Cambiemos al hombre

En los días del pasado diciembre y niño Jesús, los espíritus del amor se apoderaron de mí, ensancharon sentimientos y una cantidad de emociones me hicieron entender y prometerme que multiplicaría esfuerzos en busca del verdadero hombre revolucionario.

Los acontecimientos de principio de año muestran que la deformación la incrustaron en la sangre y costumbres extrañas penetraron en un país que ayer era tranquilo, y hoy dispuesto a convertirse en patria se ve rodeado de una cantidad de arrastrados, que infiltraron nuestra lucha con la intención de evitar que logremos, LA MAYOR SUMA DE FELICIDAD POSIBLE.

Por otro lado son los mismos que fracasaron en abril, siguen el ensayo a través de sus medios; forzando para cambiar lo que no tiene marcha atrás, mientras tanto buscamos el punto para tratar de entender donde empezó la degradación de estos seres; porque es necesario saber de dónde viene el mal que incrustaron en sus cuerpos de cobardes, para entender la traición; ¿será del gobierno de Páez, de Gómez? o acaso en el de Betancourt, o Carlos Andrés, lo que si estamos seguros es que no viene del principio de la izquierda, es necesario encontrarlo para poder tratar la enfermedad.

Por lo que cuentan mis abuelos, sus antepasados no eran esos monstruos que sacrifican niños, o por lo menos no se les notaba, en el país había respeto, valores, lo único que recuerdan y me cuentan, es que se ha degenerado el ser; dicen que de unos años para acá le vendieron su alma al diablo, no se reconocen entre ellos mismos, la ambición los deformó de tal manera que son asesinos fratricidas, aceptan pactos que no se proponían antes, en sus contradicciones los delincuentes ahora son puritanos, la ignominia es la bandera con la que ventilan su honestidad, justifican cualquier delito ante gente decente y los convierten en cómplices de sus marramuncias.

Los corruptos son negociantes si pertenecen a su bando, los del otro son unos degenerados que también desangran la patria, pero sin su anuencia y de una manera distinta a la que utilizan los de su cofradía, sin embargo los defienden y ponen de ejemplos en programas de televisión donde les maquillan de santos para engañar incautos, haciendo experimentos para construir los estúpidos de mañana, pero no pueden esconderle el rabo y se les nota todo lo sucio que traen en el subconsciente de la conciencia que dejaron en los despojo de una república, que se quedo en el tiempo y no quiere despertar a confirmar que no regresaran.

Hasta hoy los estudios me han hecho fracasar, reviso la historia de otros países y en ninguno encuentro tanta traición tapada en la negación de desconocerse a sí mismo ante su semejante, y por no aceptar un despertar, prefieren hundirse en la desesperanza por no compartir que el pueblo siente desde un esfuerzo que sale del alma, PATRIA O MUERTE, VENCEREMOS Y HASTA LA VICTORIA SIEMPRE.

HAZTE CONCIENCIA.

machucamelo@cantv.net


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1592 veces.



Antonio Machuca

Actor y militante revolucionario

 machucamelo@cantv.net

Visite el perfil de Antonio Machuca para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Antonio Machuca

Antonio Machuca

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a94332.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO