El espejo

¿Volver al diálogo?

1) Al parecer se abre de nuevo una ventana al diálogo. Hay reacciones importantes en el campo opositor. El deslinde en este sector con motivo de las tensiones internas -errores garrafales como el desconocimiento del resultado electoral favorable a Nicolás Maduro el recurrir, no a la impugnación prevista en el ordenamiento legal, sino a la violencia; y, luego, la aventura guarimbera que selló la división- terminó por desmontar la resistencia que había en el liderazgo. De un lado los convencidos de que la opción no es la lucha legal, y de otro los que consideran que ésta es la vía correcta.

2) Al liberarse dentro de la oposición los factores democráticos sometidos a chantaje, y al tomar éstos distancia de los violentos, se relajaron los vetos y se abrió paso la necesidad de dialogar para poder articular, sin obstáculos, una política que le permita avanzar hacia las cruciales elecciones parlamentarias del próximo año.

3) Esta actitud del sector opositor que es mayoría en el ámbito partidista, se refleja en las declaraciones de voceros autorizados de Acción Democrática, Primero Justicia, Un Nuevo Tiempo, también de Copei y de dirigentes como Henri Falcón. Por cierto, en la interesante declaración que éste dio a los medios, hay una suerte de duda acerca de la voluntad del Gobierno y el chavismo respecto al dialogo. La cual no tiene asidero. Porque la anterior experiencia fracasó -o se interrumpió-, no por culpa del chavismo sino de la situación que se planteó en la MUD, por la que la participación en la mesa de diálogo pasó a formar parte del disenso que existía en el seno del organismo.

4) Ahora el diálogo parece tomar impulso. Hay un cuadro político diferente y la oferta de Unasur, formulada por su secretario general, Ernesto Samper, refuerza la posibilidad de reiniciar conversaciones. Sería absurdo no avanzar por ese camino, el único que garantiza la paz. Al respecto, no tengo dudas acerca de la voluntad del chavismo de asumir responsablemente la tarea de encausar el debate en forma democrática y cívica, y de la actitud que ahora se observa en los dirigentes de la oposición que rechazan la violencia. Las condiciones son favorables a reiniciar el diálogo y hay que apuntalarlas. Perder la oportunidad que se presenta sería una torpeza.

El caso Simonovis

Abogué públicamente en varias oportunidades por una solución del caso Simonovis. También lo hice en privado. Reconozco las razones que tienen los familiares de las víctimas del 11-A para oponerse, y no relevo de responsabilidad en lo sucedido aquel trágico día del entonces alto funcionario de seguridad en Caracas. El caso se convirtió en motivo de enconadas divergencias que difícilmente se pueden silenciar. Diez años de prisión es un castigo que pocos en Venezuela han sufrido, lo cual contrasta con la impunidad imperante. Y más en el caso de los autores intelectuales del atentado contra la Constitución. Sobre ellos no recayó castigo alguno y de la participación en la aventura criminal salieron a ocupar posiciones de dirección en la política y la economía.

Una vez me encontré, casualmente, con Simonovis en el Hospital Militar y me impresionó su estado físico. Era un hombre enfermo. En otra ocasión su esposa solicitó verme y percibí en ella la misma angustia de las miles de madres, hermanas y esposas de detenidos políticos durante la IV República que contactaron conmigo en busca de consuelo y de solución a sus casos. Nicolás Maduro ha tenido el coraje como Jefe de Estado -y como ciudadano- de facilitar una medida humanitaria del caso. No importa cómo sea valorado el gesto por unos y otros. Tampoco quiero emitir juicios sobre las distintas reacciones. La mía es la que expreso, como siempre, con absoluta responsabilidad. En materia de derechos humanos no discrimino ni eludo el tema.

Laberinto

Dos actitudes una contraria a Venezuela de Ricardo Hausmann planteando el default, cuyos efectos negativos para el país se produjeron de inmediato, y la de un experto como Francisco Rodríguez, seria, responsable, denunciando lo que está detrás del planteamiento. La diferencia retrata la absurda situación que se plantea entre venezolanos: unos actúan para perjudicar al país; otros lo hacen con sentido patriótico…

Interesante la orientación autocrítica que Ramos Allup le está imprimiendo a su discurso. Revela que no cede a presiones y que está dispuesto a dar la batalla contra los aventureros. Ojalá otros hicieran lo mismo: ayudarían a salir a la oposición del tremedal en que está metida…

De la irresponsabilidad al terrorismo hay poco trecho. Lo de Maracay con las denuncias del presidente del Colegio Médico de Aragua, lo confirma. Este personaje, guiado por sus intereses de dirigente político, puso en la calle -y alimentó a medios irresponsables- una falsa versión sobre la contaminación de las áreas del HCM. Y eso es terrorismo. Algo inaceptable que remite al funcionamiento de algunos gremios. A uno de suma importancia: el médico. Quien ejerce esta profesión debe tener cuidado con lo que declara por la alarma que puede provocar. Si quien la ejerce pone de lado la ética y la reemplaza por la politiquería, incurre en un grave error. La mayoría del gremio médico, integrada por profesionales honestos, debe reaccionar y condenar tales conductas…

Pérdida lamentable acaba de fallecer el profesor e historiador, Pedro Pablo Linárez, persona de amplios conocimientos. Además, tenaz luchador que dedicó su vida a la reconstrucción de la memoria histórica de las luchas populares. Fue denunciante acucioso de muchas violaciones de derechos humanos durante el puntofijismo. Paz a su alma…

Para los que creen que Europa es opción hoy, nada más deprimente la forma como se pliegan a los EEUU importantes naciones de ese continente. Un brillante escritor Enrique Vila-Matos caracteriza esa actitud con esta frase: "Después de tantos errores y horrores, Europa está acabada"…

No entiendo ciertas medidas del Gobierno en materia política y legal. Medidas que están en contra de lo que es el pasado de lucha por los derechos ciudadanos de quienes integran la mayoría del chavismo. ¿Qué las inspira?…

Frase "el apoyo a la organización Estado Islámico (EI) progresó tras el comienzo de los ataques aéreos a Irak, y los combatientes yihadistas de este grupo han crecido desde que la Fuerza Aérea de EEUU comenzó a atacar sus posiciones" (Declaración de James Comey, director del FBI)…

He estado observando la programación de TVes, canal dirigido por Winston Vallenilla. Es amena. Respetuosa del público. Destaca el profesionalismo del equipo. Un buen indicador de que la televisión del Estado puede tener calidad y satisfacer a la audiencia con programas bien concebidos. Felicitaciones de un televidente desprejuiciado.

Excelente desenvolvimiento de Maduro en su visita a Nueva York (para decepción de la oposición). En el Bronx se la comió. Sus discursos fueron acertados: claros, concretos. Tocó temas delicados con habilidad. A Obama le respondió con elegancia. Ejemplo: la mención a la burbuja, y el recuerdo de los prisioneros en EEUU a los que se les violan todos los derechos…

Otra frase "En épocas de buitres económicos y halcones de la guerra, necesitamos más palomas de la paz" (Cristina Kirchner en su discurso ante la ONU)…

Es evidente que los voceros de los procesos progresistas en el mundo marcaron la pauta en la reunión de Nueva York.

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2830 veces.



José Vicente Rangel

Periodista, escritor, defensor de los derechos humanos

 jvrangelv@yahoo.es      @EspejoJVHOY

Visite el perfil de José Vicente Rangel para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



José Vicente Rangel

José Vicente Rangel

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a195734.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO