Estrategia para el desarrollo

La Revolución Bolivariana en su incansable tarea de permitirle a la nación recuperar la propiedad de los medios; estratégicos, de soberanía, seguridad y defensa, avanza en un plan de nacionalización que le permita retomar el control de las empresas que fueron privatizadas y lograr de esta manera, movilizar la capacidad productiva de la nación para resolver los problemas ingentes.

En ese sentido, se realizó la negociación para adquirir la mayoría de las acciones de la cantv e incrementar el acceso a la telefonía en todas las zonas del país, ya que la empresa desarrolló la penetración en la región centro-norte.

También fue nacionalizada la Electricidad de Caracas, de manera tal de garantizar tal cual lo establecen las leyes de la República que el Estado sea el prestatario de los servicios públicos.

Es importante acotar que este año se han dado pasos importantes en la recuperación del país, que se ha materializado entre otras cosas acciones con la nacionalización de (Sidor), privatizada a un grupo mexicano, quienes producían con materia prima subsidiada, explotaban inclementemente a los trabajadores y la mayor de las ironias estriba en que vendían el acero en el mercado interno a precios internacionales; con esta medida no sólo se transforma Sidor en una empresa socialista del Estado, pues generará como el mayor valor agregadoque en su cadena productiva se dará prioridad a los materiales para la construcción de viviendas, apoyo a actividades agropecuarias, agroindustriales y proveer de insumos a la pequeña y mediana industria venezolana. Asi se obtiene un ingreso de 224 millones de dólares adicionales para la nación. La estrategia sirve para recuperar plenamente nuestras reservas de hierro orientándolas hacia el desarrollo industrial del país, ya que Venezuela cuenta con la tercera reserva más importante del continente después de Brasil y Estados Unidos, se creó la Corporación Siderúrgica de Venezuela en asociación estrategica con Pdvsa lo caul permitirá incrementar la producción de acero líquido, que actualmente es de 4,3 millones de toneladas anuales y se aspira llevarla inicialmente a 5, 7 toneladas el 2012, teniendo como meta que la producción alcance los 15 millones de toneladas para el 2020.

Como eje fundamental del desarrollo en un país, es vital potencial la industria de la construcción y en ese sentido se tomó la acertada decisión de nacionalizar las cementeras, para poner la producción al servicio del pueblo y en pro del desarrollo nacional bajo la rectoria de la recién creada Corporación Cementos de Venezuela.

En el área petrolera, en la faja petrolífera del Orinoco, instalándose a lo largo y ancho de esta faja 13 campamentos para la ejecución de 26 proyectos de recuperación de infraestructura, de distribución eléctrica y 44 proyectos de desarrollo, construcción y rehabilitación de servicios de vialidad y de salud.

Es vital comprender este proceso de nacionalización de las fuerzas productivas, en la seguridad de que las manos privadas no van a dirigir la producción a la satisfacción de las necesidades humanas, sino a una mayor acumulación de capital y al enriquecimiento de unos pocos a costa de la explotación de la mayoría, como lo expresa Alan Woods en su libro Reformismo o Revolución, quien al referirse a la necesidad de las nacionalizaciones establece: "La única manera de poner fin a esta situación es arrebatando el poder económico de las manos de los ricos parásitos y ponerlos en las manos de los trabajadores y campesinos que forman parte de la mayoría aplastante de la sociedad.

pedrocarrenoe@gmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 3099 veces.



Pedro Carreño


Visite el perfil de Pedro Carreño para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Pedro Carreño

Pedro Carreño

Más artículos de este autor