Sentir Bolivariano

Reflexiones necesarias (II)

I

Como en otros momentos previos a una campaña electoral, durante el desarrollo de este proceso Bolivariano y Socialista en nuestro país, se ha desatado nuevamente una campaña internacional-secundada lógicamente por la derecha nacional- contra el gobierno y el pueblo venezolano.

Sienten que se les presenta otra vez la oportunidad de frenar la Revolución Venezolana. Para ello echan mano de varias líneas de acción, ejecutadas a través de la guerra mediática. Los medios de comunicación privados internacionales, apoyados por los nacionales, emprenden sus intentos desestabilizadores utilizando la infamia y la mentira. Es parte del plan fascista y temerario, que intenta por todos los medios posibles, frenar la Revolución Socialista. Entre otras “menudencias” hemos visto los ataques dirigidos al Comandante Presidente Chávez, por supuestos apoyos a las FARC y a la ETA. Una canallada avivada fundamentalmente por el Partido Popular Español (PP), que como se sabe, es un reducto del franquismo, es decir, de la ultraderecha internacional. El Presidente español Rodríguez Zapatero, atrapado por esa red de fascistas, solicitó mediáticamente una explicación sobre el supuesto hecho al gobierno venezolano. Excelente respuesta la del Presidente Chávez: “No tengo que darle explicaciones señor Rodríguez Zapatero, por una provocación de un juez de la derecha española. Haga usted lo que considere que debe hacer. Pero Venezuela es un país soberano”.

Por otra parte, el manipulado y mentiroso informe de la Comisión Interamericana para los derechos humanos (CIDH). Reportan presuntas violaciones a los derechos humanos en un país, el nuestro, donde al contrario existe cada día mayor suma de felicidad para el pueblo. Igualmente, la gira emprendida por la secretaria de estado estadounidense, Hillary Clinton, por algunos de los países latinoamericanos, intentando sembrar intrigas y divisionismo en Nuestra América. Es, entonces, el plan imperial en pleno desarrollo: alertas sobre el presunto peligro que significa Chávez para la “Democracia Latinoamericana”, acusaciones sobre supuestas vinculaciones con grupos terroristas, informes negativos y consecutivos sobre supuestas violaciones a los derechos humanos, entre otras perlas fascistas.

Estamos seguros que nuestros pueblos seguirán alzando sus voces de protesta contra esos empeños, continuarán fortaleciendo su poder político y su conciencia revolucionaria, para seguir avanzando por el camino de la unidad nuestro –americana. Continuaremos con la denuncia permanente y la preparación necesaria para impedir que las fuerzas imperiales logren sus objetivos.

Recordemos que el instrumento principal en este diabólico plan es el mediático, de manera similar a como lo usaron en el golpe de estado de Abril –2002 y en el paro petrolero del mismo año. Acá en Venezuela, se está utilizando la guerra mediática para abortar la democracia participativa y protagónica de nuestro pueblo. Esta contraofensiva busca, entre otras cosas, crear condiciones internacionales para un ataque directo y definitivo, piensan ellos, contra nuestro país. No podrán, no volverán; somos libres e independientes y moriremos por ello si hace falta. ¡Viva nuestra soberanía!!.

II

Mi abrazo solidario y con mucho amor a todas las mujeres en su día. Felicitaciones mujer emprendedora, luchadora, bolivariana, revolucionaria. Tuyos son todos los días de la patria. En este empeño de construcción socialista seguiremos juntos, hombres y mujeres de la era bicentenaria. Tomados de las manos, con corazones y mentes entrelazados, amalgamando la revolución bolivariana. Con Josefa Camejo, Isabel de Ojeda, la Cacica Orocomay, Dominga Ortíz, Juana Ramírez, Ana María Campos, Manuela Saenz y tantas otras, continuaremos siempre con el Proyecto Bolivariano, construyendo patria.

Recordemos, como parte de nuestro proceso histórico integrado y permanente, que el 27 de agosto de 1910 se realizó en Copenhague, Dinamarca, la segunda conferencia de mujeres socialistas. Ésta contó con la presencia de más de cien (100) delegadas de 17 países. Allí, a partir de la propuesta presentada por las representantes del Partido Socialista Alemán, Clara Zetkin y Kathy Duncker, se decidió establecer el 8 de marzo como Día Internacional de la Mujer. En dicha propuesta se planteaba que:”En unión, organizaciones de clase, partidos políticos y sindicatos proletarios en cada país, las mujeres socialistas del mundo celebrarán cada año un Día de la Mujer. Su objetivo principal será obtener el derecho a voto de la mujer. Esta demanda debe ser levantada dentro del contexto global de los asuntos concernientes a las mujeres, de acuerdo a los principios socialistas. El Día de la Mujer debe tener un carácter internacional y debe ser preparado cuidadosamente”.

En estos días de Revolución Bolivariana, más allá de fronteras geográficas y diferencias étnicas, lingüísticas, culturales, económicas y políticas, el Día Internacional de la Mujer constituye un homenaje a la lucha en pro de la igualdad, la justicia, la paz y el desarrollo. Es reconocer, en la mujer venezolana, el aporte consciente “… a construir esta patria que avanza a ser cada vez más libre, amando, pariendo, amamantando, arrullando, educando, defendiendo, navegando, cazando, pescando, recolectando, plantando, moliendo, avivando el fuego, transformando los alimentos y materias primas, acarreando, tejiendo, pintando, modelando, construyendo, comerciando, intercambiando, cooperando, solidarizándose, recetando, curando o amortajando”. (Lelia Delgado, 2007).

Considero importante destacar acá, sin menospreciar a ninguna otra, la imagen histórica de Manuelita, la Libertadora del Libertador. De ella se ha dicho: “Ninguna vida de mujer, en la historia latinoamericana, con tan soberbio despliegue de inteligencia, sagacidad y orgullo; valentía, decisión y a la vez señorío puesto en dignidad; capacidad política, sentido de dominio y de poder conspirativo; desinterés, además, y generosidad llevados al último límite. Un carácter, en suma, definidor de un destino. Si se recorre la historia continental desde antes de la independencia, o en ella y después, ninguna mujer aparece con tantas preeminencias, manifestadas todas en el hacer público…” (A. Rumazo G.).

Niña, joven, mujer, sigamos adelante, con la entereza de siempre, construyendo el Socialismo Bolivariano.

¡Patria Socialista, o muerte!

¡¡Venceremos!!

sentirbolivarianobarinas@gmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1853 veces.



Adán Chávez Frías


Visite el perfil de Adán Chávez Frías para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: