La desaparición forzada se hizo sistema con los gobiernos de la cuarta república

  • Con la orden «disparen primero y averigüen después» formulada por Rómulo Betancourt en 1961, se desencadenó una ola, en cadena, de asesinatos selectivos, allanamientos, desapariciones y asesinatos de dirigentes populares de izquierda que caracterizarán por siempre al régimen puntofijista hasta su sustitución en 1998.

  • Los Medios de Comunicación en general fueron también víctimas de la represión, con la censura, allanamientos de otros en algunos casos y la orden de eliminar a otros (Tribuna Popular), violencia que se extendió, igualmente, a periodistas y comunicadores sociales en general.

Los viudos de la Cuarta República no pierden oportunidad para tratar de enlodar actuaciones propias de la aplicación de la justicia en la República Bolivariana, tratando, de traer por los pelos, ejemplos de situaciones represivas que se hicieron sistema, durante los 40 años de gobierno de Acción Democrática y Copei, y señalar, sin aportan ningún argumento legal de seriedad que se cometen atropellos contra los Derechos Humanos, como es el caso específico, que se arguye hoy de Desaparición forzada.

Una breve retrospectiva de cómo actuaron durante aproximadamente 40 años, los partidos AD y Copei hoy en vía de extinción, gracias al señor, desmiente por completo estas pretensiones y revela, lo que siempre se quiso ocultar y que apadrinaron sus protectores desde el norte, que durante ese período, que hoy se caracteriza como IV República, la represión se hizo sistema y muy en particular, la tenebrosa práctica de la Desaparición forzada.

Investigaciones que se han realizado sobre ese oscuro período de la historia venezolana, revelan actuaciones y cifras negras escandalosas que se mantuvieron ocultas, porque se censuraba a los Medios de Comunicación y se perseguía cualquier intento de denunciar la gravedad de estos hechos.

"Betancourt inició en Venezuela, la figura horrenda de los desaparecidos. Hay un dirigente comunista del estado Carabobo (estado industrial del centro-norte), Donato Carmona, de quien todavía no ha aparecido el cadáver, y fue detenido por la policía de Rómulo Betancourt (Digepol) (…) Con Raúl Leoni (sucesor de Betancourt, Presidente entre 1964-1969), eso se intensificó, y el cálculo más aproximado a la realidad, es que más de 8 mil personas fueron desaparecidas en Venezuela. Eso es una cosa realmente increíble que la llevó a cabo Rómulo Betancourt, Raúl Leoni, Rafael Caldera y Carlos Andrés Pérez y hasta Luis Herrera Campins".

Esta realidad, es ratificada por numerosas investigaciones. Los testimonios están en varios libros publicados al respecto. Los casos nunca han sido investigados por ningún organismo internacional, la llamadas ONGs y algunos "defensores" entre comillas de los Derechos Humanos, que prefieren hacer como el Avestruz, cuando se enfrentan a esta triste realidad, pero lo cierto es que todavía centenares de familiares, esperan la acción de la justicia y que se establezca el paradero de miles de venezolanos, secuestrados, cuyos cadáveres todavía permanecen bajo el misterio del silencio y la complicidad.

Un escrito como este de apenas tres cuartillas, queda muy corto para mencionar los centenares de desaparecidos de esa época tenebrosa que vivió Venezuela y que se trata de mantener oculta, pero valga mencionar por ejemplo, algunos nombres:

Los Hermanos Andrés y José Pasquier, Víctor Ramón Soto Rojas, Donato Carmona, Noel Rodríguez, Eduardo Malaver, Trino Barrios, Alejandro Tejero, César Burguillos, una pequeñísima muestra de los centenares de desaparecidos.

Es que acaso los viudos de la IV República olvidan el horrendo crimen del Profesor Alberto Lovera, tan escandaloso que la misma prensa de la época, que se autocensuraba. lo reseñó:

"Lovera, miembro de Buró Político del Partido Comunista de Venezuela (PCV), fue detenido el 18 de octubre de ese año en la Plaza Las Tres Gracias, en Caracas, y su ausencia llevó a su esposa, María del Mar Lovera, a buscarlo sin descanso en los cuerpos de policía. No tuvo respuesta pero aquel 27 de octubre debió ir hasta Anzoátegui a hacer el reconocimiento del cadáver encontrado en Lecherías. Confirmó que era su esposo.

El cuerpo del dirigente político apareció hinchado y con evidentes signos de tortura; flotó en el mar, a pesar de llevar una cadena y un pico en el cuello.

Emblemático de estas denuncias, es también el caso, de Noel Rodríguez:

"Cuerpo de Noel Rodríguez fue hallado en nicho del Cementerio General del Sur. Ciudad Caracas. - Luego de casi 40 años de la desaparición forzada del joven estudiante por cuerpos represivos de la IV república, la Fiscalía hace el hallazgo con la ayuda de dos testigos, uno de ellos implicado en el crimen".19 ene 2013

Luego de 40 años, que fue desaparecido, durante el primer año de gobierno de Rafael Caldera, su cuerpo fue hallado, demostrándose de manera fehaciente, la realidad de todas las denuncias que se venían realizando y poniendo al desnudo las prácticas sistemática de desaparición y asesinato de los cuerpos represivos de los gobiernos de la IV República.

Y cuál fue la respuesta que los militares en esa época le dieron a la Madre de Víctor Soto Rojas, cuando solicitaba desesperadamente el paradero de su hijo:

" "No lo busque más, yo lo lancé de un helicóptero" fue la frase que escuchó Rosa Rojas de Soto, madre de Víctor Ramón Soto Rojas, de boca de un militar que le pidió que no buscara más a su hijo a través de avisos de prensa porque el gobierno de Raúl Leoni lo "había mandado a botar"

Todavía familiares de centenares de venezolanos desaparecidos en esos períodos represivos, claman por la aparición de los cuerpos para darles respetuosa sepultura y cerrar estos duelos. En muchos casos sus madres y padres han muerto sin ver cumplido este propósito pero sus familiares y allegados han mantenido la llama del recuerdo y la solicitud de justicia.

Por más que lo intenten, por más mentiras que puedan esgrimir, por más uso que hagan de Laboratorios de Guerra Sucia, no podrán comparar nunca esos episodios tan terribles, con la época actual donde se hace un esfuerzo por aplicar la justicia apegada a los procedimientos internacionales en materia de derechos humanos y donde existen instituciones especializadas que velan por el cumplimiento de los mismos.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 813 veces.



Jesús Sotillo Bolívar

Docente en la UCV

 jesussotillo45@gmail.com

Visite el perfil de Jesús Sotillo Bolívar para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: