La Columna del Guerrillero

La pensión por por vejez debe ser un derecho constitucional

El MBR200 Y EL FRENTE REVOLUCIONARIO CACIQUE MARA del Municipio Sucre están de acuerdo con el proteccionismo , pero no con el asistencialismo, toda vez que el estado debe velar y proteger los derechos fundamentales del pueblo, en particular de aquellos sectores más vulnerables de nuestra sociedad, pero a la vez debe promover y propiciar los mecanismos para hacer que la población en edad productiva, desarrolle toda su potencialidad productora, para asegurar las condiciones económicas ,con las cuales el estado haga frente a las obligaciones sociales contraídas con los hombre y mujeres que por mandato constitucional tengan derechos a este beneficio económico, proporcionados por el proceso revolucionario.

El estado venezolano en las personas de sus gobernantes de turno, han contraído compromisos económicos con una parte importante de sus población en el marco de sus políticas sociales, cuyo cumplimiento descansa sobre los ingresos de la renta petrolera.

Partiendo de este criterio es que nos atreveremos llevar al seno de la constituyente que se elija el 30 de julio del 2017, la propuesta siguiente: Que se incorpore a la nueva constitución el derecho de todos los venezolanos de nacimiento, en la edad prevista en la legislación venezolana, a recibir automáticamente una pensión por vejez, sin más requisitos que la presentación de su partida de nacimiento, fe de vida y cedula de identidad.

Decisión constituyente, que elimina de una vez por todo el acto discriminatorio que ha imperado con el actual sistema de adjudicación de pensiones, aplicada por el Seguro Social.

Metodología inventada por la mafia de gestores que por tantos años, se ha mantenido dentro de ese organismo, viviendo de la necesidad de millones de venezolanos, que no podían acceder a ese beneficio, por no poder reunir los enredados requisitos impuestos caprichosamente por ellos.

Cientos de miles de los pensionados que existen en el país, gozan de ese beneficio gracias a que tuvieron que hipotecarse para pagar la vacuna que cobran, los encargados de tramitar dichas pensiones.

El comandante Chávez conocedor de esta situación injusta y miserable que se estaba cometiendo con nuestros viejitos, opto por entregar las pensiones por vía excepcional, igual como lo está haciendo el Presidente Nicolás Maduro.

Sin embargo todos los años, se incorporan a la edad requerida miles de venezolanos y venezolanas, que siguen dependiendo de la discreción del funcionarato del Seguro Social. Situación que mantiene presente el foco de corrupción.

Por lo tanto se impone la incorporación de un artículo en la Constitución que garantice de ahora en adelante y para siempre el derecho a todos los venezolanos de nacimiento a gozar de una pensión por vejez.

Este derecho constitucional permitirá en el futuro, a todos los venezolanos por nacimiento, que hayan cubierto su etapa productiva activa, a tener tranquilidad espiritual y seguridad con carácter irreversible, de gozar de un beneficio económico proporcionado por el estado, cuando decidan irse al reposo del guerrero.

Beneficio de estado que no es lo mismo que asistencialismo de estado, alcanzado durante este periodo revolucionario, producto de la acción de la Asamblea Constituyente del 2017.

De allí que para darle soporte económico a este mandato constitucional, la Asamblea Constituyente tendrá la responsabilidad de habilitar los instrumentos legales, para hacer que la población en edad productiva, se incorpore a trabajar en los espacios generados por el gobierno para incrementar la producción nacional.

El país no puede seguir con ese desbalance tan desigual, donde una parte de la población solo se dedica a consumir sin producir nada, mientras la otra parte estudia, trabaja y produce en el campo para alimentar tanto a los que conforman la población infantil, estudiantil y adultos mayores y a los que se dedican en cantidad significativa a bachaquear, a vendedores ambulantes, y otras prácticas, que no contribuyen en nada al desarrollo económico del país, al contrario son consumidores consuetudinarios, que no le generan ningún aporte económico a las rentas de la nación.

El constituyente conocedor de esta situación, está consciente que una de las causas que provoco el fenómeno del bachaquerismo, es haber permitido que buena parte de nuestra población en edad productiva ,se dedicara a la informalidad improductiva, conduciéndonos a los niveles de dependencia en materia de alimentación el que nos encontramos, con una población a la cual el gobierno está obligado a proporcionar alimento, transporte y asistencia médica gratuita, pero a cambio esa parte de la población, no hace nada para mejorar la producción nacional.

Es por eso que nosotros no somos partidarios del asistencialismo, por cuanto su aplicación nos ha dejado un saldo altamente negativo.

La mayoría de estas personas están en la edad productiva, y quieren que papa estado les de todo, sin mover un dedo a favor de un nuevo modelo económico, en el que todos participemos haciendo algo que contribuya a fortalecer la producción nacional, para evitar que el gobierno tenga que seguir importando alimentos con los ingresos del petróleo, con el propósito de alimentar una parte de la población, que solo tiene vocación de consumidor.

El gobierno después de esta constituyente está obligado a cambiar los patrones de producción de los venezolanos, debemos recordar que la vagancia es madre de todos los vicios y generadora de esa población joven dedicada al mal vivir y por la otra la falta de políticas orientadas a sacar de las calles y de los tarantines que abundan en las ciudades y pueblos de Venezuela a cientos de miles de personas que representan un buen porcentaje de la fuerza productiva que necesita el país para salir a flote de esta crisis económica.

SI EL IMPERIO Y LA DERECHA SON CULPABLES DE NUESTRA SITUACION ECONOMICA, NOSOTROS TAMBIEN LOS SOMOS POR ALCAHUETEAR A UN SECTOR DE LA POBLACION QUE SE VIENE ACOSTUMBRANDO A VIVIR SIN PRODUCIR NADA. PERO SI A CONSUMIR TODO LO QUE LE PASE POR DELANTE.

Ahora bien esta descripción se debe a que nuestra propuesta de crear constitucionalmente la pensión de vejez automática, lleva implícito que la misma es para todos los venezolanos nacidos en esta tierra, por lo tanto, todo ese conglomerado de personas a las que nos estamos refiriendo, serán en el futuro potenciales beneficiarios de esta pensión.

En consecuencia bien vale la pena, que desde ahora comiencen a hacer meritos, dando un paso al frente, incorporándose a ese ejército de voluntades que necesita Venezuela para salir de esta penosa situación económica, en la que muchos de nosotros somos corresponsables.

Hernan Urbina



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1559 veces.



Hernán Urbina

Guerrillero Ayer. Combatiente Siempre.

 orgmbr200@gmail.com

Visite el perfil de Hernán Urbina para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a247534.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO