Ay, corrupción, cómo dañas

Se lo escuché decir primero a un reconocido escritor español, de visita en Margarita: “El peor enemigo del proceso bolivariano es la corrupción”. Luego nos lo dijo un académico, investigador e ideólogo dominicano, en tiempos en que el camarada Arnaldo Cogorno estuvo a cargo de la coordinación de formación ideológica de la Dirección Regional del PSUV en el estado Nueva Esparta, de donde lo sacaron precisamente por preocuparse por organizar talleres de formación. Tuvo tiempo para llevar a cabo algunos talleres, en uno de los cuales el facilitador dominicano repitió, palabras más, palabras menos, lo expresado por el intelectual español.

Es de hacer notar que una vez excluido Arnaldo Cogorno de la coordinación de formación ideológica, no se fio un taller más en este sentido a la militancia en general; si bien hay preocupación en algunas instituciones por el tema de la formación y se han implementado escuelas, sistemas y demás mecanismos para la formación.

Al comandante Chávez le angustiaba el alto nivel de corrupción dentro de proceso bolivariano. Muchas veces lo dijo. En una oportunidad, reunido con los jóvenes del Frente Francisco de Miranda, entre los que se encontraba mi hijo, y con voz implorante les pidió “ayúdenme en esta lucha contra la corrupción”. Amigos personales del propio Chávez fueron puestos tras la reja por incurrir en casos de corrupción. Pero el Comandante se nos marchó sin haber logrado vender esta purulenta llaga que tanto daño hace.

El Presidente Maduro, apenas se juramentó, llamó a seguir la lucha de Chávez contra los corruptos. En principio puso al descubierto varios casos, en especial en lo que fue Indepabis y en los mercados Bicentenarios. Con el tiempo el ímpetu disminuyó, pero los robos se incrementaron. La Guardia Nacional Bolivariana es la que reúne mayores acusaciones. Es increíble la forma como matraquean en las alcabalas a las personas que traen productos a la isla. Y cada matraqueo lo paga el consumidor, pues los empresarios no pierden ni medio. En ese caso no se avanza mucho, tampoco con el tema de los dólares y las empresas fantasmas. Un silencio rodea estos temas. Nadie en la militancia se explica las razones.

En días recientes, el Presidente Maduro ha realizado nuevos llamados en la lucha contra la corrupción. Es importante que toda la militancia chavista, bien del PSUV o de otras organizaciones, se coloquen a tono con este llamado.

En Nueva Esparta, un joven camarada, militante desde muchacho, formado en el Frente Francisco de Miranda, combativo, ha venido enfrentando con valentía a una poderosa empresa, y por ello ha recibido amenazas. Su caso, solicitud de calificación de despido, fue a dar a la Inspectoría del Trabajo; la cual en un principio decidió a favor del joven trabajador. Pero, de manera repentina, el Inspector de Trabajo que había tomado la decisión fue despedido. El nuevo Inspector llegó, apenas puso sus posaderas en el asiento, revisó este caso. ¿Por qué lo hizo? Inexplicable, pues era el caso quinientos y tantos con decisión tomada por el Inspector anterior, por lo tanto debió revisar esa cantidad de expedientes antes de llegar al referido en este artículo, en caso de tener objeciones a las decisiones tomadas por su colega. . Salvo que alguien le diese la orden de revisar el expediente en cuestión. En un santiamén declaró ilegal la decisión que favorecía al trabajador y decidió a favor de la empresa, del explotador, de los tipos con reales. Basa su decisión aduciendo que el inspector anterior la tomó cuando ya no estaba en ejercicio de sus funciones. Pero atendamos a las fechas: el Inspector anterior declara sin lugar la calificación de despido de Manuel Gómez el 21 de abril de 2016; la empresa no acata decisión. El inspector cesa en sus funciones el 28 de abril de 2016. El nuevo Inspector favorece a la empresa. ¿Cuál es la trampa?

El joven trabajador, Manuel Gómez, a quien conozco desde muchacho como un luchador social en La Chacalera, enfrentado a la derecha neoespartana, denuncia, documentos en manos, que se trata de una maniobra a favor del patrón. Y, por supuesto, que hay un evidente manejo de corrupción, pues la decisión en su contra se toma violentando la lógica jurídica. Pero, por encima de todo, se violenta la lógica revolucionaria que está presente en la Ley del trabajo, los trabajadores y las trabajadoras; denominada así, precisamente porque está hecha para favorecer a los trabajadores, al débil jurídico, no al patrón.

Yo, Pedro Salima, militante del PSUV, solicitó al ciudadano gobernador Carlos Mata Figueroa, jefe del PSUV acá, para que abra una investigación en la Inspectoría del Trabajo del estado Nueva Esparta, partiendo del escandaloso caso de Manuel Gómez, a quien se le están violentando sus derechos como trabajador.

Por favor, párenle al Presidente.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1489 veces.



Pedro Salima


Visite el perfil de Pedro Salima para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Pedro Salima

Pedro Salima

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /contraloria/a242851.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO