¿Votos inesperados?

La población venezolana, en su inmensa mayoría, conoce, sabe, o ha sufrido de una u otra manera los inaceptables abusos de la dominación, explotación y agresiones de la política norteamericana.

En los próximos días se tiene la oportunidad de responder al imperialismo con coherencia, con un mensaje inequívoco de madurez democrática, porque en Venezuela son más las razones para unir a los ciudadanos progresistas, que los espejismos y especulaciones para dividirlos.

Vale la pena mostrar al mundo el rechazo superlativo de Venezuela, a la política y terrorismo de Estado, ejercido en todo el mundo por el capitalismo imperialista de los Estados Unidos de América, para dominar a los pueblos y apropiarse, por la fuerza, de sus recursos naturales estratégicos.

Conocidos los planes perversos de dominación de los norteamericanos, cabe reflexionar sobre algunos trabajadores intelectuales; profesores, maestros, artistas, políticos progresistas, comunistas, socialistas, e izquierdistas, que por no estar integrados al proceso, puedan plantearse votar a favor del enemigo imperialista. Un motivo, pudiera ser el cambio de ideología, o de chaqueta, esto es válido. Pero no es tan válido el argumento del cómico, más que humorista, venezolano, que declara: “Volveré a ser comunista cuando esto pase” (expresando su renuncia, por rechazo al proceso revolucionario de Chávez y de su pueblo).

La posición de este elitista venezolano es coherente. Solo perteneció al grupo político en razón de alcanzar una pequeña cuota de poder para vivir del cuento en algunos medios e instituciones donde la izquierda debía tener representación. Pero ideológicamente este ciudadano nunca fue comunista, y tal vez nunca pudiera serlo, si se trata de trabajar, y de compartir la renta pública con el pueblo desposeído.

De aquellos intelectuales progresistas, no todos representaron un papel de conveniencia en la IV República, aparentemente habían sinceros militantes de izquierda. Entonces, por qué ahora, cuando pueden hacer de los sueños realidad, expresan rechazo a Hugo Chávez y/o al proceso revolucionario.

Si el rechazo es solo a Chávez, cave la posibilidad de que, por ser críticos, el juicio no les permita votar a favor del imperialismo. Pero si el rechazo es a la revolución, es que perdieron sus valores y sus sueños, o tal vez el juicio, y seguro votarán en contra de su país. Valores, sueños y juicio pueden estar profundamente reprimidos por lecciones aprendidas en las aulas abiertas de la televisión, verdaderas escuelas virtuales de la desinformación.

Es fácil entender, cómo muchos líderes de distintos quehaceres, obtenían cuotas de poder, en universidades, institutos, colegios, academias. Todos agrupados en torno a políticas progresistas, Podrían ser posiciones sinceras de la idealización de una sociedad, en tanto se tratase de una hermosa utopía lejana e inalcanzable, mientras se grita libertad, igualdad, fraternidad.

Pero hoy, ya no se trata de discursos elegantes, se trata más bien de un compromiso ideológico real, se trata de remangarse y trabajar. Se trata de aceptar con convicción los cambios del proceso revolucionario, y acompañar con lealtad a los nuevos y viejos grandes líderes que han sido capaces de conquistar la añorada independencia y poder, para construir una nación con identidad propia, más justa e igualitaria.

Es momento de, con humildad reconocer a quienes, por vía democrática lograron tan difíciles objetivos como fueron la Asamblea Constituyente, la Constitución y Leyes fundamentales para un país que, con orgullo va mostrando al mundo que es posible una forma de sociedad distinta al capitalismo salvaje.

Ya son muchos los logros de la Revolución Bolivariana. Comienza con la conquista de la soberanía, y la recuperación de la industria petrolera, y continua con importante y extensa planificación de proyectos para el rápido arranque de un país que se encontraba en la ruina social y material.

Por cierto, proyectos, realizaciones y obras son recopilados excelentemente por Fritz Saint Louis, en artículo “Los logros de la Revolución Bolivariana…” publicado el 13/09/12 en Aporrea/actualidad. Se recomienda como importante documento de consulta. Fritz enumera con claridad y precisión 235 logros de la Revolución. De su lectura, el reconocimiento al trabajo y dedicación, y el respeto a los líderes Bolivarianos de todos los niveles. .

Precisamente, quien tengan el acierto de darle un repaso a las citadas 235 llamadas de atención, terminará fijando la vista en el pueblo para ver cómo están haciendo la revolución.

Está claro que en las próximas elecciones, la voluntad crítica por defender al país de los depredadores multinacionales hará causa común entre la gente progresista, pensante y sensible, ellos superaran los rechazos, producto de antipatías, rivalidades y desacuerdos con formas y maneras de gobernar.

Se hará causa común, porque se trata de la voluntad para decidir entre la construcción de una mejor sociedad para todos, o se trata, de devolver el país a quienes tienen la expectativa de manejarlo como mercancía. Devaluarlo, deprimirlo y venderlo para con las ganancias tapar los huecos acumulados en su deficitaria y endeudada economía.

Son expectativas, dentro de los nuevos planes Norteamericanos de expansión hegemónica en el mundo; Afganistán, Irak, Libia, Siria, Honduras, México, Paraguay. Planes macabros con bombardeos, terroristas, mercenarios, o elecciones fraudulentas.

No es casual que en este momento esté en el Parlamento Europeo un funesto venezolano-americano representante del golpismo y medios de comunicación, difundiendo desde allí una especie de; “maldito evento eleccionario que se produce sin libertades ni garantías”.

Personajes e ideas como estas sirven a la memoria para recordad a la oligarquía que sirve a los intereses de la derecha Imperialista, y a sus terroristas mercenarios que se encuentran agazapados en cualquier lugar del pensamiento del Tío Sam.

antoniodelarosar@hotmail.com





Esta nota ha sido leída aproximadamente 1762 veces.



Antonio de la Rosa


Visite el perfil de Antonio De la Rosa para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: