Guerra y Millán: ¡Victimas del Fascismo de Ayer!

El puñal del fascismo de nuevo acecha a la democracia bolivariana de Venezuela. Intolerancia, odio, gansterismo, racismo, venganza y xenofobia caracterizan la inhumana conducta de los llamados dirigentes de la ultraderecha de nuestro país, donde llaman alegremente a sus partidarios a “descargar su arrechera” contra todo lo que huela a chavismo y Revolución. Muertos, heridos, destrucción y desolación es la consecuencia de la irresponsabilidad y locura opositora. El pueblo demanda Justicia ante tanta brutalidad e impunidad. Repiten el guion que le ordeno la administración estadounidense. Buscan una guerra civil. Sueñan con los Marines USA en nuestro territorio. Lacayismo en pasta. La practica fascista en todo su esplendor. Sin caer en exageración es la misma ideología ejecutada en la Alemania nazi de Adolf Hitler, en Italia con Mussolini, en España con Francisco Franco y porque no, en Chile con Augusto Pinochet a partir del golpe contra el compañero Salvador Allende. (1973) .

En la Venezuela actual el capo o fascista mayor se llama Henrique Capriles Radonsky, fiel representante de la burguesía rancia o amarilla. Todo esto nos hace recordar la tenebrosa época vivida en Venezuela después de l958, donde se impuso el llamado terrorismo de estado, donde fueron desaparecidos y asesinados más de 3 mil camaradas. El estado forajido del puntofijismo. En aquellos tiempos no había ONG, CIDH, OEA, ni medios de comunicación, que velaran por los derechos humanos de tanta gente martirizada por aquella caricatura de democracia. Digno recordar los sucesos del 4 de Mayo de 1962 en el recinto del liceo “Miguel José Sanz” de Maturín, donde fueron vilmente asesinados los estudiantes José Rafael Guerra y Alberto Cesar Millán (GUERRA Y MILLAN).Bandas armadas de Acción Democrática y Copei asaltaron ese centro educativo y cometieron semejante genocidio. Hoy por hoy Guerra y Millán se han convertido en un símbolo de la juventud rebelde de Monagas y desnuda a la falsa democracia puntofijista que implantó las desapariciones y asesinatos por razones políticas en Venezuela. Guerra y Millán significan el sacrificio y heroísmo de la juventud de ayer por la conquista de un mundo mejor.

Sobre los sucesos del 4 de Mayo de 1.962 nos narra el periodista e investigador Beltrán Trujillo Centeno: “Alberto César Millán, estudiante del quinto año de ciencias, y José Rafael Guerra, del tercero, pasaron a la historia como las victimas fatales del salvaje asalto a mano armada al liceo “Miguel José Sanz”, aquella tarde gris del 04 de Mayo de 1.962. Millán presentó perforaciones de balas en el cuello, clavícula y omoplato, en tanto que Guerra, además de numerosas heridas por armas de fuego, recibió un “tiro de gracia” en la nuca. Ambos jóvenes cayeron junto a un refrigerador, cuando trataban de auxiliar, con un vaso de agua, a una Profesora en estado de gravidez que se había desmayado al oír el tropel de las bandas armadas que penetraron al instituto en persecución de un grupo de muchachos que minutos antes se habían dedicado a quemar cauchos en la Avenida Bolívar, en señal de repudio a un gobierno enfrentado a los sectores populares y enemigo jurado de la juventud estudiantil.

No pensaron jamás esos muchachos, ya curtidos en la lucha cívica contra la Digepol (policía política del régimen) y contra la policía uniformada, instrumento represivo de Acción Democrática, que serian perseguidos hasta el interior del plantel y mucho menos que se les atacaría, desarmados como estaban, con armas de fuego, machetes y cabillas”. En el 51 Aniversario de la muerte de GUERRA Y MILLAN levantamos con fuerza y coraje la consigna PROHIBIDO OLVIDAR. Allá aquellos que quieren barrer la historia porque están involucrados en hechos bochornosos y de lesa humanidad.. Lo cierto es, que los asesinos de Guerra y Millán son los mismos que masacraron al movimiento popular durante las décadas del 60, 70 y 80 durante los llamados gobiernos de la IV república.

Es la misma gente que ordenó dispararle al pueblo en la rebelión popular del 27 de Febrero de 1.989. Son los que le dieron una puñalada a la Constitución Bolivariana en el golpe fascista de Abril del 2.002. Son los verdugos que han asesinado más de doscientos dirigentes campesinos Revolucionarios en los últimos años en el país Son los mismos que satanizaron a nuestro líder supremo Hugo Chávez. Son los mismos que van a unas elecciones y cuando pierden llaman a desconocer todas las instituciones democráticas. Son los mismos que queman y destruyen CDI, Centros educativos y otros locales emblemáticos de la Revolución. Son los neoliberales de siempre. Son los mismos que acaban de asesinar a nueve compatriotas revolucionarios., después del diabólico llamado a desobediencia del asesino Capriles Radonsky. Son los mismos que guardan silencio ante las amenazas invasoras del imperio.
Los terroristas y fascistas de ayer, son los mismos de hoy.

Solo cambian su ropaje. Fascismo puro. En este 51 Aniversario de la “Masacre del Sanz” los patriotas y bolivarianos estamos en pie de lucha contra el siniestro plan golpista de los guarimberos y desestabilizadores. Aplastar al fascismo, es la prioridad de la lucha hoy. HONOR Y GLORIA A GUERRA Y MILLAN y todos los camaradas caídos en esta larga lucha. Rodilla en tierra con nuestro Presidente Nicolás Maduro. Rodilla en tierra con la Revolución. “CHAVEZ VIVE, LA LUCHA SIGUE “.

Twitter: @EuribesGuevara


Esta nota ha sido leída aproximadamente 3198 veces.



Euribes Guevara

Profesor y Ex Diputado PSUV

 euribes@hotmail.es      @EuribesGuevara

Visite el perfil de Euribes Guevara para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Euribes Guevara

Euribes Guevara

Más artículos de este autor



US mp N Y ab = '0' /actualidad/a164653.htmlCd0NV CAC = Y co = US