El cartel del terrorismo…

"Descubrirás que lleva años construir confianza y apenas unos segundos destruirla"

William Shakespeare

"Camarita, camarita… ¿cuénteme como pasó el asueto de carnaval? ¿Se dio cuenta que muchos terminaron de quitarse la careta de ‘y que demócratas’?", fue el saludo de Anacleto apenas me vio llegar. "Parafraseando a José Pacheco, ‘para esa gente el amor es una enfermedad en un mundo en el que lo único natural es el odio’ y no dejan de mostrarlo a cada rato sin el menor rubor. Ahora decidieron solicitarle al "Cartel de Lima, del Terrorismo" que les haga el trabajo que ellos no han sido capaces de hacer. Mientras, el pajúo de cejota anuncia una ‘nueva gira’ por el extranjero para solicitar mayores sanciones para los venezolanos, porque la mayoría ‘nunca los apoya’ en sus ambiciones por el poder. Ese, y otros cipayos lambucios, debería ser juzgado por ‘permanente traición a la patria’, así llueve, truene o relampaguee. Ya sacó a su familia del país. ¿Con que dinero los mantendrá en el extranjero? ¿Será con los verdes del premio que no repartió? ¿O será que los del ‘Cartel de la desvergüenza" lo financiarán desde Lima? ¡Dígame esos! Tienen la osadía de hablar de ‘democracia’ y han conformado un cartel de terroristas, ladrones, narcos y lacayos del imperio para atacar a Venezuela y su noble y bravío pueblo. Argentina, Brasil, Chile, Colombia, Costa Rica, Guatemala, Honduras, México, Panamá, Paraguay y Perú, junto a Canadá y los gringos, ante la imposibilidad de lograr ‘torcerle el brazo’ a Venezuela, y ante la imposibilidad de lograr sanciones propuestas por el desquiciado de Almugre en la OEA o Secretaría del Patio Trasero de EEUU, ahora tratan de impedir que Venezuela asista a la Cumbre de las Américas que este año se llevará a cabo en Perú. ¿Qué piensan ellos que pasaría si las otras veintitrés Naciones Americanas deciden no asistir en protesta por esa arbitraria e inusual posición? ¿Qué creen que piensa el mundo de un país como Colombia que produce el 92% de la coca que se consume en USA y que más del 70% la sacan por la ruta del Pacífico; que además cuenta con la presencia en su territorio de siete bases militares gringas y que ‘para la lucha contra el narcotráfico’? ¿No será más bien para proteger la producción de aquello que le permite mantener alienado al pueblo norteamericano? Al mismo tiempo de aplicar su guerra contra la economía venezolana, aplican ahora una guerra de cadenas de terror, para mantener en la mente del pueblo el temor de una inminente invasión que sólo mataría chavistas. Por eso, camarita, le repito lo que leí hace poco. ‘Los psicópatas integrados te culparán a ti de su mal comportamiento: te acusarán de ser negativo cuando ellos son las personas más negativas sobre la tierra’. Lo que los asusta más es no saber cual será la respuesta del soberano este próximo 22 de abril, porque con una nueva paliza no le quedarán mas ganas de seguir hablando pendejadas por el mundo".

La Carta de la Naciones Unidas reza en el Artículo 1, parágrafo 2, del Capítulo I, que trata de los "Propósitos y Principios": "Fomentar entre las naciones relaciones de amistad basadas en el respeto al principio de la igualdad de derechos y al de la libre determinación de los pueblos, y tomar otros medidas adecuadas para fortalecer la paz universal"; y en el artículo 2, parágrafo 4: "Los Miembros de la Organización, en sus relaciones internacionales, se abstendrán de recurrir a la amenaza o al uso de la fuerza contra la integridad territorial o la independencia política de cualquier Estado, o en cualquier otra forma incompatible con los Propósitos de las Naciones Unidas. Me veo en la necesidad de citar textualmente estos artículos porque los inteligentes y sesudos miembros de la canalla criolla parecen no terminar de entender lo que quiere decir "libre determinación de los pueblos" y "se abstendrán de recurrir a la amenaza o al uso de la fuerza contra la….. independencia política de cualquier Estado..."

Ahora no les basta el terrorismo interno, demostrado con los recientes saboteos a las instalaciones eléctricas del país, los eventos en el Metro de Caracas y el constante contrabando de combustible, papel moneda e insumos de la cesta básica. A eso ahora se le suma la contratación de venezolanos en Colombia por parte del ejército para tratar de crear "falsos positivos" que hagan bulla en al ámbito internacional. Luego de "refugiar" a millones de colombianos en nuestro país a manera de "pueblo hermano" pasamos a ser un "tumor" para el gobierno neogranadino. No ha aprendido que la ingratitud es mala consejera y que puede devolvérsele. ¿Qué tal si el nuestro gobierno le dice a Santos: "devuélveme los inmigrantes venezolanos y yo te devuelvo los colombianos"? ¿Qué tal si le dice al Cartel del Terrorismo que ya basta de injerencias y que por lo tanto Venezuela rompe relaciones con ellos? ¿Qué tal si le pregunta a Brasil y Paraguay que de cual democracia hablan si ellos son gobiernos productos de golpes de estado parlamentario?

¿Cómo negar que estemos atravesando una aguda crisis de productos alimentarios y sanitarios, inducida por el bloqueo económico al que estamos sometidos por estados que se creen los policías del mundo, que ni siquiera nos permiten pagar nuestras deudas a tiempo? Pero de ahí a ver su permisibilidad en los llamados a derrocamiento, golpe de estado y magnicidio, desde su territorio, es como si nosotros llamáramos a tumbar esos gobiernos. Sobre todo, las amenazas del país hegemón de invadirnos, es algo que pudieran sufrir "los perritos de la alfombra de Kuczynski" en carne propia en un futuro no muy lejano. Kuczynski permanece en la presidencia gracias a la negociación con el hijo de Fujimori por el indulto de éste; Temer sigue en el poder, a pesar de lo corrupto de su gabinete, por los parlamentarios embarrados por la mugre de decisiones incomprensibles; el gobierno de Macri tiene sus días contados por la corrupción demostrada en su entorno; expresidentes de Panamá, Costa Rica y el actual de Honduras, están siendo juzgados en tribunales anticorrupción. ¿Entonces?

En Méjico y Colombia, narcoestados, siguen apareciendo fosas comunes con decenas de cadáveres, con el agravante de que en la vecina Colombia asesinan a cuanto dirigente anti-oligarquía sale y a miembros de las FARC, a pesar del tratado de paz. ¿De cual "democracia" hablan"? En nombre de "canal humanitario" y de "democracia" tenemos pueblos como Libia, Afganistán, Irak, Haití, Siria y otros, devastados por la guerra conducida por los Estados Unidos y sus aliados. ¿O será que se nos olvida lo que ocurrió en 1989 en El Chorrillo, Panamá, o que los panameños se tuvieron que calar diez años de ocupación yanqui? ¿Será que nos olvidamos de los contras en El Salvador financiados por EEUU? ¿O del asesinato de monseñor Romero? La estela de muerte y desolación que ha dejado EEUU en cada intervención no tiene parangón y es sólo comparable con la del Imperio Romano.

Algo si deben tener claro: Venezuela no se doblegará ni arrodillará ante ningún país; no somos belicistas pero tampoco mochos; no estamos solos pues tenemos el apoyo de muchos países en el mundo que se quieren librar de la bota yanqui; somos pueblo amante de la paz y la hermandad. Pero sobre todo, somos un país, con recursos como para salir por cuenta propia de nuestros problemas internos, que trata de trazar su propio destino. Colombia le debe su paz, después de cincuenta años de cruenta lucha, a Venezuela. Si el Cartel de Lima piensa diferente, allá ellos. Hay un dicho bíblico que dice: ven la paja en el ojo ajeno pero no la viga en el propio. En Venezuela el pueblo no cree en rancias oligarquías, en derechas apátridas, ni en izquierdas trasnochadas.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 462 veces.



Luis Semprún Jurado

Profesional, productor audiovisual, co-productor y co-moderador del programa radial El Ojo de la Ciudad en Maracaibo, estado Zulia

 luissemp2003@gmail.com      @luissemp

Visite el perfil de Luis Semprún Jurado para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Luis Semprún Jurado

Luis Semprún Jurado

Más artículos de este autor



US mp N Y ab = '0' /actualidad/a259538.htmlCd0NV CAC = Y co = US