Una Vicepresidencia con Relaciones Exteriores, Comunicación, Cultura, Comunas; Turismo; Educación Universitaria, Energia y Petróleo

Los resultados del pasado 6-D, conocidos a favor de la derecha venezolana, están relacionados con la campaña internacional mediática de los poderes fácticos, que actuaron, cual maquinaria de guerra psicológica –llamada así desde la mitad del siglo XX por el intelectual de izquierda Theodor Adorno–. Es una maquinaria para la "guerra subliminal", explicada por este filósofo de la famosa Escuela de Frankfurt, que como comunidad académica estuvo dedicada a desmontar la pared ideológica, los "ideales" del fascismo, la dominación simbólica y la industria cultural.

Vivimos días de debate fructífero y atendemos muchas aportaciones, sobre todo las que tiene que ver con la re-valoraciones del liderazgo comunal; la eficacia ético-política; la unión cívico-militar y Estado Comunal. Las propuestas, en lo internacional, tienen que corregir y rectificar el aparato mediaticodiplomático del Estado, profundizar su trabajo desde las diferentes sedes diplomáticas del mundo; desarrollar –dada la exigencia actual– pues tal campaña perversa continua contra el país– desde lo financiero, el sabotaje a los viajeros venezolanos; un sinfín de obstáculos para el tránsito de los compatriotas en el mundo. De allí la necesidad de la promoción a gran escala del país, luego de fallidas extemporáneas campañas, sin unidades culturales vigentes, adecuadas y genuinas.

Una contraofensiva internacional como gestión uniría varios Despachos –Relaciones Exteriores, Comunicación, Cultura, Comunas; Turismo; Educación Universitaria, Energia y Petróleo- y se enfoca en la creación de una Vicepresidencia para la Contraofensiva Internacional que nos conduzca a pensar y actuar frente al reacomodo del globalismo imperial: la focalización del Poder Popular y las Comunas en Venezuela; difusión de la política social del Gobierno; el reimpulso de la reapropiciación de la memoria histórica; la construcción de una red interinstitucional y de solidaridad; el impulso de las relaciones e integración existentes y la creación de otros polos de integración y valoración de los pobres del mundo y la cooperación técnica.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1239 veces.



Joaquin Lopez Mujica

Filósofo, escritor y diplomático

 j.lopezmujica@laposte.net

Visite el perfil de Joaquín López Mujica para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: