¡Atención: presidente Nicolás Maduro!: plan para derrotar la hiper especulación e hiper usura

El titulo de estas notas, refleja la enorme preocupación por la agresión y ataque que ha vivido nuestra patria en todos los órdenes, en especial en el económico. A partir de la muerte del Comandante Supremo: Hugo Chávez Frías, nuestros enemigos externos digitados por USA, con los lacayos internos, traidores a la patria de la oposición local y los grandes monopolios económicos, consideraron propicio el momento de acabar con la revolución bolivariana y apoderarse de las joyas de la corona en recursos naturales del mundo, que es nuestra Patria. Así, desabastecieron el mercado lo que produjo largas colas para adquirir productos de la cesta básica y medicinas indispensables para el pueblo, paralelamente comenzó en virtud de la "escasez" programada, el incremento en progresión inverosímil de los precios, esto se refuerza internacionalmente con el Decreto Ejecutivo del Presidente de USA, Barack Obama que consideró a nuestro país como una amenaza a la seguridad del "coloso del norte", como bien calificó nuestro Padre de la Patria al monstruo en ciernes de USA, que ya comenzaba a mostrar sus fauces criminales al mundo. En esta situación Venezuela ha recibido todos los ataques externos e internos, buscando implosionarla y acabar con el Estado-Nación, incluso, algunos países se han agavillado en la OEA y otros entes para acorralarla, invadirla, etc, acciones que afortunadamente han fracasado; no obstante hemos sufrido un intenso bloqueo económico, incremento del riesgo país, contrabando del efectivo hacia Colombia, fijación del precio del BS, de manera arbitraria por operaciones fraudulentas en la frontera colombiana y surgimiento del criminal marcador de precios $TODAY, que de manera absurda e ilegal ha servido para que comerciantes delincuentes fijen los precios a su libre arbitrio, por falta de una acción de gobierno, que en ejercicio de su AUTORIDAD les impusiese severas sanciones, etc. El gobierno ante la escalada monstruosa de precios planificada y ejecutada por comerciantes usureros, ha respondido a la increíble especulación con incrementos en el salario, pero estos se han esfumado por falta de una estructura permanente de supervisión y control que permita que se sustente en el tiempo un PVP, nada se hará con la reconversión monetaria que arrancó el 20 de agosto de 2.018, si no es acompañada con supervisión y control, allí estriba el problema, de lo contrario la esperanza que acaba de renacer morirá aplastada por el ritornelo de incremento de los precios y contrabando de efectivo a Colombia, etc. Todos los controles deben ser apoyados por el poder popular, pero darle poder AL PUEBLO, NO DEBE SER UN SIMPLE "SLOGAN", ES DARLE AUTORIDAD FORMAL Y RESPONDER DE INMEDIATO A SUS DENUNCIAS, Y PARA ELLO TIENE QUE HABER UNA ESTRUCTURA ADMINISTRATIVA EFICIENTE QUE ATIENDA Y SOLUCIONE LAS DENUNCIAS DEL COLECTIVO. Es inconcebible, que en los Mercados Municipales no exista una oficina de supervisión y control de precios, incluso se permite la actuación de los llamados "bachaqueros" que no son más que delincuentes ambulantes.

En este devenir, por ausencia de supervisión, controles EFICIENTES Y APLICACIÓN RIGUROSA DE LAS LEYES, ha campeado la sobrefacturación y todo tipo de argucias para defraudar a nuestro pueblo. El ataque artero y sostenido a nuestra economía permitió que una quinta columna, transnacional, traidora y antipatria, representada por la despreciable oposición obtuviese una mayoría circunstancial en la Asamblea Nacional que se instaló el 05-01-2.016. Es importante destacar, el concurso de la mayoría de las empresas privadas de comunicación nacionales, y el monstruo internacional de los grandes monopolios mediáticos digitados por USA, cuya arma letal es la mentira, el rumor y la manipulación mental que les sirve como caballo de Troya para crear falsas percepciones y matrices de opinión que abonan el camino para intervenir países soberanos, como Libia, Siria, Irak, etc. Nuestros enemigos internos y externos buscan un reventón popular similar al del 27-02-89, una guerra civil, etc, que les permita utilizar el ardid de la "crisis humanitaria" para con la falacia de la "ayuda y cooperación" intervenirnos militarmente, tal y como lo han diseñado los socios del Comando Sur y el Departamento de Estado de USA.

Desafortunadamente, acá luchamos contra la cultura arraigada del robo y la ganancia excesiva de comerciantes insaciables, a tal punto que cuando en países como USA, un margen de utilidad de un 10%, es aplicable a todo el comercio, acá se estableció un 30%, y por falta de supervisión, éste se esfumó, ante el empuje descarado del alza incontrolada de los precios

No obstante, el gobierno ha hecho esfuerzos para solventar la situación, incluso apelando a ideas audaces como los CLAP, para el suministro de alimentos, y los recién implementados bonos para el pueblo, que han paliado la HIPER-ESPECULACIÓN Y USURA QUE VIVIMOS, POR FALTA DE CONTROLES Y SANCIONES PERMANENTES A LOS HAMBREADORES DEL PUEBLO. Es necesario escudriñar y auditar la producción interna, el flujo de mercaderías en los puertos, su almacenamiento, las cadenas de distribución y comercialización de los bienes, lo que debe reportar buenos resultados. Considero, que ante un problema de Seguridad de Estado de tal magnitud, deben tomarse medidas radicales urgentes, pues serían ilusorias las acciones señaladas, sin una aplicación rigurosa de la Ley, basada en una supervisión y control efectivo PERMANENTE de los precios, y de todo el recorrido de los bienes hasta llegar al consumidor, para lo cual es necesario aplicar un proyecto que he denominado la REVOLUCIÓN ADMINISTRATIVA DE PERSONAL (RAP), o una reingeniería de los recursos humanos que disponemos, ello consistiría , en reubicar trabajadores públicos que tengan pocas funciones o están sub-utilizados y que pudieran mediante la figura de la "Comisión de Servicios o Transferencia" adscribirse a otras instituciones, todo ello fundamentado siempre en evaluación previa de conocimientos, credenciales, probidad, expediente personal del funcionario, etc, luego, se les dictarían cursos de inducción, o formación para la actividad a que se les designe, a manera de que ejecuten con eficiencia sus funciones. Así, lograremos un importante contingente humano para destinarlo a labores de supervisión y control, no solo de precios, sino de la producción, circulación, distribución de los bienes, sustentable en el tiempo y que permitiría solventar la coyuntura de EMERGENCIA actual. Igualmente, pueden incorporarse a estas labores funcionarios jubilados de vasta experiencia, jóvenes y profesionales desempleados, etc. siempre con el apoyo del poder popular. Esta RAP, cubriría las fallas por carencia de mano de obra para ejecutar los controles gubernamentales, ya que en ausencia de una supervisión constante, la canalla usurera y delincuencial se reproduce y se mantiene el círculo vicioso de la especulación y el robo descarado. La esencia del proyecto es lograr una supervisión inmediata, continua y permanente de las industrias y el comercio, apoyada por una rigurosa aplicación de la Ley. Estoy plenamente seguro que esa acción detendría la especulación, acaparamiento y usura que experimentamos, como por ejemplo reforzando al SUNDDE, cuyo personal es insuficiente para contener la avalancha de delitos que se cometen en su área de acción. Estas ideas como tales, son perfectibles, pero de manera mediata pudieran implementarse a toda actividad pública donde se necesite mano de obra, por ejemplo: en la Fiscalía, Poder Judicial, Seniat, Alcaldías, y en cualquier otro ente. La redistribución de funcionarios en principio no implicaría significativos desembolsos adicionales de sueldos y salarios para el Estado, por el contrario, fortaleciendo con mas empleados al Seniat, supervisión fiscal en general, disminuiríamos, drásticamente la evasión y elusión de impuestos, tasas nacionales y municipales, lo que incrementaría de manera notable los recursos económicos fiscales del Estado, a tal punto que permitiría incluso que pudieran incrementarse los sueldos de los funcionarios reubicados, como un estímulo a su nuevo status. En general, estas recomendaciones producirían beneficios incalculables para la administración del Estado, pues consistirían en darle un uso racional a la mano de obra sub-utilizada que disponemos y por tanto, coadyuvarían a una gestión pública más eficiente y por consiguiente a erradicar los daños sicológicos que hemos sufrido, logrando con acciones concretas, evidenciadas en la realidad una mayor confianza y apoyo del venezolano en sus instituciones. En términos sencillos he propuesto soluciones estructurales, a un mal crónico que nos afecta, lo que considero un deber de todos los patriotas, conforme al principio de la participación ciudadana plasmado en la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela. Finalmente, considero que la Revolución Administrativa de Personal (RAP), que acá propongo responde a la necesidad de un cambio radical en manejo del recurso humano en nuestra administración pública, que nos provea de controles permanentes, sustentables en el tiempo, los cuales nos permitirán solucionar muchos de los problemas administrativos que confrontamos en la actualidad Con la seguridad de que debe implementarse esta RAP, me despido de Uds. con las orientadoras palabras del Sabio Maestro Don Simón Rodríguez: ¨¨ INVENTAMOS O ERRAMOS¨¨ Y LAS DE NUESTRO COMANDANTE SUPREMO, HUGO Chávez F. CUANDO DIJO "LA REVOLUCION ES UN LABORATORIO DE INVENTOS"

 

Lic. en Administración Comercial.

Lic. en Contaduría Pública.

Abogado

 

Correo: catopa13@gmail.com

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 808 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter





US mp N GA Y ab = '0' /economia/a269119.htmlCd0NV CAC = Y co = US