Los Terroristas con sotana, Fedecámaras y el financiamiento gringo

Primero Justicia (PJ) y Voluntad Popular (VP), en realidad, carecen de liderazgos para mantener las acciones violentas que buscan deponer al presidente Nicolás Maduro, pero cuentan con tres factores fundamentales que les permiten mantener la destrucción y los asesinatos en las calles del país: el financiamiento del imperio gringo, el apoyo automático e incondicional de los extremistas con sotana de la Conferencia Episcopal Venezolana (CEV) y Fedecámaras.

Carecen de liderazgo, porque ninguno de los dirigentes de esos grupos se ha ganado esa condición pulso a pulso en la calle con el pueblo, sino que han sido producto de los medios de comunicación, que los infla para utilizarlos como títeres en el golpe de estado. Y, en consecuencia, se desinflan. Por eso llaman a marchas, trancazos, plantones y luego no pueden controlar la violencia. Los que fungen de líderes en PJ y VP son solo burdos cabecillas de bandas delictivas.

El peso específico al terrorismo de la oposición en Venezuela se lo da, primero, el financiamiento gringo, ya de esto ha hecho referencia el ministro Padrino López, aunque en lo que a mí respecta, no tengo dudas de que el imperio norteamericano baja la plata con que pagan a francotiradores, hampones y revoltosos, que asesinan, provocan incendios, destrozos y hostigan a los funcionarios de la Guardia Nacional y de la Policía Nacional.

Costean los gastos de los vende patria que viajan al exterior a pedir que nos invadan; pagan periodistas sin escrúpulos para mantener esa encarnizada campaña internacional en contra de la Venezuela revolucionaria, según la cual, los homicidios son cometidos por sicarios contratados por los terroristas, pero ellos se encargan de hacer montajes de fotos, videos, manipulan audios, escritos, con el propósito de decir que son las fuerzas del Gobierno bolivariano las que asedian, disparan y asesinan.

Segundo, a todo eso se suma el apoyo que les dan los terroristas con sotana de la Conferencia Episcopal Venezolana CEV; debo advertir que hay curas que de verdad son ejemplo de la iglesia católica, cuando predican la palabra les sale del corazón, sienten la presencia de Dios y como tal llevan amor y paz a su grey. A esos vale la pena llamarlos Padre como al Creador, así con (P) mayúscula. Son representantes de Dios en la tierra.

Pero lamentablemente los presbíteros de la CEV parecieran sentir la presencia de satanás. Esos seres de alma minúscula conocen de la violencia y los asesinatos de la oposición, sin embargo, se niegan a la paz con tanto odio, que son capaces de ignorar los llamados del Papa Francisco. Rechazaron la Constituyente de 1999 y ahora dicen que tenemos la mejor Constitución del mundo tan solo por rechazar la que propone Maduro; la verdad es que detestan todo lo que huela a Chávez. Una actitud canallesca. Defienden sus intereses personales a costa de la vida de los inocentes que caen asesinados. Ellos como los terroristas de la oposición son responsables de los muertos. Tienen el hábito manchado de sangre.

A la CEV les recuerdo al profeta Ezequiel: "Y vienen a ti como viene el pueblo, y se sientan delante de ti como pueblo mío, oyen tus palabras y no las hacen sino que siguen los deseos sensuales expresados por su boca, y sus corazones andan tras sus ganancias". O a Lucas: "Ningún siervo puede servir a dos señores, porque o aborrecerá a uno y amará al otro, o se apegará a uno y despreciará al otro. No podéis servir a Dios y a las riquezas…"

Tercero, el apoyo de Fedecámaras. La cúpula empresarial quiere defenestrar el proceso revolucionario desde que Chávez llegó al poder. Pretende todos los dólares y colocar los precios que les viene en gana. Estuviésemos como en Colombia, con los anaqueles repletos de alimentos que solo adquieren los ricos, porque los pobres no ganan para comprarlos. No olvidemos que ellos con la especulación y el alto costo de la vida provocaron el Caracazo, masacre en la que todavía se desconoce cuanta gente con hambre mataron en el segundo gobierno de Carlos Andrés Pérez. Lo de Fedecámaras es otra forma de terrorismo, aunque terrorismo al fin. Sólo hablan de cambiar el modelo económico y regresar al que les conviene a los empresarios. A ese que les produce a ellos dinero y más dinero sin pensar en el pueblo, en el obrero, el trabajador.

Con Maduro victorioso ¡Constituyente ya!



Esta nota ha sido leída aproximadamente 5507 veces.



Gian Carlo Di Martino

Politólogo, profesor, abogado. Ex-Alcalde de Maracaibo. Cónsul de Venezuela en Milán - Italia.

 giancarlodimartino2017@gmail.com

Visite el perfil de Gian Carlo Di Martino para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a246664.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO