Subsistema de educación básica, Elias Jaua inicie el rescate de la idea primogénita educativa

Desde que el Profesor Aristobulo Izturiz estuvo como Ministro de
Educación y desarrollo el Proyecto de las Escuelas Bolivarianas,
Simoncito, Liceo Bolivariano y las Escuelas Técnicas Robinsonianas,
como concepción de vida y sistema, no ha existido otra idea que
permita profundizar o continuar este enfoque educativo. Pareciera que
todo queda para un después o más tarde.

Hasta ahora no veo la mínima intención de hacer las transformaciones o
renovaciones necesarias en esta materia, a excepción de un
planteamiento que asomó el Presidente de la República Nicolas Maduro
en cuanto a volver al estudio de las áreas de Matemática, Física,
Química y Biología por separado. El pueblo venezolano requiere hoy el
aterrizaje inmediato en un modelo educativo que genere la socio
producción y que nuestros jóvenes se inserten de una vez por todas
desde temprana edad. Los y las educadores de este país, parece hacerse
los desentendidos en este tema. Por ahora, sólo el Proyecto de "Manos
a la siembra" del Maestro Carlos Lanz, parece ir en este sentido.

Es preocupante y desde ahora ofrezco mis conocimientos como
profesional del país y formado en revolución, para trabajar en este
sentido. Incluso, exhorto a los y las educadores bolivarianos de buena
voluntad a mostrarse en relación a estos propósitos, aprovechemos los
tiempos constituyentes y seamos pro-activos en esto. Rescatemos las
ideas esenciales y primigenias del proyecto educativo bolivariano que
iniciamos con Hugo Chávez Frías, exhortemos abrir el debate sobre el
modelo educativo en marcha para configurar sus componentes en función
de los planteamientos productivos que propone el Presidente Nicolás
Maduro.

Todas las medidas, ideas y proyectos educativos que se dieron en un
momento y que aún persisten en desarrollo, deben ser sometidos a
revisión e integrarlos en una estrategia que permita avanzar. Son
elementos que son parte de un desencadenante histórico que no lo
podemos obviar, menos tirarlo al olvido, caso como el Decreto 1011 (
Supervisores Itinerantes) su significado y consecuencias debe
evaluarse a profundidad. Proyectos como el PAE, SENIFA, Escuelas
Bolivarianas, Simoncitos, Liceos bolivarianos, Escuelas Técnicas
Robinsonianas, las TIC en educación y Canaimitas, que sirvieron como
unificación de los niveles del sistema educativo pensado en
revolución, es un valor al que debemos corresponder. La puesta en
marcha de la Colección Bicentenaria de los textos como apoyo al
proceso de la enseñanza y el aprendizaje, son recursos a los que
debemos acudir con retorno y equilibrio. La implementación de
Programas de Formación y Actualización Docente, incluye Convenio de
Estudios de Postgrado y la Formación de Educadores a nivel nacional
(PNFE), es una acción estratégica y obra impostergable que merece
continuidad, así como la construcción del Currículo Bolivariano
(detenido y engavetado, año 2008), Proyecto "Manos a la Siembra" en
desarrollo, constituyen experiencias significativas que implican
prestarle atención. Son espacios de discusión que el pueblo y el
sector educativo de este país aclama desde hace rato, pero, no como
alegoría y alabanzas, sino como espacio de discusión permanente y
continuo.

Tenemos unas ventajas considerables, desde lo jurídico esta la Ley
Orgánica de Educación (2009), está intacta hasta ahora, aunque con
algunos intentos en sus desarrollo, pero, las circunstancias no lo han
permitido. El funcionamiento integral de los dos Subsistemas trazados
es una prioridad. Las demás leyes especiales que deben originarse, es
una deuda histórica que no puede esperar, en pro del fortalecimiento
del sistema educativo socio-productivo y sobretodo de algo que produce
piquiña en los sectores reaccionarios del gremio, el desarrollo del
Poder Popular.

Aprovechemos ideas novedosas que se impulsaron previamente en este
sentido, como la Resolución 058, creación de de los Consejos
Educativos o los intentos de reformas en las áreas curriculares del
año 2015-2016, para impulsar una estrategia educativa que permita la
construcción a corto, mediano y largo plazo del modelo socio-educativo
y productivo del país. Implica revisar todos los esfuerzos y toma de
decisiones que se han dado para la educación en todas las gestiones
del Ministerio de Educación y recrearlas a plenitud y profundizar en
la coresponsabilidad que debe tener la educación y la producción. Sino
lo hacemos, la patria nos condenara para siempre.

Una de las primeras medidas que debemos hacer en el próximo año
escolar (2017), es erradicar definitivamente la distinción entre la
educación nacional y la regional o rural. No puede ser que aún
mantengamos esa vieja concepción de la IV República que exista un tipo
de educación para las ciudades y otra para los campos o zonas rurales
del país, es decir, en varias regiones persiste la administración de
escuelas por Gobernaciones con las denominadas Secretarías de
Educación, incluso intentan dirigir y orientar la educación. Conservan
aquello de las denominadas "escuelas estatales" en contraste con las
que son dependientes directos del Ministerio de Educación (ME), lo que
trae como consecuencia la formación desigual, incluso hay partes que
para escurrir el bulto de esta situación se hacen las denominadas
"autoridades únicas", sólo por mantener espacios de poder.Esto debe
ser corregido de inmediato, unificarse y centralizarse al órgano
rector que profesa el estado docente contenido en la LOE. La educación
es una sola y su administración recae en el Ministerio de Educación.

Un aspecto relevante para abrir este debate, qué paso con la discusión
e implementación de Currículo Bolivariano, iniciado en el año 2008,
con el Profesor Adan Chávez, desempolvemos este Proyecto y coloquemos
en todos los sectores productivos del país su discusión.

Otro, es el intento de la transferencia de competencias al poder
popular con los Consejos Educativos, por qué no se ha concretado, qué
es lo que impide hacerlo, cuáles son las ventajas que ofrece, por qué
el magisterio y sus gremios no avanzan en este proceso. Interrogantes
que deben ser contestadas en el marco de la ANC.

En el año 2015, todos fuimos testigos de un debate nacional, el
Ministro de Educación de entonces Hector Rodriguez, impulsó la
"calidad educativa", eso quedó por ahí, nadie da cuenta de sus
resultados, rescatemos esa idea y como si fuera poco, en el año 2016
prosiguió la reformulación del currículo por aŕeas integrales;
planteamientos que estuvieron desarticulados de los agentes educativos
de base,pero, que son dimensiones de la situación que tenemos hoy en
la educación.

Pareciera que la educación es tomada por momentos, como una moda a la
cual hay que lucir y después olvidarse. Dependiendo del Ministro que
pongan, se trabaja, no existe una política educativa definida que
permita avanzar con resultados que impacten en la revolución
bolivariana en sus modelo económico que profesamos e intentamos
relanzar con los 15 motores. Ejemplo algo que le diga al ciudadano de
a pie, mire su hijo a los 10 años va aprender un oficio en la Escuela
para que cuando tenga 15 años se defienda y profundice en otras áreas
del conocimiento y sea productivo desde ya.Es lo que espera la mayoría
dle pueblo, asegurar el futuro de sus hijos sobre la base de un modelo
de estado que orienta y administra nuestras riquezas naturales y
talento humano.

Lo último que anunció Nicolás Maduro y recomendó a Elias Jaua
(Ministro de Educación), es volver a rescatar el estudio especializado
por áreas básicas como la Matemática, Física, Química y Biología;
asunción de un posible error que se había cometido en épocas
anteriores, al intentar integrarlas. Planteamiento que merece
discutirlo en todos los sectores y ámbitos de la política publica y
reorganización del Estado, sobretodo en tiempos constituyentes. No
vaya ser que ahora se encierren cuatro sesudos e ilustrados y nos
coloquen las especialidades que necesita el Capital para
sobredimensionase y caer en las viejas reformas educativas de los
adecos con Giuste y Cardenas.

La Colección bicentenaria de libros es una idea muy bien pensada,
pero, detenida por la globalización y uso de las maquinitas. En varías
escuelas del país existen ruma de estos libros en salones y estantes a
la espera que alguien los consulte, pues, el maestro/a obvia el uso de
este recurso de apoyo, por carecer de la instrucción necesaria.

El Proyecto "Canaima", computador portátil para uso exclusivo de
nuestros niños y niñas, la mayoría son utilizadas en tareas que no son
exclusivamente educativas. A menudo se observan estos aparatos en los
centro de servicio de reparación de celulares, artefactos electrónicos
e incluso lo vimos en las acciones de la MUD, utilizando estos equipos
en la recolección de firmas del fracasado referendo y contra la
Constituyente. En este sentido, la ANC debe legislar y optar las
medidas correctivas para el buen uso de estas computadora que tanto
cuesta a nuestro gobierno y que pagamos todos los venezolanos/as con
los impuestos.

En cuanto a la prosecución del Subsistema de Educación Básica, como
factor de Ley, aún no se tiene claro cómo debería integrarse y
articularse como componente del Sistema Educativo Venezolano delineado
en nuestro pacto social de 1999 (la CRBV) y que debe estar a tono con
el Modelo Socio productivo que promueve la revolución bolivariana.
Este subsistema de fusionarse como continuo humano en correspondencia
y articulación al otro subsistema denominado "Educación
Universitaria", aprovechando el proceso de municipalización y
territorialidad universitaria; parte integrante del modelo de sociedad
que aspiramos; hombres y mujeres produciendo a beneficio de todos y
todas. Y, así sucesivamente, tenemos tela que cortar, construir y
crear en el sector educativo y los y las Constituyentes electos por
dicho sector, deben tenerlo claro. Rescatar la esencia del Proyecto
Educativo con raíz bolivariana, iniciado con Hugo Chávez, debe ser
nuestro punto de honor.

Hoy es un momento ideal, insurgente por demás decirlo y donde los y
las educadores venezolanos tenemos de nuevo otra oportunidad histórica
para relanzar con fuerza la idea de la educación bolivariana, pero en
correspondencia con el modelo productivo que aclama el país. Está en
las manos del compañero Elias Jaua que esta idea sea posible. Son
simples recomendaciones y que deben ser escuchadas y atendidas. Es
tiempo para repensar y profundizar lo que hemos hecho. Las primeras
ideas del profesor Aristobulo, sin menospreciar las demás gestiones,
deben rescatarse, el sentido pedagógico del ser, hacer y convivir,
debe ponerse en práctica.

Ejemplo el Programa Nacional de Formación de Educadores (PNFE), generó
una aproximación de 200.000 maestros (as), acreditados por la UBV con
título de Licenciaturas de Educación en distintas menciones (S/m,
Inicial, Especial y Educación Física). Esta población la tenemos
latente en los 335 municipios del país, algo extraordinario. Fue y es
un proyecto de formación del talento humano idóneo para desarrollar el
Sistema Educativo Bolivariano, pero, hasta la fecha no se le ha dado
la importancia. Existe una orden de no se quién, alguién a lo interno
de la revolución (escuálido infiltrado) que no podíamos tener
educadores en masa, ya que eso representaba una maquila docente, de
paso "malformados", "tapamarillas" y Chavistas. Descalificativos que
son productos de una estrategia de la derecha endógena que tiene el
sector educativo para detener el avance de este Proyecto Educativo
Bolivariano.

Ideas que por cierto, fueron trazadas por Fidel Castro y Hugo Chávez
en reunión bilateral, en uno de esos encuentros de horas interminables
de trabajo de estos dos Gigantes, cuyo propósitos estuvieron definidos
claramente, formar mas de un millón de médicos y educadores para
difundir los preceptos bolivarianos y martianos por toda la América.
Parece que esto no se entendió y comprendió en los dirigentes
educativo de la revolución. Los que si captaron esto, fueron los
sectores reformistas que tenemos en la educación, logrando detener o
desvirtuar este Proyecto.

En el contexto de las ideas que lanzó el Presidente Nicolás Maduro en
el seno de la ANC, esta propuesta tienen cavidad "El nuevo estado
comunal debe nacer ya, la nueva forma de estado, el poder del pueblo,
darle poder a las nuevas formas de democracia, Consejos comunales,
Comunas, Consejos movimientos sociales"; aprovechemos este marco y
repensemos la educación. Porque de algo si estoy seguro, se pude
decir, hablar, diseñar, trazar y ejecutar cosas, pero, si no atendemos
la educación, nada de cambio y transformación ocurre.

Así que manos a la obra,

Siempre tenemos que comunicarnos, siempre tenemos que dialogar
 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 639 veces.



Angel Tiodardo


Visite el perfil de Angel Tiodardo para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Angel Tiodardo

Angel Tiodardo

Más artículos de este autor



US Y ab = '0' /educacion/a250770.htmlCd0NV CAC = , co = US