(O un poco de humor negro)

La oposición fue infiltrada por el G-2 cubano

Se dice que algunos entendidos y especialistas en conducta humana aplicada al estudio de escenarios, así como analistas de coyunturas traídos en los tiempos de la Cuarta-republica, desde el preámbulo de las elecciones del 98, han tirado la toalla, no han dado pie con bola en la interpretación o comprensión de los actos de la oposición. Es más, se afirma que un israelí y un hindú, expertos ambos en: Trazado Infalible de la Acertabilidad en el Marco del Azar, luego del 4-D recogieron sus corotos; antenas, computadoras, ecualizadores de memoria inconsciente y demás sofisticados objetos, y se fueron a probar mejor suerte en calcular la repetición de eventos en el próximo campeonato mundial de fútbol. No pudieron acertar ni en un solo acto de la oposición venezolana desde el desalojo de la plaza Altamira hasta las elecciones pasadas (diciembre del 2005).

 

Hace poco, en uno de esos lugares donde leen cartas, caracoles, parpados, libros y hasta muelas, una santera señaló: “La oposición esta mal por que tiene sembrao, como un sapo gordo y viejo a la inteligencia cubana en sus cuartos traseros”. Otro de los asomaos indicó: “Eso es como uno mas uno es dos; Chávez es amigo de Fidel, Fidel controla la inteligencia cubana, la inteligencia cubana infiltra, enturbia, confunde, viola, re-viola y martiriza de atrás pa’lante a los principales líderes opositores...” “...y eso pasó hace mucho tiempo”, dijo una vieja matrona como de cuatrocientos kilos bien distribuidos, la cual continuó: “Recuerdan ustedes lo de Alfaro, yo si. Ese día llegó un hombre como de cuarenta años llamado Alberto, pero sus amigos lo llamaban Abeto, trajo un enorme candado, lo colocaron en la puerta del local de AD, y el pobre Alfaro quedo como muchacho de la calle”. “Y ese mismo Abeto, Albert o Abierto –dijo un viejo gordo- fue el que horas antes le dio a la Irene la mala nueva de sus sustitución”.

 

Desde lo último de un rincón, un macilante muchacho gritaba: “Si, son ellos, son los cubanos los que convencieron a Miquelena de que pusiera en tres y dos a Chávez, allá por diciembre de 2001. Esos Abetos, Calos y Camencitas”. Luego retomó la palabra la vieja gorda: “Yo escuché, yo trabajaba en casa de los Miquelenas y escuché cuando el Carlitos decía: Vamos, vamos viejo Miquelenoso, lleva a tus amigotes ricachones, pa’que este Chavecito tire pa’tras las Leyes habilitantes. Y ¡pacatas! le salió a Michelena el llanero del hombre. Como se reía la agente Camencita viendo al viejo coyote y su plebe con caras largas consultando las aspas del viejo ventilador de Anselmo”.

 

“Después vino el golpe de abril –según los comentadores en la vieja casona de brujas- allí se afanó Fidel, dicen algunos que lo vieron entre Coche y el Valle azuzando militares, se dice que de un salto pasaba por Longaray, regresaba a Fuerte Tiuna y llegaba casi hasta el peaje de Tazón. Que astucia, que astucia la del Caballo. Con que facilidad invento lo del ataque a la embajada cubana logrando que se retrataran todos los amigotes de la oposición y, horas antes había puesto a casi todo el alto mando militar en la picota. Ese Fidel, ese grandioso Fidel como logro hasta el último momento que el Alto mando militar apoyará a Carmona, Venevisión apoyará a Carmona, los Estados Unidos apoyaran a Carmona y luego los dejo pegados de la Brocha con aquel decreto ideado por el propio Fidel, que según dice en sus memorias: “fue concebido para que de inmediato las masas de mi amigo Chávez dieran al traste con el payaso Carmona y sus amigotes militares” ¡Que maestro es Fidel!

 

Luego vino lo de Plaza Altamira, Fidel no pudo dirigir directamente las acciones pues andaba preparándole una celada a Bush en el medio oriente y en España a Aznar, pero si estaban sus muchachotes del G-2, los cuales lograron en un santiamén, a punta de videos viejos del Tropicana, Habanos reencauchados y roncitos adulterados encarrila a ese pocote de militares al único sitio libre de Venezuela. Tremendo ese G-2, los emborrachaba y desemborrachaba y entre una y otra pausa discurseaba, mandaban a matar a uno o a otro, les pegaban a sus esposas, amantes y mujeres. Hasta condecorados salieron pues lograron montar en pleno siglo XX una versión mejorada de Sodoma y Gomorra para satisfacción del universo escualido. De allí, de la plaza de la “dignidad”, entre ratón y tras pies, los agentes cubanos llevaron a los ¡valientes! ¡valientes! Oficiales a la clandestinidad. Luego implementaron el guarimbeo. Como gozaban esos cubanos viendo a los famélicos o no tan famélicos escuálidos tumbando cercas, garitas, muros, mujeres, muchachos y niños en sus propias urbanizaciones, escupiendo abuelitas y pisando callos a los viejos escualidotes como se pisa bachacos en terreno propio.

 

Luego que le sacaron el jugo, esos mismos Abetos, Eduados, Camencitas y otros, planificaron el resultado del referéndum, pusieron al sanote de Orlando a decir “babaridades” en Miami, sentaron a la Machado en las piernas de Bush y cerraron con broche de oro, convenciendo a la oposición que no fuera a las elecciones del 4-D, sino que se metieran en la conspiración de niples y AT-4 en Guárico, La Carlota y Caracas.

 

Si señor, la oposición hace rato fue infiltrada por la ausencia de sentido común de allí que cada acto, acción o pensamiento de ésta mientras mas perfecto, mas acorde para el fortalecimiento de Chávez y su proyecto de justicia y equidad social. Ni hablar, la dirigencia de la oposición venezolana son originales engendros del absurdo y la idiotez, como dijo en su momento el hindú, lo cual secundo el israelí.

 

P.D. Pasado cierto tiempo, luego de la opinión del hindú e israelí, Julio Borges encendía un gigantesco habano obsequiado por un cubano con cara de cubano. La oposición tiene en mente un nuevo plan, salido de la inventiva del “compañerito” llegado de Miami y que Ramos ensalza como la última y determinante acción contra el tirano de Miraflores. Ya lo vocifera Julito en nombre de la crema y nata de la oposición venezolana: “El emperramiento contra las navidades del año 2002 se va a quedar enano, piñeurístico, en comparación de este nuevo plan. Atención, atención, apenas el rrrrrégimen se descuide, nos vamos todos pa’l Irak, nos disfrazamos de miembros de la resistencia suicida y comenzamos uno a uno a inmolarnos hasta que nos lleven a Cuba, desde Guantánamo, tomamos la isla, destituimos a Fidel y nos regresamos pa’ Venezuela, “vitoriosos” como dice Fidelito, nuestro nuevo asesor enviado por la linda Camencita, que como se le enfermó su abuelita regresó a los mayamis (SIC).

 

 

¡SOLO AL PUEBLO SALVA AL PUEBLO!

 

 


Esta nota ha sido leída aproximadamente 6727 veces.



Luis Villafaña/PNA-M13


Visite el perfil de Luis Villafaña para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: