Tareas del movimiento obrero

Los trabajadores y las trabajadoras de la patria tienen tareas de radical importancia para la revolución: levantar la producción de alimentos y organizar el trabajo para cumplir las metas de las obras de infraestructura vial y habitacional y, al mismo tiempo, luchar por mejorar el salario integral, piedra fundamental de una salida progresista a la crisis actual.

El diferencial cambiario, la inflación y la escasez pueden ser controladas en el corto plazo, pero cuando se habla de economía, el corto plazo es de por lo menos un año. No se deben dejar de mencionar las amplias ventajas con las que cuenta nuestra economía.

Levantar la producción aplicando una política económica compleja y creativa, que no se amarre a esquemas, como bien nos enseñó el Comandante Chávez, es la clave, pero ello no es posible sin la participación organizada del movimiento obrero.

Es hora de convocar a un gran Congreso de los trabajadores, en el que se defina la línea a seguir en una realidad en la que una parte de la economía está en manos del Estado y el Jefe del Estado, Nicolás Maduro Moros, es un líder obrero, mientras que la otra parte de la economía está en manos de poderosos oligopolios privados y todo ello sucede en momentos de una crisis mundial de la economía, que lejos de alejarse se agudiza.

En Venezuela no hay oposición, lo que hay es oligarquía. Es por ello que el movimiento obrero y todas las clases populares tienen la responsabilidad de alcanzar un más alto grado de unidad política, condición indispensable para vencer a la oligarquía en esta guerra económica.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1346 veces.



Roy Daza

Diputado del Parlamento Latinoamericano

 dazaroy@gmail.com

Visite el perfil de Roy Daza para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: