Bolívar quita y pon

La oposición no deja de asombrarme, aunque no logre hacerlo gracias a su creatividad y talento sino a punta de desfachatez.

¡Saquen a ese carajo de aquí! - Debió gritar alguien borracho de poder efímero, y algún adulador, ‘’jalando’’ el mecate equivocado, bajó a Bolívar de su sitio en Miraflores por allá por el 2002. Sin saberlo, le evitaron un pésimo rato a nuestro Libertador, quien seguramente lleno de impotencia, prefirió permanecer arrumado en un depósito antes que salir en la foto con aquellos personajes infames que ‘’hacían historia’’ traicionado, una vez más, a su patria.

¡Pongan a ese carajo aquí! -Porque estoy segura de que así le dicen a Bolívar. Y corren a desempolvar libros que jamás leyeron buscando una frase, una solita, que les pueda servir. Y un ‘’genio’’, de esos que entre ellos pululan, saca la frase con pinzas, la saca si, pero de contexto, sepultando a conveniencia el resto del Discurso de Angostura.

Comando Angostura se hacen llamar quienes, padeciendo de una severa angostura mental, reniegan de su propia patria, de La Patria Grande, de la solidaridad con los pueblos hermanos, de la esencia misma del pensamiento bolivariano.

No conocen a Bolívar porque en su pretensión de reducirlo a una estatua ecuestre cagada de palomas, a una voz profunda que lanzaba frases inconexas, a unos días patrios que se celebraban en la playa, terminaron embarrándose de su propia ignorancia. Arrogante ignorancia de quienes se autodenominan ‘’la gente pensante de este país’’…

Ciegos de arrogancia consideran que ‘’no es no’’ basta y sobra como argumento. No para nosotros, que estamos irreversiblemente con el SI, sino para sus propios seguidores, que, en verdad, no sé por qué todavía los siguen.

No es no, repitan y no pregunten más. No es no, y no se les ocurra leer otra cosa que no sea El Nacional. No es no, y luchen por el retorno de los créditos indexados, los intereses al 80% y la cadena perpetua de vivir alquilados. No es no, y apoyen el fósforo blanco de Israel si ellos apoyan a las mil y tantas víctimas de Gaza, no importa que la mayoría hayan sido mujeres y niños. No es no, y olviden el pasado que con esmero pateamos nosotros, ignoren el futuro que no les ofrecemos, ese que los llevará al pasado que queremos que ignoren. Sean ignorantes, pues, que si una frase de Bolívar, aunque sea una solita, conocemos al pelo, es esa de que un pueblo ignorante es instrumento ciego de su propia destrucción. No es no, y sigan marchando por el camino que conduce a su propia miseria…

Por eso, entre un millón de cosas, SI. Porque no queremos jugarnos el futuro, ahora que lo tenemos, porque Bolívar no es quita y pon, y nuestra consciencia no es lava y listo.


carolachavez.blogspot.com
tongorocho@gmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2024 veces.



Carola Chávez

Periodista y escritora. Autora del libro "Qué pena con ese señor" y co-editora del suplemento comico-politico "El Especulador Precóz". carolachavez.wordpress.com

 tongorocho@gmail.com      @tongorocho

Visite el perfil de Carola Chávez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Carola Chávez

Carola Chávez

Más artículos de este autor