyó a su partido sino que parecía apoyar al mismo Fox; 3. El clero que hoy intervino contra AMLO, hace seis años apoyó al panista Fox; 4. Los empresarios que hoy hicieron espots contra AMLO, hace un sexenio apoyaron a su colega Fox; 5. Mientras AMLO por ideología se negó en un principio al uso de los medios, la mercadotecnia, los aviones y los helicópteros, Fox como candidato usó todo el dinero del mundo –logrado por su equipo financiero- para aparecer en los medios, usar aviones y los más lujosos hoteles.

4. Jamás debe olvidarse que las elecciones en México y en el mundo no se ganan en las urnas, se ganan antes y durante las campañas políticas; los votos sólo son la convalidación de lo anterior. Los robos de urnas, la falsificación de boletas y las demás trampas a la hora de la elección, tal como el papel del organismo árbitro, han sido muy secundarias. El dictador Porfirio Díaz, que gobernó de 1876 a 1911 y los gobiernos priístas que dominaron el país durante siete décadas hicieron elecciones cada cuatro y seis años y siempre ganaron en las urnas con votos generalmente “bien contados”. Sus trampas no las hacían en las urnas sino haciendo antes acuerdos, presionando, comprando conciencias, amenazando, ofreciendo privilegios, realizando obras políticas, etcétera. Los asuntos legales de urnas y conteo de votos serán siempre secundarios.

5. Muchos personajes de la radio y la TV se pasaron meses haciendo campañas contra el “autoritarismo” y el “populismo” de López Obrador. Locutores y comentaristas como Ferrís de Con, Ruiz Healy, Sarmiento; personajes de la TV y radio como López Dóriga, Alatorre, Pérez Leyva, Cárdenas, etcétera, etcétera, se dedicaron a silenciar o a agrandar en sus comentarios o en los de sus invitados, según sus conveniencias, cada noticia. Muchas determinaciones de AMLO de negarse a participar en los medios electrónicos se debieron al maltrato que recibía en ellos. Agrandaron y repitieron durante días contra López Obrador “su cercanía a Chávez”, su populismo, el no respeto al presidente “chachalaca” y a las instituciones de justicia. Son esos medios los que “demostraron” ante la opinión pública que AMLO era un peligro y que había que evitar que gane.

6. Fue la verdadera cruzada contra el fantasma del izquierdismo la que le está entregando el poder a la derecha neofascista que encabeza Calderón y la corriente yunquista del PAN. ¿Cuánta culpa tienen las corrientes del PRD que, como Cuauhtémoc Cárdenas, no hicieran nada en la campaña y que incluso indirectamente colaboraron para el posible triunfo de la derecha panista? Quizá López Obrador no era ninguna garantía para el triunfo de la “revolución proletaria” y el ascenso de las masas al poder, pero quizá pudo significar condiciones menos malas para el desarrollo del movimiento independiente de los trabajadores que en México es terriblemente débil. Quizá su resistencia frente al poder de Bush y su integración con al MERCOSUR no iba a ser total, pero con Felipe Calderón será totalmente contraria y hasta provocadora.

7. Ahora Fox y los panistas podrán demostrar que, muy contrario a lo que se ve, hicieron un buen gobierno. La corrupción del presidente, de su esposa y de los hijos de ambos, podrá ampliarse sin ningún peligro de ser castigados. Los grandes salarios de los funcionarios y las pensiones del los expresidentes podrán incrementarse al mismo ritmo en que los ingresos del 60 por ciento de la población se hacen más miserables. Todo debe continuar igual hasta que Fox se retire a gozar, junto a su familia, de sus grandes propiedades y riquezas. Con Felipe Calderón se espera que se repita lo mismo pero en mayores dimensiones. Algunos pensaban que con López Obrador se mediatizaría la lucha de los trabajadores. Ojalá que con Calderón la lucha de clases se haga más evidente para no tener que esperar seis años más. Hay que rediscutir las perspectivas en serio.

8. Pero también podemos decir que no pasó nada. Que cada quien sigue luchando en el campo que le corresponde. Pienso en la lucha de los profesores de Oaxaca que debe estar en sus 44 días de plantón. ¿Qué pasará con un gobierno de Fox que sale fortalecido de las elecciones y que aconsejará un represor como Calderón que necesita demostrar su mano dura? ¿Cómo hubiera actuado un débil Fox con los campesinos presos de Atenco si AMLO hubiera ganado? ¿Qué pasará con los trabajadores electricistas del SME, los del IMSS, de la CROC y todos aquellos que han luchad contra la privatización? ¿Habrá salido fortalecida Esther Gordillo frente a Madrazo y las luchas de la CNTE? ¿Y la Ley Televisa fortalecerá más y más al monopolio televisivo? Ojalá que López Obrador se recupere electoralmente en las próximas horas, pero la realidad parece ser otra.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2262 veces.



Pedro Echeverría V.


Visite el perfil de Pedro Echeverría para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Pedro Echeverría

Pedro Echeverría

Más artículos de este autor



US mp N Y ab = '0' /internacionales/a23230.htmlCd0NV CAC = Y co = US