Sentido de la historia

Cuando los partidos políticos de oposición se abstuvieron de participar en las elecciones parlamentarias del 2005, demostraron, además de poco tino político, no tener sentido alguno de la historia. Es un hecho conocido, en el medio político, que algunos de estos partidos, entre ellos Primero Justicia, le pedían al CNE, más bien le rogaban, eliminar las capta-huellas, como condición sine qua non, para participar en el proceso electoral. El CNE accedió y, de cualquier manera, se retiraron. La presión fue muy grande. Igualmente, en las pantallas de TV, observábamos cómo los dirigentes de Un Nuevo Tiempo, del Estado Zulia, rechazaban la decisión, que ellos llamaban “de Caracas”, y se negaban a retirarse. Después se supo, y es un hecho que pertenece a la historia, que el entonces Embajador de los Estados Unidos, William Brownfield, viajó a Maracaibo y pocas horas después, los candidatos de Un Nuevo Tiempo también se retiraron. No aguantaron la presión de la Embajada de los Estados Unidos y de los grupos económicos…

Grandes líderes políticos, como Mao, Churchill o De Gaulle, han tenido sentido de la historia. Fidel lo ha tenido, de manera exagerada, día a día. Chávez también lo tiene. Es la capacidad de entender el momento histórico y estar a la altura de las circunstancias. El sentido de la trascendencia. La ambición más pura. La expansión del ego. La confianza en sí mismo. El compromiso ético con la historia. Una responsabilidad que suele ser propia de la soledad inherente al poder. Las 5 Líneas Estratégicas de Acción Política se inscriben en esa responsabilidad adquirida, al igual que el memorable discurso crítico pronunciado ante la Dirección Política Nacional del PSUV.

El pueblo venezolano demostró tener sentido de la historia cuando salió espontáneamente a las calles, en aquellos extraordinarios días de abril del 2002. El MVR antes y el PSUV ahora, por el contrario, han demostrado muy poco sentido de la historia. Más preocupados por conservar cuotas de poder que por la historia. Estamos a las puertas del 2012. Año crucial para la Revolución Bolivariana. Y, más allá, allende, para otras tierras y pueblos del mundo. ¿Seremos capaces, Chávez y el pueblo venezolano, de estar a la altura de la historia? El tiempo lo dirá.


clasemediarevolucionaria@gmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1646 veces.



Reinaldo Quijada


Visite el perfil de Reinaldo Quijada para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /ideologia/a122854.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO