Clodovaldo Huele a traidor, el Otro Roberto y El Patriota Aranguibel

Este fin de semana tuve un zafarrancho cognitivo de padre y señor nuestro. Tuve que agarrar a mis nietos e irme a un parque de diversión de carajitos para ver cómo hacía con este conflicto. Necesitaba tiempo.

Como no tengo mucho que hacer por jubilada, me he propuesto la tarea  de leerme casi todos los destacados articulistas revolucionarios y de la MUD y ya voy entiendo, que entre muchos de los que están de este lado y los llamados de la triple “A” de la MUD no existen diferencias. Los únicos que los distinguen a veces, es el sitio donde cada uno creé que está.

Lo demás es exactamente igual. Como están aparentemente aquí de este lado, dicen que aquí todo anda muy bien y que lo malo está allá en la otra acera. Así son, los de la tripa A. Todo anda muy bien en su lado y todo lo malo, merodea por su acera del frente. Los de este lado, si alguien comete el error de salirse de la franja amarilla, tiene su respectivo calificativo: Estúpido o gran ignorante, por ejemplo

¿Pero por qué este zafarrancho cognitivo?

Este sábado 12 de julio, leí al mismo tiempo tres o cuatro artículos. En Aporrea, leía a  Clodovaldo Hernández, cuyo título “pasar la página” era muy curioso. Ese mismo día, leí otro de él en “Todos Adentros” con título mejor y excelente contenido: “La anti-autocrítica nuestra de cada día”. Este me interesó más.

El sábado también leí el artículo del otro Roberto (Roberto Hernández Montoya) en donde Kant, Edgar Morín y Sócrates están clarito, pero lo que no está “muy clarito”, según mi poco entender,  es ese “revolucionario” del cual nos habló el otro Roberto. Muy abstracto. Ese revolucionario que hace cosas malas puedo ser yo,  y vaya que no manejo ni una ajuga pública. Esta Clarito Kant, Morín y Sócrates, pero la abstracción de “un revolucionario que roba” no está nada claro, aun con todo el saber que lleva encima Edgar Morín y el que llevo Sócrates y Kant. Es mucho saber. El otro Roberto, O sea, Roberto Malaver, diría “saber que jode”

Esta frase: “Un revolucionario que roba  se vuelve contrarrevolucionario”, me descuadró. Pensé y me dije,  tal vez Einstein no estaba tan clarito con la relatividad. “Un revolucionario que roba y se vuelve contrarrevolucionario”, cuándo fue revolucionario, en qué tiempo y lugar. Estará clarito para Kant, para Morín y Sócrates, pero mi cabeza no da para tanto.

Leí también este mismo sábado, un artículo de Alberto Aranguibel, sobre la estupidez de un supuesto “maridaje” entre el gobierno y los empresarios.

A Clodovaldo, le da “mucha mala espina” que la cosa con las lochitas que sumadas todas dan como resultados unos 20 mil millones de dólares, continúen en el limbo. Para ser muy preciso, Clodovaldo luego de encontrar muchos parecidos entre el lenguaje de los conductores  de la IV y la V para superar traumas poco éticos, nos dice  o más bien pregunta cositas como esta: “qué pasó con los 20 mil millones de dólares que, según cálculos conservadores, fueron birlados de las arcas nacionales mediante toda suerte de tracalerías cambiarias. Despejar las dudas es una obligación ética de todos, pero particularmente lo es de la revolución”

Uno dice, este tipo con esta cara de carajito, cómo se viene con esta vaina y nos desnuda tan feo, planteando que hasta desde la lingüística; la revolución está pareciéndose  a la derecha. Uno agradece que exista un Clodovaldo Hernández. No es muy frecuente ver otros Clodovaldos.

El tal Aranguibel, nos dice que  “es de estúpido” y de la mayor ignorancia, suponer que hay un “maridaje con la burguesía”. Esta cosa dicha así, le asegura al camarada Aranguibel chamba para rato, pero queda la duda. Si hemos entendido a Clodovaldo Hernández y sobre la falta de respuesta a los 20 mil millones de dólares que se birlaron. Esto puede estar bajo dos hipótesis. La primera, es que hay un perfecto maridaje y la segunda hipótesis, nos sugiere de un maridaje no tan perfecto. Alguien le pone los cuernos a alguien en esto de los 20 mil millones de dólares birlados.

No obstante esa calificación por parte de Aranguibel de “crasa ignorancia” huele feo.

Amarantarojas065@gmail.com

@La_DagaRoja

Referencias

ñ  Hernández Clodovaldo http://www.aporrea.org/actualidad/a191395.html

ñ  Hernández Roberto http://www.ultimasnoticias.com.ve/opinion/firmas/roberto-hernandez-montoya/soy-esquizofrenico.aspx

ñ  Alberto Aranguibel http://www.ultimasnoticias.com.ve/opinion/firmas/alberto-aranguibel-b-/el-maridaje-de-los-estupidos.aspx



Esta nota ha sido leída aproximadamente 5785 veces.



Amaranta Rojas


Visite el perfil de Amaranta Rojas para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Amaranta Rojas

Amaranta Rojas

Más artículos de este autor


Notas relacionadas

Revise artículos similares en la sección:
Ideología y Socialismo del Siglo XXI


Revise artículos similares en la sección:
Anticorrupción y Contraloría Social



US mp N Y ab = '0' /ideologia/a191524.htmlCd0NV CAC = Y co = US